Anuncio

La querían ‘americanizar’, pero la artista se rebeló a sus padres hasta lograr el primer Festival de Mariachi Femenil

Leonor Xóchitl Pérez toca en mariachis desde hace 45 años.

Leonor Xóchitl Pérez toca en mariachis desde hace 45 años.

(Cortesía)

Cuando suenen los guitarrones, los violines, las guitarras y las vihuelas tocadas solo por mujeres en el Festival de Mariachi Femenil, a celebrarse este sábado en la ciudad de San Gabriel, California, habrá que transportarse a los escollos que enfrentó Leonor Xóchitl Pérez, fundadora de este evento, para abrir brecha y darles una plataforma al género femenino.

Con su traje de mariachi, Pérez tocó el violín en la ceremonia de inauguración de los presidentes Ronald Reagan y George H. W. Bush; han pasado 45 años desde que comenzó a tocar la música vernácula mexicana y al menos ha intervenido en 20 mariachis desde 1973, pero para dar sus primeros pasos tuvo que ir en contra de la corriente.

“Mis padres me querían americanizar, lo último que ellos querían era que yo me hiciera mariachi”, confesó la artista, ahora de 56 años y con un doctorado en Educación que obtuvo en la Universidad de California en Los Ángeles (UCLA), quien se crió en un hogar de escasos recursos.

Su madre emigró de Coahuila y su padre de Chihuahua; ambos querían que su hija fuera una profesional y ella les cumplió porque antes de su doctorado alcanzó una maestría en Sicología en la Universidad de Harvard. Sin embargo, aunque no se lo propusieron en sus inicios en la música la apoyaron para que aprendiera a tocar violín.

Fue en la orquesta sinfónica de su escuela en el Este de Los Ángeles, vecindario en el que se crió, en donde aprendió a sacar los primeros acordes en el violín. Su profesor en la orquesta la animó a que probara y se sumara al mariachi, música que a principios de la década de 1970, recuerda Pérez, se escuchaba en los bares y en las partes más bajas de la ciudad.

“Tenía 8 ó 9 años cuando estaba tocando música clásica, de eso estaban muy contentos mis padres”, destacó.

Cuando acudió a la primera clase de mariachi, su profesor tocó un son que provocó un temblor interno en la precoz estudiante, que para entonces tenía tan solo 11 años. “Mi corazón palpitó más fuerte, sentía la vibración de ese guitarrón y el bajo en mi cuerpo; fue algo muy especial lo que yo sentí, algo que nunca había sentido”, rememoró.

El mariachi Las Adelitas llegan a L.A. desde Londres, Inglaterra.

El mariachi Las Adelitas llegan a L.A. desde Londres, Inglaterra.

(Cortesía)

Pérez describe los detalles como que ocurrieron ayer y es que ahora ella es una historiadora del mariachi, y una voz autorizada en la materia. Sus estudios universitarios y su experiencia en la música la convirtieron en una investigadora, algo que la llevó a crear, en el 2013, el Festival de Mariachi Femenil que cada vez adquiere un renombre internacional.

Miedo

En medio de los preparativos finales para el festival de 2018, que arrancará este sábado, 21 de julio, a las 7:30 pm en el San Gabriel Mission Playhouse, ubicado en 320 S Mission Dr, San Gabriel, Pérez recorrió su propia historia para explicar que el camino ha sido escarpado, pero ha valido la pena para lograr que las de su género tengan hoy un escenario solo para ellas.

Al interpretar sus primeras canciones al ritmo del mariachi, relató que su familia, a quien ella califica como “muy religiosa”, estaba muy asustada y no le causó gracia saber que la chica tocara con hombres, pero lo peor era que sus padres pensaban que al involucrarse con este tipo de música la joven adoptaría un estilo de vida vohemio.

“A los 16 años me quitaron el violín, porque tenían miedo que me iba a ir y perder en la vida de artista”, señaló.

En efecto, sus padres no se equivocaron en el hecho de que Pérez a los 18 años se fue de su casa y salió para Washington D.C., en donde vivió de la música mientras realizaba una pasantía y pudo ingresar con su violín a la Casa Blanca; sin embargo, la artista no se desvió por un camino de perdición, como sus progenitores advertían.

Con base en sus investigaciones, la experta asegura que la primera mujer que tocó en un mariachi en México fue Rosa Quirino, quien en 1903 en el estado de Nayarit, no le importó mezclarse entre los hombres para producir música.

El mariachi Las Estrellas viajarán desde Vancouver, Canadá.

El mariachi Las Estrellas viajarán desde Vancouver, Canadá.

(Juan Contreras - jucoVisualArts / )

En la actualidad, sostiene Pérez, solo en Estados Unidos hay más de 60 mariachis femeninos y alrededor del orbe son más de 120. En el 2019, ella abordará el tema en el Concilio Internacional de Música, que se realizará en Tailandia.

“En este tiempo lo más difícil es ser mujer, madre, trabajadora y mariachi: son muchos papeles que tenemos que llenar y a veces una tiene que parar para atender sus responsabilidades, y después empezar otra vez cuando hay tiempo; y eso es lo más difícil para nosotras ahorita”, apuntaló.

A pesar de las barreras, con el festival creado por Pérez hay mujeres que sacan tiempo y espacio, y aprovechan las puertas que esta pionera abrió para ellas.

Solo en el festival de mariachi femenil de este sábado, intervendrán Las Adelitas, quienes llegan desde Londres, Inglaterra; mientras que Las Estrellas viajarán desde Vancouver, Canadá; y Alma del Folkore se desplazarán desde Denver, Colorado para sumarse todas al Mariachi Divas, con sede en Los Ángeles, para deleitar a propios y extraños.

En síntesis, Pérez plantea que “no había historia, yo fui a buscar a las mujeres, les toqué la puerta” para traerlas a este festival, porque ella tenía como meta que la sociedad en Estados Unidos “no se olvide la contribución de las mujeres en la música mariachi”.

FESTIVAL DE MARICHI FEMENIL

Este festival contará con los mariachis internacionales Las Adelitas, Las Estrellas, Alma del Folklore y Divas; asimismo, intervendrá el ballet folclórico de Los Ángeles y la cantante japonesa de mariachi Junko Seki. Previo al evento se realizará un concierto gratuito del Mariachi Femenil Conservatory de Boyle Heights, así como una variedad de grupos locales de mariachi y baile.

Fecha: Sábado 21 de julio, a las 7:30 pm

Lugar: San Gabriel Mission Playhouse

Dirección: 320 S. Mission Dr, San Gabriel

Información: mariachiwomen.org

Admisión: $25-$70


Anuncio