Anuncio
Share

La FDA aprueba la fortificación de tortillas con acido fólico

El ácido fólico, una forma sintética del folato, es una vitamina B que cuando se toma por una mujer embarazada puede ayudar a prevenir defectos del tubo neural.

El ácido fólico, una forma sintética del folato, es una vitamina B que cuando se toma por una mujer embarazada puede ayudar a prevenir defectos del tubo neural.

(Los Angeles Times)

Elisa Navarro, reconoce que el acido fólico es muy importante para prevenir que sus bebé nazca con defectos, sin embargo olvida tomarlo.

Lo que Navarro no deja pasar son las tortillas a la hora de la comida, un alimento muy común en la dieta de las latinas y que ahora podría ayudar al desarrollo sano de su bebé.

Recientemente la Administración de Alimentos y Drogas (FDA), aprobó la fortificación de las tortillas de masa de maíz con acido fólico.

“El aumento del consumo de ácido fólico en la harina enriquecida ha sido de gran ayuda en la reducción de la incidencia de defectos del tubo neural en la población general”, dijo la doctora Susan Mayne, del Centro para la Seguridad de los Alimentos y Nutrición Aplicada de la FDA.

“Nuestro análisis muestra que la adición de ácido fólico a la harina de masa de maíz ayudará a aumentar el consumo de ácido fólico por parte de las mujeres que consumen esta harina como alimento básico en su dieta”, agregó.

La aprobación permite a los fabricantes añadir voluntariamente hasta 0.7 miligramos de ácido fólico por libra de harina consistente con los niveles de otros cereales enriquecidos.

La FDA recomienda a la comunidad empezar a revisar las etiquetas de las tirillas, ya que desde abril muchas industrias empezaron a agregar el fortificador, pero muchos consumidores aún no lo saben.

El ácido fólico, una forma sintética del folato, es una vitamina B que cuando se toma por una mujer embarazada puede ayudar a prevenir defectos del tubo neural; que son defectos congénitos que afectan el cerebro, la columna vertebral y la médula espinal.

Para Navarro, la fortificación de la tortilla es un alivio.

“No tengo excusa para no tomar a diario mi dosis de acido fólico, pero si se me llega a olvidar. Con confianza puedo decir que consumo tortilla a diario”, dijo Navarro.

Jonca Bull, directora de la Oficina de Salud de Minorías de la FDA, sostuvo que “muchas latinas no se benefician del acido fólico en productos de cereal porque estos no son parte principal de su dieta”.

A juicio de los expertos, esto podría ser una de las razones por la que las latinas representan el mayor porcentaje de mujeres estadounidenses que dan a luz a niños con defectos del tubo neural, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC.)

“Con esta aprobación, la FDA está tomando una potente acción preventiva de salud pública”, dijo Bull.

“Mediante la adición de ácido fólico a la harina de masa de maíz, tenemos la oportunidad de influir en un gran segmento de la población estadounidense y proteger a los padres y sus hijos de los defectos de nacimiento devastadores que están vinculados con la insuficiencia del acido fólico antes y después del embarazo”, agregó Bull.


Anuncio