Anuncio
Share

Exgobernador de Chihuahua se quedó con las vacas destinadas a pequeños ganaderos

Más de mil vacas que fueron importadas de Nueva Zelanda destinados a pequeños ganaderos de Chihuahua fueron desviadas y acabaron en ranchos de César Duarte, exgobernador de ese estado norteño, y a familiares del exmandatario de Nayarit Roberto Sandoval, según una investigación de una organización civil. EFE/ARCHIVO

Más de mil vacas que fueron importadas de Nueva Zelanda destinados a pequeños ganaderos de Chihuahua fueron desviadas y acabaron en ranchos de César Duarte, exgobernador de ese estado norteño, y a familiares del exmandatario de Nayarit Roberto Sandoval, según una investigación de una organización civil. EFE/ARCHIVO

Más de mil vacas que fueron importadas de Nueva Zelanda destinados a pequeños ganaderos de Chihuahua fueron desviadas y acabaron en ranchos de César Duarte, exgobernador de ese estado norteño, y a familiares del exmandatario de Nayarit Roberto Sandoval, según una investigación de una organización civil.

La asociación Mexicanos Contra la Corrupción e Impunidad (MCCI) publicó hoy una investigación en la que, respaldada con documentos oficiales, explican cómo fue el proceso por el que las reses nunca llegaron a manos de sus destinatarios.

La exportación de vacas, en principio, estaba enfocada a ayudar a pequeños productores que, después de dos años de sequía, se vieron obligados a sacrificar algunos de sus animales para que otros sobrevivieran.

“El destino de los animales que llegaron en junio de 2015 de Nueva Zelanda se torció en inconsistencias burocráticas y una deliberada mezcla de registros y métodos de reubicación de las reses”, señala MCCI, que tuvo acceso a datos de la Secretaría de Desarrollo Rural de Chihuahua.

Las reses destinadas a Chihuahua llegaron a México, concretamente a Mazatlán (Sinaloa), provenientes de Nueva Zelanda en junio de 2015. El valor total de los animales superaba los 700.000 dólares.

La organización indica que a los terrenos del exgoberandor de Chihuahua llegaron casi 900 reses, y otras fueron trasladadas a ranchos del occidental estado de Nayarit, “contraviniendo las leyes con las que fueron compradas”, que establecían que los animales no debían salir del estado norteño.

Así, quedaron en poder de funcionarios chihuahuenses como el extitular de la Comisión de Vivienda Raúl Javalera, y de familiares del exgobernador nayarita Roberto Sandoval como Raymundo Sandoval, su hermano.

MCCI afirmó que pudo identificar el destino de las vacas porque, aunque hay vacíos en la documentación oficial, el gobierno de Chihuahua cuenta con un sistema de rastreo para estos animales.

Solo 145 de las vacas llegaron a los ganaderos, mientras que una terminó siendo sacrificada en una planta de una empresa cárnica.

“Los productores que estaban registrados en el programa de repoblamiento todavía esperan las vacas”, concluye el informe.

Duarte, quien fue gobernador por parte del Partido Revolucionario Institucional (PRI) entre 2010 y 2016, cuenta con una orden de localización y detención de Interpol y es acusado de malversación de fondos públicos.


Anuncio