Anuncio
Share

Juez argentino cita bajo “apercibimiento” a expresidenta Fernández

Un juez argentino citó hoy a la expresidenta argentina Cristina Fernández a presentarse el próximo martes para registrar sus huellas dactilares, bajo "apercibimiento" de ser trasladada por las fuerzas de seguridad si no lo hace, después de que no llegara este viernes a los tribunales de Buenos Aires.

Un juez argentino citó hoy a la expresidenta argentina Cristina Fernández a presentarse el próximo martes para registrar sus huellas dactilares, bajo “apercibimiento” de ser trasladada por las fuerzas de seguridad si no lo hace, después de que no llegara este viernes a los tribunales de Buenos Aires.

(EFE)

Un juez argentino citó hoy a la expresidenta argentina Cristina Fernández a presentarse el próximo martes para registrar sus huellas dactilares, bajo “apercibimiento” de ser trasladada por las fuerzas de seguridad si no lo hace, después de que no llegara este viernes a los tribunales de Buenos Aires.

Según destacó la agencia estatal de noticias Télam, la exmandataria tendrá que comparecer el próximo día hábil (martes por ser festivo el lunes), en el marco de una investigación de supuestas irregularidades en operaciones del Banco Central durante el final de su mandato (2007-2015).

Fernández, quien reside habitualmente en el sur del país (a unos 2.000 kilómetros de Buenos Aires), estaba citada en la capital para realizar dos trámites judiciales administrativos (dejar sus huellas dactilares y realizar un informe socio-ambiental), pero la defensa había pedido retrasarlos o que se realizasen en los tribunales la ciudad patagónica de Río Gallegos.

La exmandataria alegó que no podía desplazarse en esas fechas y acusó a Bonadio de tener una “enfermiza animosidad” contra ella por obligarla a acudir a Buenos Aires en esas fechas.

Pese a que el juez denegó las prórrogas, Fernández no se presentó hoy ante él y, por ello, se emitió la nueva citación bajo apercibimiento.

Sin embargo, la expresidenta se acercó esta mañana a los juzgados de Río Gallegos para presentar un escrito, difundido después a través de sus redes sociales, en el que dejó constancia de que está “a disposición” de la Justicia y conforme, según ella, al “derecho”, además de exponer los motivos por los que pide realizar los trámites en esa ciudad.

En un vídeo de 15 minutos difundido también por internet, la ex jefa de Estado mostró el proceso desde que sale de su casa, en automóvil, hasta que llega al juzgado, cuando presenta el escrito, y de nuevo su regreso a casa, todo pormenorizadamente explicado por ella misma.

“Yo vivo a más de 2.550 kilómetros y le dije (a Bonadio) que hoy lo podía hacer en Río Gallegos y que si él insistía en hacerlo en Buenos Aires fuera a partir del 1 de diciembre, porque antes por cuestiones de vivencia, de vida que uno tiene, no lo podía hacer. Pero bueno, este es el estado del Poder Judicial y del estado del derecho de la República Argentina”, reclamó la expresidenta.

Además, resaltó que se trataba de “dos trámites absolutamente administrativos, tomar las huellitas digitales y lo otro el informe socio ambiental que además expresamente se prohíbe hacerlo fuera del ámbito donde vive el imputado, el acusado”.

“Son cosas que pasan. A otras personas les están pasando cosas peores (...). Esto casi parece una anécdota, pero refleja un Estado muy autoritario, muy arbitrario y sobre todas las cosas muy injusto”, aseveró Fernández en su extenso discurso en el vídeo.

Paralelamente, a primera hora de hoy, su abogado, Carlos Beraldi, interpuso un recurso de queja por la denegación de la prórroga por parte de Bonadio ante la Sala II de la Cámara Federal, que aún no se ha pronunciado.


Anuncio