Anuncio
Share

Marchan en L.A. y convocan a paro nacional el 1 de mayo (fotogalería)

Luego del Día sin inmigrantes en Estados Unidos del pasado jueves y la marcha de protesta de miles de manifestantes este sábado, miles de personas que marcharon en Los Ángeles se comprometieron a ser parte del paro nacional a que han convocado para el 1 de mayo.

Acompañados por el cántico “No Ban, No Wall, Sanctuary for All” (No veto, no muro, santuario para todos), los aproximadamente 4,000 participantes de al menos 40 grupos comunitarios, sindicatos de Los Ángeles y organizaciones defensoras de los derechos de los inmigrantes volvieron a salir a las calles para manifestar su repudio a la administración del presidente Donald Trrump.

“Sabemos que la nueva administración del Presidente Donald Trump está tratando de difundir el miedo en nuestras comunidades, para someternos y para silenciarnos”, dijo Pamela Anchang, nacida en Camerún y fundadora de la revista The Immigrant Magazine.

“Vine a este país hace 20 años huyendo de un régimen político tirano”, dijo la mujer africana. “La reciente orden ejecutiva impide que vengan mis hermanos de Libia, Sudan y Somalia, países que sufren los estragos de las guerras y el hambre a causa de la tiranía”.

“Los inmigrantes somos personas trabajadoras, innovadoras, maravillosas y debemos estar en solidaridad unos con otros”, alentó a la multitud.

En esta ocasión, la marcha tuvo una distinción evidente. No solamente fueron latinos los participantes, sino que al frente de la comitiva estuvieron personas indocumentadas de distintas naciones del mundo como Aisha Siddiqui, nacida en Pakistán.

“Como minoría musulmana nos sentimos vulnerables [a la deportación]”, dijo Aisha, residente en la ciudad de Pomona. “Gente de cualquier país y en cualquier circunstancia puede ser afectada por las políticas [de Donald Trump]”.

“Nadie es ilegal en este mundo”, añadió su hermana Noor Siddiqui, de 18 años.

A raíz de las actividades del Día sin inmigrantes, los inmigrantes han prometido seguir tomando las calles, machando y organizándose.

“Con el paro nacional, el próximo 1 de mayo vamos a demostrar no solamente nuestro poder económico sino la resistencia de nuestras organizaciones étnicas contra su administración [de Donald Trump”, indicó Ron Gochez, de la Unión del Barrio. “Por su actitud, [Trump] tratará de ignorarnos ahora, pero no lo hará cuando le demostremos nuestra capacidad de lucha”.

La marcha fue promovida a través de las redes sociales y aunque se especulaba que asistirían unas 20,000 personas, las pocas gotas de lluvia que se sintieron “espantó” a muchos.

Pero el miedo de todos aquellos que se resisten a aceptar al gobierno del multimillonario mandatario por sus políticas contra los inmigrantes, especialmente los mexicanos y sus órdenes ejecutivas de aprobar la construcción de un muro fronterizo, las recientes redadas y el veto a refugiados musulmanes han desbordado la furia del pueblo en su contra.

“Hey, hey, ho, ho. All the Walls have got to go. From Palestine to Mexico”, (“Todos los Muros tienen que irse. De Palestina a México”, reclamaron al unísono, en oposición a lo que consideraron son políticas racistas y odiosas de Trump.

Este sábado, los representantes de las organizaciones comunitarias como Immigrant Youth Coalition, NDLON, CHIRLA y muchas más reclamaron que se haga de Los Ángeles una verdadera Ciudad Santuario.

“Marchamos con el objetivo de dar a los funcionarios electos la fuerza y el compromiso de defender a las comunidades”, expresó Maggie Vaszassenno, de la Liga Internacional de la Gente. “Tenemos que derrotar la agenda de imperialismo, guerra, racismo, sexismo y deportación de Donald Trump. Es realmente vergonzoso lo que está haciendo, y por ello seguiremos en las calles hasta que paren”.


Anuncio