Anuncio
Share

Demandan a LAUSD por entrenador que molestó sexualmente a varias niñas

Para varios padres de familia, las demandas deben someterse para que “LAUSD despierte y ponga más atención en las personas que contrata.

Para varios padres de familia, las demandas deben someterse para que “LAUSD despierte y ponga más atención en las personas que contrata.

(Los Angeles Times)

Surge una demanda contra el Distrito Escolar Unificado de Los Ángeles (LAUSD) por emplear a un antiguo entrenador que presuntamente “molestó sexualmente a nueve niñas” en un periodo de varios años.

Un representante del LAUSD dijo no tener comentarios sobre la querella que fue sometida en la Corte Superior de Los Ángeles este 20 de diciembre y la cual alega negligencia, hostigamiento y aflicción intencional de angustia emocional.

A la queja se agrega el nombre del acusado, Ronnie Lee Roman, el ex entrenador de 43 años de edad, enfrenta cargos criminales tanto en la primaria Cahuenga como en el plantel Vine Street.

Según los trámites sometidos, Roman trabajó como entrenador de servicios juveniles para Beyond the Bell, un programa después de la escuela que ofrecen algunas primarias y secundarias de LAUSD.

La demanda afirma que el distrito escolar “intencionalmente ignoró múltiples denuncias sobre Roman, lo que permitió que ese siguiera abusando de las menores” entre siete y 11 años de edad.

Enfatizando los nombres de los ex profesores Mark Berndt, Paul Chapel III y Robert Pimentel, quienes formaron parte de LAUSD en otros años y quienes fueron condenados a prisión estatal en casos de abuso sexual, la demanda alega que el distrito tiene una “costumbre y una práctica aneja para albergar y proteger a los presuntos depredadores de niños a expensas de su seguridad y bienestar”.

Roman, residente de San Fernando, fue acusado en mayo del 2015 de nueve delitos graves en contra de dos menores de edad entre agosto del 2001 y julio del 2002, mientras que trabajaba para Vine Street School así como siete niñas entre enero del 2012 y septiembre del 2014 mientras trabajaba en la Escuela Cahuenga, en Los Ángeles.

Para varios padres de familia, las demandas deben someterse para que “LAUSD despierte y ponga más atención en las personas que contrata.

“Uno piensa que los hijos están protegidos en la escuela, pero no es así. Los niños se la pasan horas en estos lugares para conseguir una educación y no para ser abusados”, sostiene Andrea Méndez, madre de LAUSD.

Asimismo, agrega Elisa Montes, otra madre de LAUSD: “El distrito debe de estar muy atento en las personas que contrata. De ser posible debe cambiar su sistema antes de poner a depredadores a ‘educar’ a los niños”.

De acuerdo a la Procuraduría del Condado de Los Ángeles, Moran enfrenta una audiencia en la corte para el 4 de enero.


Anuncio