Anuncio
Share

Analista advierte que si los latinos no salen a votar, Villaraigosa ‘no pasa a la siguiente ronda’

El principal afectado del ausentismo latino es Antonio Villaraigosa, afirma el analista Luis Alvarado.

El principal afectado del ausentismo latino es Antonio Villaraigosa, afirma el analista Luis Alvarado.

A pocas horas de que concluya la jornada electoral, la afluencia de votantes ha sido raquítica, en unos trascendentales comicios en los que estaban convocados 5.2 millones de personas solamente en el Condado de Los Ángeles, de acuerdo a datos oficiales de la Oficina del Registro.

Empujado en su silla de ruedas, Henry Marchena acudió después del mediodía al centro de votación en las oficinas del condado en Norwalk. Este inmigrante oriundo de Nicaragua, cree que los electores se han dejado envolver por la indiferencia y atribuye ese ausentismo a los mismos politicos.

“Es escepticismo, la gente no tiene interés, no hay ningún cambio, todo sigue igual”, manifestó después de ejercer su derecho al voto. En su caso, dijo Marchena, es importante votar “porque tenemos que escoger a las personas correctas para dirigir al país”.

En las elecciones presidenciales anteriores, realizadas en noviembre de 2016, en este mismo centro de votación el estacionamiento no era suficiente y los votantes tenían que hacer línea, en espera para ejercer su voto. En esta jornada, lo que delataba el evento electoral era un quisco en frente del edificio.

“El voto latino ha disminuido, solamente el 13% de las boletas que se les ha enviado a los latinos ha sido regresada”, dijo Luis Alvarado, estratega politico.

“Muchos la piden [la boleta], les llega por correo, la tienen en su mesa de la cocina, pero no se esfuerzan en identificar a los candidatos que van a ser mejor para ellos, llenar la boleta y mandarla de regreso; si no haces estas tres cosas, alguien más decide por ti”, abundó el politólogo.

Las autoridades habilitaron el fin de semana anterior el voto temprano, establecieron 10 centros de votación, pero solamente recibieron un poco más de 3,000 sufragios.

En las primeras horas de la jornada electoral, según las autoridades se reportaron problemas. En al menos 1,530 centros de votación se reportó que al menos 118,522 votantes no encontraron sus nombres en el padrón electoral, pero los funcionarios aducen que ese no es inconveniente para votar.

“Si no aparece en los listados, no significa que no puede votar, puede solicitar una boleta provisional y todavía su voto va a contar”, manifestó Brenda Durán, vocera de la Oficina de Registro del Condado de Los Ángeles, señalando que las urnas cerrarán tarde por aquellos que todavía no han votado.

A lo ancho de todo el condado, se instalaron 4,357 centros de votación, en donde los electores pueden decidir quien será el futuro gobernador de California, así como puestos legislativos estatales y federales, además de medidas repercuten en los vecindarios y ciudades.

“La gente que no ha votado puede entregar su boleta hasta las 8 de la noche ahora, también puede venir a nuestra oficina a Norwalk a dejar esa boleta”, subrayó Durán.

En las horas que restan para el cierre de las urnas, el analista Alvarado espera que los latinos se hagan sentir; de lo contrario, vaticina que sería un golpe demoledor para el exalcalde angelino Antonio Villaraigosa, en su carrera por disputar el puesto de gobernador que encabeza Gavin Newsom.

“Solamente dos pueden pasar a la ronda final, en este caso Antonio Villaraigosa que es el candidato latino más fuerte necesita el voto latino que salga a votar, que se identifique con su voz, con su voto, para decir que él sea el siguiente gobernador”, reflexionó el experto.

“Si los latinos no salen, él no pasa a la siguiente ronda”, dijo Alvarado, en referencia a las elecciones generales a realizarse en noviembre, en donde los dos candidatos con mayor número votos se enfrentarán para ocupar el asiento que dejará Jerry Brown en enero de 2019.

“Sería básicamente un demócrata del norte de California [Newsom] que ha demostrado que no es favorable a los latinos o un republicano que dice también que no es favorable a los latinos”, analizó el politólogo Alvarado.


Anuncio