Anuncio
Share

South El Monte: Alcalde admite culpabilidad en cargos de soborno

Luis Aguinaga admitió en julio que desde el 2005 hasta el 2012 había sobornado a un contratista al pedirle dinero en efectivo para aprobarle contratos en la ciudad.

Luis Aguinaga admitió en julio que desde el 2005 hasta el 2012 había sobornado a un contratista al pedirle dinero en efectivo para aprobarle contratos en la ciudad.

(Cortesía)

Entre aplausos irónicos de la comunidad, el alcalde de South El Monte renuncia a su puesto para declararse culpable de un cargo federal de soborno al aceptar por lo menos 45 mil dólares de un contratista que estaba haciendo negocios con la ciudad.

Luis Aguinaga, de 48 años de edad, también enfrenta cargos por aceptar dinero en una operación en cubierto de la FBI.

Aguinaga, quien fue elegido en el 2003 por primera vez para ocupar un asiento en el concilio, llevaba siete años colectando pagos de un contratista, según la Procuraduría del Distrito.

“Es una vergüenza que esto suceda en la comunidad”, dijo Lourdes Reynoso, residente de South El Monte.

“Tener a ladrones y extorsionadores en cargos públicos supuestamente velando del bienestar de los residentes nos deja desilusionados y frustrados”, agregó Reynoso.

Asimismo, Enrique Villar, otro residente de la comunidad al este del condado de Los Ángeles declaró: “Aplaudimos la renuncia del alcalde porque no le quedaba de otra. No queremos corruptos en nuestra ciudad. No vamos a descansar hasta sacar a los criminales que venga a querer aprovecharse de los pocos recursos que tenemos”.

Aguinaga admitió en julio que desde el 2005 hasta el 2012 había sobornado a un contratista al pedirle dinero en efectivo para aprobarle contratos en la ciudad.

El contratista, quien ahora es testigo confidencial, realizaba sus pagos cada dos semanas. Inicialmente, los sobornos eran de unos 500 dólares, pero después incrementaron hasta mil dólares, según el acuerdo de culpabilidad sometido este miércoles ante la corte federal de Los Ángeles.

El acuerdo también revela que el contratista dejaba sus pagos dentro de sobres en los baños del ayuntamiento o dentro de un auto al cual el alcalde tenía acceso.

Tras retirarse de su puesto, Aguinaga dijo en una carta para la ciudad: “Ha sido un tremendo honor y privilegio haber representado a residentes y negocios igualmente en la comunidad”.

Aguinaga enfrenta hasta 10 años en prisión por el soborno.

Para María S., una residente que no quiso revelar su identidad, la noticia le cayó como “una cubeta de agua fría”.

“Yo asisto regularmente a las juntas. Siempre pensé que Aguinaga era una persona honesta. No entiendo por qué hay tanto político que sigue pensando que puede cometer crímenes sin que lo descubran”, dijo María.

A raíz de la noticia y a pesar de que el condado de Los Ángeles no tiene autoridad reguladora sobre la ciudad de South El Monte, esta semana la Junta de Supervisores de Los Ángeles votó a favor de enviarle una misiva a la contraloría y auditoria estatal para investigar cómo la ciudad se encuentra manejando los fondos públicos.

El 23 de agosto, la ciudad tendrá una junta para hablar sobre quién va a ocupar el asiento del alcalde.


Anuncio