Anuncio

Vuelven los estudiantes a colegio Americano con temor y valor

En el paseo, ubicado frente a la institución educativa en la Colonia Del Paseo Residencial en Nuevo León, ayer acudieron más de 300 personas -niños, adolecentes y adultos- para lanzar un mensaje de paz, unidad y solidaridad.

En el paseo, ubicado frente a la institución educativa en la Colonia Del Paseo Residencial en Nuevo León, ayer acudieron más de 300 personas -niños, adolecentes y adultos- para lanzar un mensaje de paz, unidad y solidaridad.

Padres de familia de niños del Colegio Americano del Noreste señalaron que sus hijos regresarán a partir de hoy a clases entre temores, pero también con la convicción de que es una oportunidad para levantarse y salir adelante.

"Él me dice: ‘Papá, tengo miedo de ir, ¿qué va a pasar?’”, contó ayer en entrevista un papá sobre su hijo de 10 años.

“Y yo le digo: ‘Dios está contigo antes que nada. No va a pasar nada’”, añadió tras asistir a una reunión organizada por ex alumnos en el parque ubicado frente a este colegio de preescolar, primaria y secundaria de la Colonia Del Paseo Residencial.

En el encuentro, más de 300 integrantes de esta comunidad escolar reflexionaron sobre los hechos del miércoles, cuando un estudiante de 16 años disparó y dejó gravemente heridos a dos compañeros y a su maestra para luego suicidarse.

Sobre el día de la agresión, el padre de familia recordó que su hijo estaba en su salón, cercano al aula donde pasó la tragedia.

“Me dijo: ‘Lo único que quería era ir por mi hermanita, papá, y yo le decía a la maestra, por favor déjeme ir por mi hermanita. Estaba en el piso, me levantaba y quería salirme y la maestra me regresaba y me decía: no, cálmate’”, narró el papá.

Una madre de familia dijo que lo chicos de secundaria quieren permanecer en el colegio.

“Pablo dice: ‘Mamá, esto pasó a todos y todos tenemos que salir juntos adelante”, señaló.

Para Cecilia Díaz, de la Facultad de Psicología de la UANL y que ayer dirigió un mensaje en la reunión del colegio, la percepción de la tragedia varía con la edad de cada alumno.

Los papás, aseguró Díaz, tienen que dialogar y dar el ejemplo de que hay que empezar un nuevo día.

“Finalmente”, dijo, "ésa es parte de la cultura del regiomontano: siempre al día siguiente empezamos de nuevo, aunque estemos tirados”.


Anuncio