Anuncio
Share

Presidentes de México y Estados Unidos se reunirán para hablar sobre el TPP, seguridad y migración

"Será una oportunidad para continuar la conversación iniciada en la reunión de (los tres presidentes norteamericanos) en Canadá sobre un abanico de temas, por ejemplo el de la coordinación en materia de seguridad", indicó el viernes el portavoz de la Casa Blanca, Josh Earnest, en su rueda de prensa diaria.

“Será una oportunidad para continuar la conversación iniciada en la reunión de (los tres presidentes norteamericanos) en Canadá sobre un abanico de temas, por ejemplo el de la coordinación en materia de seguridad”, indicó el viernes el portavoz de la Casa Blanca, Josh Earnest, en su rueda de prensa diaria.

El presidente, Barack Obama, y su homólogo mexicano, Enrique Peña Nieto, conversarán sobre seguridad, inmigración y del Acuerdo Transpacífico de Cooperación Económica (TPP) en la reunión que mantendrán en la Casa Blanca el próximo 22 de julio.

“Será una oportunidad para continuar la conversación iniciada en la reunión de (los tres presidentes norteamericanos) en Canadá sobre un abanico de temas, por ejemplo el de la coordinación en materia de seguridad”, indicó el viernes el portavoz de la Casa Blanca, Josh Earnest, en su rueda de prensa diaria.

Asimismo, apuntó que el TPP también formará parte del encuentro, un acuerdo “que tendrá beneficios para las economías de ambos países y con el que podemos transformar nuestra relación económica”, es decir, un paso con el que “las dos naciones ganan”.

Preguntado por si los dos mandatarios abordarán el tema migratorio, central en la campaña electoral estadounidense, el portavoz dijo estar seguro de que ese asunto será parte de la conversación.

La Casa Blanca anunció ayer la reunión de Obama y Peña Nieto, que tiene por objetivo “avanzar en el progreso significativo realizado en la cumbre de Líderes de Norteamérica de Ottawa y profundizar en la alianza bilateral”.

En Ottawa, Obama adelantó que había invitado al mandatario mexicano a visitar Washington antes de que abandone la Casa Blanca, en enero de 2017.

Entonces, el presidente estadounidense remarcó que Peña Nieto y México han sido “socios extraordinarios”, y afirmó que había invitado al presidente mexicano “una última vez” a Washington.

En enero de 2015, poco después de asumir el cargo, Peña Nieto viajó a la capital estadounidense para reunirse con Obama en la Casa Blanca.

La visita de Peña Nieto se produce en plena campaña electoral estadounidense de cara a los comicios presidenciales de noviembre, en la que la cuestión migratoria se ha convertido en uno de los temas principales con la idea del candidato republicano, Donald Trump, de construir un muro en la frontera con México y que lo pague el Gobierno de ese país.

El presidente mexicano reiteró el pasado domingo que no pagará el muro que propone Trump, aunque aseguró que trabajará por tener “una relación constructiva” con quien quiera que salga elegido en noviembre.

“Yo soy muy respetuoso con el sistema democrático de Estados Unidos. Esa es una decisión que tiene que tomar la sociedad estadounidense. Yo trabajaré con quien quiera que salga elegido para tener una relación constructiva”, afirmó el mandatario en una entrevista con la cadena CNN.


Anuncio