Anuncio
Share

Tres niños salvadoreños son repatriados luego de permanecer detenidos tres meses en Tijuana

El caso de los hermanos Jorge Luis Perdomo López, de 10 años, y Brandon Isaac López, de 5 años, y su primo Josué Joel Castellón, de 5 años, sacó a la luz el drama que viven los menores centroamericanos no acompañados que son detenidos en México y se quedan en un limbo migratorio. Foto de las calles de Tijuana.

El caso de los hermanos Jorge Luis Perdomo López, de 10 años, y Brandon Isaac López, de 5 años, y su primo Josué Joel Castellón, de 5 años, sacó a la luz el drama que viven los menores centroamericanos no acompañados que son detenidos en México y se quedan en un limbo migratorio. Foto de las calles de Tijuana.

Tres niños salvadoreños que se encontraban detenidos en Tijuana, México, fueron repatriados ayer a su país de origen después de varias semanas de presión y protestas por parte de activistas pro-inmigrantes en Estados Unidos.

El caso de los hermanos Jorge Luis Perdomo López, de 10 años, y Brandon Isaac López, de 5 años, y su primo Josué Joel Castellón, de 5 años, sacó a la luz el drama que viven los menores centroamericanos no acompañados que son detenidos en México y se quedan en un limbo migratorio.

“Este es un caso emblemático que vamos a usar como ejemplo para iniciar una discusión sobre el tema, para sensibilizar a la opinión pública y preguntarnos dónde están estos niños perdidos en estos centros de detención”, dijo ayer Salvador Sanabria, vocero de la organización El Rescate.

Los tres pequeños salvadoreños fueron detenidos por las autoridades mexicanas el pasado 13 de noviembre y desde ese momento sus madres estuvieron presionando para que los menores fueran regresados a El Salvador.

Según María Mercedes López Peña, cónsul de El Salvador en Los Ángeles, las madres de los pequeños firmaron la documentación para repatriar a los niños a pocos días del arresto; sin embargo, el proceso se extendió casi 90 días.

“Yo llamaba casi todos los días, al final la persona de inmigración en Tijuana no quería pasarme ni al teléfono”, denunció Ingrid López, oriunda de San Miguel, El Salvador.

Sanabria y los activistas buscaron el pasado fin de semana rescatar a los pequeños del centro de detención y pedir una visa humanitaria para que se pudieran reunir con sus progenitoras.

No obstante, la autorización para la repatriación que habían firmado las madres obstaculizó el proceso.

“Los gobiernos son facilitadores de las deportaciones, pero no le están comunicando a los migrantes los derechos que tienen y las vías a las que podrían apelar”, indicó Sanabria.

El Instituto Nacional de Migración de México (INM) aseguró que cerca de 30 mil niños inmigrantes centroamericanos fueron detenidos entre enero y octubre del 2015.

Los menores guatemaltecos encabezan la lista con 12.649, les siguen los hondureños con 7.707 y los salvadoreños con 6.210.

De acuerdo a un sondeo realizado por El Rescate, al menos cien niños centroamericanos se encuentran en este momento detenidos en México, en los diversos puestos fronterizos y muchos llevan varios meses en esta situación.

“Esta es otra parte del drama, que no podemos esconder y necesitamos sacar a luz”, aseguró Sanabria, quién pidió a las madres o padres que tengan a sus hijos detenidos denunciar el hecho.


Anuncio