Anuncio
Share

‘La señora es una reina’

Isabel Pantoja, quien esta semana habló de la emoción que siente de volver a grabar un álbum con temas de Juan Gabriel estará en tierras mexicanas luego de una larga ausencia, para presentarse el 23 de noviembre en el Auditorio Nacional de la Ciudad de México y el 26 en la Arena Monterrey, el mismo lugar donde una semana antes ya habrá actuado Juan Gabriel.

Con la proximidad de su llegada, el Divo de Juarez concedió una palabras para él hablar de su comadre Isabel.

“No sé si nos veremos en la Ciudad de México, o quizá la espere en Monterrey, seguro nunca estoy, ya ves que soy como la vida y la muerte, impredecible”, dijo “El Divo de Juárez” en conversación con Reforma.

El pasado muestra que ambos sentían una admiración mutua, pero fue Isabel Pantoja la que decidió tomar un avión en su natal España para viajar hasta Ciudad Juárez, exclusivamente para conocer a Juan Gabriel.

Su primer encuentro en 1985 marcó el inicio de una gran amistad que con el tiempo se convirtió en algo más: la cantante andaluza y su hermano Agustín se hicieron compadres de “El Divo de Juárez”.

“Ellos son padrinos de bautizo de mi hijo Iván, eso para mí es sagrado, es un cariño aparte del que les profeso”, expresó Juan Gabriel, quien hoy jueves ofrece el primer concierto de los tres que tiene pactados en la Arena Monterrey.

“Desde entonces somos amigos de verdad. No nos vemos todos los días, pero cuando nos vemos, sentimos que el tiempo no pasó. Gracias a personas como ella y un montón de amigos que tengo en Monterrey digo que ‘la gente que se quiere debería vivir cerca’”, dijo.

El cantautor de Parácuaro, Michoacán, abrió su corazón en exclusiva a Reforma, habló de su relación con Pantoja, quien se presenta también en la Arena el 26 de noviembre, sus recuerdos y la historia de una gran amistad que han mantenido desde hace 23 años.

“La reina Isabel Pantoja es una señora, o la señora Isabel Pantoja es una reina, como gusten. Dicen que el mérito no es llegar sino sostenerse, pero yo digo que el mérito no es llegar y sostenerse, sino merecerlo y ella lo merece”, afirmó el cantante. “Mira todo lo que tuvo que pasarpara que nos conociéramos. Si sus antepasados no hubieran conquistado México, jamás nos hubiéramos conocido, y si los anglosajones hubieran conquistado México, menos nos hubiéramos conocido, porque los gringos mataron a casi todos los indígenas”.

En 1985, Pantoja visitó su casa de Ciudad Juárez acompañada de su hermano Agustín y un ejecutivo de la compañía de discos para la que ella grababa.

“Quería conocerme, hizo un largo viaje especial sólo para decirme con toda su humildad andaluza y todo su español orgullo, que le encantaría que le escribiera algunos 10 temas para su próximo disco”, recordó el intérprete de “Querida”.

“Ese detalle la convirtió en una reina para mi, le dije ‘sí', aunque no sabía qué darle, hacía mucho tiempo que no recibía en Juárez una visita tan honorable y llena de tanta sencillez, cenamos poco y charlamos mucho, su estancia duró menos de dos horas”, recuerda.•

música


Anuncio