Anuncio
Share

Tres muertos han dejado las bajas temperaturas e inundaciones en Estados Unidos

Krystal Wright retira el hielo del parabrisas de su vehículo en Wichita, Kansas, el viernes 27 de noviembre de 2015. Lluvia congelada e inundaciones efectaban el viernes Texas, Kansas y otras partes del centro de Estados Unidos.

Krystal Wright retira el hielo del parabrisas de su vehículo en Wichita, Kansas, el viernes 27 de noviembre de 2015. Lluvia congelada e inundaciones efectaban el viernes Texas, Kansas y otras partes del centro de Estados Unidos.

(Brian Corn / AP)

Al menos tres personas han muerto por las bajas temperaturas en Texas, mientras lluvia congelada e inundaciones afectaban el viernes el estado y otras partes del centro de Estados Unidos, donde los meteorólogos advirtieron que el clima frío se agravaría durante el fin de semana largo.

Los expertos del clima emitieron avisos y advertencias sobre inundaciones súbitas para una zona que va del norte de Texas hasta St. Louis, en tanto que en algunos lugares el sistema de tormentas dejó 10 centímetros (cuatro pulgadas) de lluvia durante su lento avance hacia el noreste.

La lluvia gélida y los ventarrones causaron el jueves al menos dos accidentes fatales de tránsito en el oeste de Kansas.

“Hay una frente de lluvia bastante sustancioso desde zonas de Texas, gran parte de Oklahoma hasta la parte media del Valle del Mississippi”, declaró John Hart, meteorólogo del Centro de Predicción de Tormentas en Norman, Oklahoma.

En el norte de Texas, donde cayeron más de 10 centímetros (cuatro pulgadas) de lluvia en la zona de Dallas-Fort Worth, tres personas perdieron la vida arrastradas por las crecidas. Al menos una persona está desaparecida. La precipitación más reciente ha elevado el total anual a niveles históricos.

Los bomberos en Garland, Texas, encontraron a un hombre de 29 años dentro de un Hyundai Elantra sumergido, dijo el portavoz del departamento de bomberos, Merril Balanciere. Las autoridades mantienen en reserva el nombre de esta persona.

Los socorristas encontraron el cadáver de Sandra Jones, de 33 años, poco después de las ocho de la mañana corriente abajo a cierta distancia de su vehículo, al oeste de Forth Worth.

El vehículo de Jones fue arrastrado de un camino por las aguas que rebasaban entre tres y 3,6 metros (entre 10 y 12 pies) los márgenes del arroyo Rock, dijo Tim Jones, portavoz de la policía del condado Johnson.

La Patrulla de Caminos de Kansas atribuyó dos muertes de tránsito ocurridas al hielo que cubre caminos en el oeste del estado.

El servicio meteorológico emitió una advertencia de tormenta invernal cuya vigencia se prolongará al sábado para diversos sectores del centro y el sur de Kansas, y afirmó que para el viernes en la noche el estado podría quedar cubierto por una capa de aguanieve y hielo de poco más de seis milímetros.


Anuncio