Anuncio

Santos pide a los jóvenes de Iberoamérica que tomen partido por la paz

El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, dijo en una entrevista con Efe que es importante para la democracia que los jóvenes, que están en el centro de la XXV Cumbre Iberoamericana que comienza hoy, se empoderen y tomen partido en las decisiones cruciales de la sociedad.

El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, dijo en una entrevista con Efe que es importante para la democracia que los jóvenes, que están en el centro de la XXV Cumbre Iberoamericana que comienza hoy, se empoderen y tomen partido en las decisiones cruciales de la sociedad.

(Arnulfo Franco / AP)

El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, dijo en una entrevista con Efe que es importante para la democracia que los jóvenes, que están en el centro de la XXV Cumbre Iberoamericana que comienza hoy, se empoderen y tomen partido en las decisiones cruciales de la sociedad.

“Eso es muy importante para nuestra democracia y muy importante para cualquier sociedad, que los jóvenes se empoderen y se apropien de las grandes decisiones, y ¿qué decisión más importante para un país puede haber que la paz?”, dijo Santos en referencia a las movilizaciones que se han impulsado en Colombia en favor de un acuerdo con las FARC.

Precisamente la juventud es uno de los elementos sobre los que discutirán los jefes de Estado y de Gobierno que se reúnen entre hoy y mañana en Cartagena de Indias para participar en la XXV Cumbre Iberoamericana.

Junto a esa cuestión, los mandatarios tratarán la coyuntura de la educación y el emprendimiento en un encuentro al que acudirán el rey de España, Felipe VI, así como once presidentes de Iberoamérica, entre ellos Santos.

“Los temas de la cumbre son temas de mucha relevancia para cualquier país en cualquier época, sobre todo en esta”, subrayó el presidente colombiano.

En su opinión, Iberoamérica “está compitiendo contra otras regiones del mundo en el tema de la educación”, así como en “qué hacer con la juventud y en emprendimiento”.

Todos ellos son asuntos que los países deben “tener como prioridad” y por eso considera que “cuando exista la posibilidad de que esa prioridad se vuelva común y podamos crear sinergia con los países para ser mejor educados, más innovadores, y que la juventud se encauce en un mejor camino, eso es una garantía para que las sociedades sean mejores”.

Por eso escogieron esos temas y mostró su esperanza de que “salgan propuestas concretas en ese sentido”.

“Cómo colaboramos más en materia de educación, cómo podemos emprender mejor en nuestros negocios, en nuestros jóvenes, cómo les podemos inculcar el espíritu del emprendimiento, que es tan importante y necesario en un mundo tan cambiante por la tecnología y tan desafiante por lo que está sucediendo en lo largo y ancho de este planeta”, aseveró Santos.

Acerca de la experiencia colombiana en educación, uno de los ejes de su Gobierno, y cómo puede extenderse a otros países, el mandatario se mostró humilde al decir que no es “tan pretencioso” como para decir que el modelo del país “se pueda exportar”, sino que están aprendiendo de otras naciones.

Tras afirmar que a Colombia todavía le queda “mucho camino por recorrer” en materia de educación, agregó que se han hecho “cosas que están teniendo un impacto muy positivo en la calidad de la educación”, así como en el acceso a la misma.

“Los últimos resultados de las pruebas que le hacemos a nuestros bachilleres señalan un incremento sin precedentes en la calidad de la educación”, subrayó el gobernante que explicó que los diferentes programas de becas para los estudiantes más brillantes y de pocos recursos económicos también les han abierto puertas en las universidades privadas de prestigio.

Eso facilita, en su opinión, que crezca también el nivel de la educación universitaria y eleve “la competencia para acceder” a los centros de enseñanza superior.

“Eso tiene un efecto de bola de nieve muy importante en la educación en general”, apostilló.

Para Santos, la Cumbre Iberoamericana también es una oportunidad para que los 22 países participantes reiteren su apoyo al proceso de paz que vive Colombia.

En este sentido, explicó que para él “ha sido muy importante el espaldarazo y el apoyo de la comunidad internacional” porque “ha legitimado mucho” el proceso de paz que espera no se alargue mucho.

Las cumbres iberoamericanas cumplen en Cartagena de Indias sus bodas de plata y Santos recordó la segunda de ellas, celebrada en Madrid en 1992 y a la que acudió para reemplazar al entonces presidente César Gaviria que “no pudo ir porque se le había volado Pablo Escobar” de la cárcel de La Catedral.

En el trayecto que ha recorrido la comunidad iberoamericana desde su creación en 1991, “las cumbres en general” han perdido fuerza, por lo que valoró que ahora el encuentro sea bienal.

La cumbre de Cartagena de Indias es la primera que se celebra con un lapso de dos años con respecto a la anterior, que se hizo en Veracruz (México).

De ese modo, considera que se puede “madurar mejor cualquier decisión” y llegar a “mayores consensos”.

“Yo creo que en la medida que podamos ir identificando esos comunes denominadores donde podemos trabajar todos juntos y hacer que las cumbres sean más efectivas pues todos vamos a ganar, pero efectivamente hay demasiadas cumbres y la cantidad creo que sí ha afectado a la calidad”, concluyó.


Anuncio