Anuncio
Share

Yuliana Andrea Samboni, la niña de 7 años secuestrada, torturada y asesinada en Bogotá que conmueve a Colombia

El domingo a las 9 de la mañana, Yuliana Andrea Samboni, de 7 años, jugaba en la puerta de su humilde casa en el barrio Bosque Calderón, en la localidad de Chapinero, al norte de Bogotá.Horas después, a las 7:30 de la tarde, la niña fue encontrada muerta, con aparentes signos de tortura y violencia sexual.

El domingo a las 9 de la mañana, Yuliana Andrea Samboni, de 7 años, jugaba en la puerta de su humilde casa en el barrio Bosque Calderón, en la localidad de Chapinero, al norte de Bogotá.Horas después, a las 7:30 de la tarde, la niña fue encontrada muerta, con aparentes signos de tortura y violencia sexual.

(BBC)

El domingo a las 9 de la mañana, Yuliana Andrea Samboni, de 7 años, jugaba en la puerta de su humilde casa en el barrio Bosque Calderón, en la localidad de Chapinero, al norte de Bogotá.

Horas después, a las 7:30 de la tarde, la niña fue encontrada muerta, con aparentes signos de tortura y violencia sexual.

Las descripciones de vecinos y cámaras de seguridad permitieron encontrar la camioneta donde Yuliana fue secuestrada y determinar quién la manejaba.
“La menor fue llevada a ese vehículo en contra de su voluntad, fue raptada en la vía pública y llevada posteriormente al inmueble donde la encontramos lamentablemente fallecida”, informó Hoover Penilla, comandante de la Policía de Bogotá, en conferencia de prensa.

Las pistas llevaron a la policía hasta el lujoso apartamento de un arquitecto de 38 años, perteneciente a una conocida familia de Bogotá vinculada a la construcción.

Sin embargo, el hombre no estaba allí.

  • “A mi hermana se le veía el sufrimiento en los ojos”: la trágica muerte de la mujer que fue violada, empalada y quemada en Colombia
  • Por su parte, el alcalde mayor de Bogotá, Enrique Peñalosa, rechazó “el atroz crimen” cometido contra la niña y tuiteó: “Me duele el corazón tanta maldad”.

    Desde la Secretaría Distrital de la Mujer de la Alcaldía Mayor en Bogotá, pusieron a disposición de la familia “una de las mejores abogadas en este tema”, Isabel Agatón, “para evitar que este hecho quede en la impunidad”.

    Feminicidio

    En un país donde todos los días cuatro mujeres son asesinadas, Agatón busca que el caso de Yuliana sea catalogado como feminicidio, es decir, dirigido una mujer por el sólo hecho de ser mujer.

    “Vamos a exigir a las autoridades que se oriente la investigación como lo que corresponde, es decir, como un feminicidio agravado”, dijo Agatón a los medios.

    En su opinión es agravado por tres motivos: porque se trata de una menor de edad, por la privación de libertad de la víctima y por la presunta violencia sexual ejercida previo al desenlace fatal.

    De esta forma, la pena para el culpable sería mayor y, en opinión de Agatón, ayudaría a generar mayor consciencia sobre la problemática.


Anuncio