Anuncio
Share

Epidemia de conductores que huyen después de atropellar despierta alerta en el condado de Los Ángeles

El personal del condado tienen cuatro meses para analizar los accidentes donde han peatones y ciclistas involucrados para reportar varias estrategias de reducción.

El personal del condado tienen cuatro meses para analizar los accidentes donde han peatones y ciclistas involucrados para reportar varias estrategias de reducción.

(Los Angeles Times)

Cada 18 minutos ocurre un atropello vehicular en el condado de Los Ángeles, un hecho que ha despertado preocupación entre las agencias del orden.

De hecho, según datos la Patrulla de Caminos de Los Ángeles, en el 2015 fueron reportados más de 28 mil casos de conductores que huyeron después de atropellar a alguien o golpear algo. Aunque no todos los casos finalizan en muertes, mucha gente especialmente niños, ancianos y mujeres terminan heridos.

Verónica Lazo se despide de sus hijos con un beso y una “gran preocupación en el corazón”, dice la residente del este de Los Ángeles. Su temor es que los adolescentes no regresen a casa.

“No hay día en que los noticieros no hablen de un peatón o ciclista que fue atropellado en el condado de Los Ángeles. Y mis hijos van a la escuela a pie y luego se van al trabajo a pie o en bicicleta”, dice Lazo.

Para atacar esta epidemia, la junta de supervisores del mismo condado se encuentra trabajando en una iniciativa que tiene como meta reducir estos incidentes entre sus comunidades no incorporadas, zonas que ocupan el quinto líder de causa de muerte prematura en el condado de Los Ángeles.

La supervisora Hilda Solís recomendó que el condado siguiera los pasos de la ciudad de los Ángeles con un programa similar la iniciativa “Visión Cero”, la cual fue implementada en septiembre del año pasado.

La directiva se compromete a crear calles más seguras, hacer cumplir la ley de tráfico y crear más educación pública para prevenir accidentes así como analizar las calles más peligrosas. Dentro del comité participan el Departamento de Salubridad, Obras Publicas y la policía.

Al igual, el personal, el departamento del Sheriff y el departamento de bomberos tienen cuatro meses para analizar los accidentes donde han peatones y ciclistas involucrados para reportar varias estrategias de reducción.

“Mi prioridad es asegurarnos que nuestras calles están diseñadas para ser más seguras para las personas de todas edades, ya sea peatones, trotadores, ciclistas o conductores”, comentó la supervisora.

Para Karina Álvarez, madre de dos niños menores de 10 años de edad, “se necesita una buena estrategia para detener estos actos criminales”.

“Mis hijos juegan en la calle y los autos manejan en calles pequeñas como si estuvieran en la autopista. Otros van jugando con el teléfono”, agrega la señora.

Cynthia Harding, directora interina del Departamento de Salud Pública declara que salir a la calle es inevitable.

“Es de vital importancia abordar la seguridad si hemos de alentar a la gente a hacer ejercicios y llevar un estilo de vida saludable”, dice Harding.

La ciudad de Los Ángeles lanzó su directiva luego de estudiar que unos 30 mil accidentes de tráfico ocurren anualmente en la ciudad, más de 200 personas mueren y alrededor de 44% de todas estas muertes involucran peatones y ciclistas.


Anuncio