Anuncio

Centroamericanos buscan reactivar economía rural; utilizan el turismo para atraer a sus connacionales

El parque acuático Apuzunga, en el occidental municipio de Metapán, se encuentra a unas 68 millas de la capital salvadoreña. Aquí los turistas pueden hacer canotaje y canopy.

El parque acuático Apuzunga, en el occidental municipio de Metapán, se encuentra a unas 68 millas de la capital salvadoreña. Aquí los turistas pueden hacer canotaje y canopy.

(Cortesía)

Después de cuatro horas y 40 minutos de vuelo, desde Los Ángeles hasta Centro América, parecería descabellado recorrer varios atractivos turísticos interesantes en tres países diferentes y en tan solo tres días; sin embargo, es algo que sí se puede lograr en la Ruta Trinacional.

Los gobiernos locales, entidades de turismo y los integrantes de la Comisión Plan Trifinio, que integran El Salvador, Guatemala y Honduras, apuestan por atraer a los centroamericanos en el exterior y de otras nacionalidades para reactivar la economía de esa región con un abanico de destinos por explorar.

Tour

En una delegación, integrada por colegas de otros medios de comunicación del Sur de California y a la que se integró otro grupo en El Salvador, salimos hacia el occidente de esta nación.

La primera parada del viaje fue el parque acuático Apuzunga, localizado en la ciudad de Metapán. Desde la capital salvadoreña queda a un poco más de 65 millas.

Los visitantes puede realizar canotaje y canopy, así como disfrutar de las piscinas de agua natural y los platillos típicos en el parque acuático Apuzunga, en El Salvador.

Los visitantes puede realizar canotaje y canopy, así como disfrutar de las piscinas de agua natural y los platillos típicos en el parque acuático Apuzunga, en El Salvador.

(Soudi Jiménez)

Para disfrutar al máximo el recorrido, con remos en mano descendimos en balsas por el río Guajoyo, hasta conectar una hora después con el río Lempa. Este fascinante trayecto elevó la adrenalina, con saltos imprevistos y que, como corolario, contó con una lluvia que animó el vibrante paseo.

En medio del aguacero, la delegación tuvo que cambiar de medio de transporte. Entre el fango, en un vehículo todo terreno, irrumpimos en la montaña hacia el cantón El Limo, a donde se llega en unos 30 minutos cuesta arriba, partiendo desde la ciudad de Metapán.

Ahí, desde el 2006, los propietarios de 246 héctareas de terreno han acomodado dos cabañas para huéspedes, quienes llegan hasta ese parque geoturístico interesados en realizar caminatas, conocer cascadas y participar en actividades de ganadería.

Asimismo, en ese lugar los turistas pueden preparar queso o arrear vacas junto a los empleados del parque.

Al dejar los vehículos en las cabañas, caminamos aproximadamente 30 minutos para llegar a la primera de cuatro cascadas, las cuales generan música a los oídos junto al trinar de las aves. Este parque geoturístico cuenta, además, con un museo de fósiles encontrados en la zona.

Las variadas cascadas y las actividades relacionadas a la ganadería son los atractivos del parque geoturístico El Limo, en El Salvador.

Las variadas cascadas y las actividades relacionadas a la ganadería son los atractivos del parque geoturístico El Limo, en El Salvador.

(Soudi Jiménez)

Biósfera

La riqueza de esta región es incalculable. En el 2011 la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO) la declaró reserva de biósfera transfronteriza, lo que les permite promover el desarrollo social, ambiental y económico local.

“Que la UNESCO nos haya dado esa declaración nos permite entonces trabajar fuertemente para ayudar a conservar esta región, y que esa biósfera con sus ecosistemas se conserven en el tiempo”, valoró Sergio Bran, director ejecutivo de la Comisión Plan Trifinio El Salvador.

En la área que abarca la Ruta Trinacional nacen y se desplazan tres de los principales ríos centroamericanos: Lempa, Ulúa y Motagua.

A juicio de Federico Franco, secretario ejecutivo Trinacional, los destinos de turismo de esta región generan un ciclo de desarrollo que se cierra con los habitantes; pues en esta zona viven alrededor de 1 millón de personas, distribuidos en 45 municipios de El Salvador, Guatemala y Honduras.

“Estamos apostándole a la familia rural, al hombre, al campesino”, valoró el funcionario. “El turismo va a ser la vena que nos conduzca los esfuerzos del campo hacia el exterior”.

Seguridad, economía e inmediatez

En esta región, además, el turista disfruta de mayor tranquilidad.

“Tenemos seguridad en esta zona, no hay maras y creo que ese es un beneficio; puedes salir de noche, no hay mucho riesgo”, consideró Raúl Guerra, presidente de la Cámara Trinacional de Turismo.

Doña Adela comienza a vender el típico atol shuco a las 3 de la mañana, en frente del parquet central de Metapán, en el occidente de El Salvador.

Doña Adela comienza a vender el típico atol shuco a las 3 de la mañana, en frente del parquet central de Metapán, en el occidente de El Salvador.

(Soudi Jiménez)

A lo anterior se suma la inmediatez entre un lugar y otro, a pesar de que en algunos sectores se cruza la frontera.

“Una de las ventajas es que tenemos bastantes destinos cerca”, comentó José Henríquez, propietario de Sofías Tour y quien se encargó de trasladarnos durante este viaje.

“Todo lo tenemos a una hora, o a una hora y media, las distancias son cortas”, subrayó Henríquez.

Por ejemplo, al salir de Metapán, la ciudad más grande de esta ruta en El Salvador, se tarda aproximadamente 60 minutos para llegar a Olopa, Guatemala.

Este fue el principio de la segunda jornada, en donde el turista puede apreciar el eco-muro compuesto por más de 13,000 llantas, y que ahora tiene un columpio gigante.

En esta zona también se tiene a la mano la finca Las Flores, las Cuevas del Negro y la Ventana al Cielo, entre otros destinos naturales.

“Si quiere respirar aire puro véngase a Olopa”, manifestó Fredy Urrutia, alcalde de esta ciudad guatemalteca.

El eco-muro de Olopa, Guatemala, promueve el turismo y la conservación del medio ambiente con el reuso de más de 13,000 llantas.

El eco-muro de Olopa, Guatemala, promueve el turismo y la conservación del medio ambiente con el reuso de más de 13,000 llantas.

(Soudi Jiménez)

“El hecho de que el municipio sea visitado por turistas nos ayuda mucho, porque se genera de una manera u otra la economía local”, advirtió el edil.

Desde esta ciudad, el desplazamiento a Copán, Honduras tomó alrededor de una hora y media. En este sitio arqueológico, que recibe a cerca de 200 mil visitantes anualmente, se puede apreciar el legado de la cultura maya.

“Tenemos 15 templos originales conservados”, detalló René Bringues, trabajador del mantemiento del parque desde hace 32 años.

En los alrededores de Copán, los turistas pueden realizar paseos a caballo, visitar el parque de aves, recorrer el Valle de las Estelas y si lo prefieren, de aquí pueden desplazarse a Roatán.

En la última noche, pernoctamos en Chiquimula, Guatemala. A la mañana siguiente, recorrimos Los Laureles, un hotel y restaurante al estilo campirano local, en donde conocimos el mini-zoológico, el velódromo y el hipódromo, que son parte de las mismas instalaciones.

Pero lo mejor de este lugar fue el delicioso platillo que nos sirvieron. La carne asada y las tortillas hechas en comal de leña. Y para disfrutar el sabor a plenitud, tienen como norma que sirven la comida sin tenedor y sin cuchillo. Al usar los dedos la degustación fue exquisita y entrañable.

El sitio arqueológico maya de Copán, en Honduras, fue descubierto en 1575. Los 15 templos originales que aquí se conservan datan de el año 1,000 A.C.

El sitio arqueológico maya de Copán, en Honduras, fue descubierto en 1575. Los 15 templos originales que aquí se conservan datan de el año 1,000 A.C.

(Soudi Jiménez)

Para los amantes de la aventura, el turismo rural y la historia, definitivamente que la Ruta Trinacional contiene atractivos únicos para vivir un viaje impresionante.

¿Que es la Ruta Trinacional de Turismo?

Hace 30 años, los gobiernos de El Salvador, Guatemala y Honduras suscribieron un tratado, el cual fue ratificado por los Parlamentos de cada país. Este acuerdo es conocido como Plan Trifinio.

El tratado define a la región como “una unidad ecológica indivisible”, por lo que en conjunto promueven la protección y el desarrollo de la zona.

La Ruta Trinacional es un territorio de 4,685 millas (7,541 kilómetros) en donde hay siete polos turísticos, que abarcan 184 destinos con mayor potencial que se encuentran en 45 municipios.

Los siete polos turísticos son:

Metapán: Aquí se encuentran el Lago de Güija, Parque Geoturístico El Limo, Parque Montecristo, Cueva “El Duende”, Parque Acuático Apuzunga y Río Lempa.

Ruta Fresca: Cuenta con 28 destinos en los municipios de La Palma, San Ignacio y Citalá, en el norte de El Salvador. Los visitantes pueden hacer ecoturismo, bicimontañismo y disfrutar del mayor centro de artesanías.

El mini-zoológico que se encuentra en Los Laureles, hotel y restaurante, es uno de los atractivos en Chiquimula, Guatemala.

El mini-zoológico que se encuentra en Los Laureles, hotel y restaurante, es uno de los atractivos en Chiquimula, Guatemala.

(Soudi Jiménez)

Chiquimula de la Sierra: El nombre se deriva del colectivo náhualt “Chiquimolin”, que signfica jilguero o tierra de pájaros, es conocido como la “Cuna de la Cultura”. Dentro de este polo turístico se incluyen atractivos en los municipios de San Jacinto, San José La Arada e Ipala.

Esquipulas: Este es el destino religioso más emblemático de Centro América, con la imponente Basílica que en su interior alberga la imagen sagrada del Cristo Negro de Esquipulas.

Maya Chortí: Está integrada por los municipios guatemaltecos de Jocotán, Camotán, San Juan Ermita y Olopa. Aquí los turistas pueden apreciar la cultura viva, idioma, costumbres, tradiciones, rituales y ceremonias de la cultura Maya Chortí.

Copán Ruinas: Cuenta con el parques arqueológicos Maya, declarado patrimonio cultural de la humanidad por la UNESCO. Complementan la visita a este destino los recorridos guiados al parque de aves y fincas cercanas que desarrollan el aviturismo, agroturismo y esparcimiento.

Ocotepeque: Este destino impresionantes cascadas, bosques, ríos y sus reservas naturales como la Reserva Biológica El Guisayote y Montecristo en donde pueden desarrollarse actividades de ecoturismo y aventura. Se complementa el recorrido con visitas a templos coloniales.

EL DATO

Cámara Trinacional de Turismo Sostenible

Teléfono: (503) 2402-3123

Sitio web:turismotrifinio.net


Anuncio