Estudiantes latinos en la mira de los colegios comunitarios de Los Ángeles

Estudiantes latinos en la mira de los colegios comunitarios de Los Ángeles

En el último semestre, en el otoño de 2015, estaban registrados 135,319 estudiantes en el Distrito de Colegios Comunitarios de Los Ángeles (Laccd), de ellos el 56.5% eran latinos, seguidos por anglosajones (15.6%), afroamericanos (13.5%) y asiáticos (12.5%).

A nivel del estado, cada vez son más los alumnos de ascendencia hispana que optan por seguir la educación superior a través de esta vía; sin embargo, la cantidad de graduados universitarios en esta comunidad es limitada y quienes terminan se demoran demasiado tiempo.

Según un estudio de The Campaign For College Opportunity, de los 15 millones de latinos en California solo el 12% tiene un título universitario; además, 7 de cada 10 latinos van al colegio por una carrera superior, es decir alrededor de 529,300 alumnos; de ellos el 39% se gradúan en seis años.

Marvin Martínez, presidente del Colegio del Este de L.A., asegura que muchos estudiantes utilizan como excusa la condición económica para no seguir la educación superior; sin embargo, aclara que las nueve instituciones que integran el Laccd cuentan con programas para que sigan una carrera.

“La mayoría de los estudiantes no tiene el dinero, pero el 80% califican para ayuda financiera”, indicó Martínez en referencia a los 30 mil alumnos que acuden cada semestre a este colegio, el de mayor demanda en todo el distrito, seguido por Pierce, Valley y Los Ángeles.

El académico sostiene que hay consejeros que asisten a los alumnos para que puedan aplicar a becas; el único requisito para inscribirse es tener 18 años de edad y contar con un diploma de la secundaria; en caso de haber llegado adulto, contar con el GED.

“Lo que queremos es que estén un tiempo corto aquí y se transfieran [a la universidad] para que completen su educación”, agregó Martínez.

Como parte de esta asistencia, el colegio de L.A. tiene en este momento inscritos a 25 estudiantes en el programa de becas del presidente, por medio del cual se identifican a jóvenes inteligentes a quienes se les paga dos años de estudios, eso incluye libros y una computadora.

“Por eso vamos a la comunidad a decirles que vengan; si creen que tienen problemas, nosotros podemos ayudarlos”, manifestó Reneé Martínez, presidenta del colegio ubicado sobre la avenida Vermont, detallando que también hay clases de inglés como segunda lengua completamente gratis.

Estas instituciones tienen un programa de intercambio académico con países como China, España, Japón, Alemania y Francia, entre otros. Cada semestre se envía a grupos de estudiantes a alguna de esas naciones por espacio de dos semanas.

Como parte de esa iniciativa, se firmó este miércoles un convenio con México, alianza que se considera estimulará a los alumnos, hijos de inmigrantes de esa nación, para conocer mejor el legado cultural de sus padres, porque podrán visitar al vecino país como parte del intercambio.

A juicio de Francisco Rodríguez, canciller de Laccd, este esfuerzo también busca atrapar a los alumnos latinos en general. “Es para motivar y apoyar a nuestra comunidad”, indicó el funcionario detallando que podrán conectar a los angelinos con universidades en la nación azteca.

El acuerdo impactará en los dos lados de la frontera; sin embargo, el canciller enfatiza que los servicios educativos de este distrito son inclusivos, destacando que el estatus migratorio no es pretexto cuando se quiere estudiar. En la actualidad, al menos cinco mil alumnos son indocumentados.

“Querer es poder”, señaló Rodríguez.

El cónsul mexicano Carlos Sada, por su parte, cree que la apuesta por fomentar la educación universitaria debe comenzar en el hogar desde la infancia. Se trata de un cambio de patrones mentales en el que padre y madre deben involucrarse para generar ese ambiente positivo.

“Son los padres los que tienen que estar conscientes que hay oportunidades”, aseveró el funcionario consular. “En estados como California no importa el estatus migratorio [para estudiar], hay oportunidades para todos”.

En los colegios comunitarios por cada unidad de una clase se pagan 46 dólares. Las nueve instituciones de este distrito son Los Ángeles, Este de L.A., Harbor (Wilmington), Mission (Sylmar), Pierce (Woodland Hills), Southwest, Trade-Tech, Valley (Valley Glen) y West (Culver City).

Copyright © 2019, Hoy Los Angeles, una publicación de Los Angeles Times Media Group
58°