Anuncio
Share

‘Rocky’ De La Fuente, una opción a la molestia del electorado estadounidense

‘Rocky’ De La Fuente, el candidato presidencial hispano que estará en las boletas de California el 7 de junio.

‘Rocky’ De La Fuente, el candidato presidencial hispano que estará en las boletas de California el 7 de junio.

Luego de casi nueve meses en la contienda presidencial de Estados Unidos, Roque (Rocky) De La Fuente, empresario mexicoamericano de San Diego, ha logrado colocar su nombre en 46 elecciones del país, y en algunos condados de Texas, hasta le llegó a ganar a Donald Trump en el número de votos recibidos.

De padres mexicanos, De La Fuente se califica como un empresario con negocios en ocho estados de la nación y al igual que el magnate republicano, dijo que genera miles de empleos, pero algo que le molesta y no está dispuesto a tolerar es que una persona que se la pasa insultando a todo mundo, pueda llegar a la Casa Blanca.

“Vi la posibilidad de que Trump pueda robarse la elección por el descontento que existe tanto por los demócratas como los republicanos con el sistema político que está roto”, expresó De La Fuente en una primer visita que hizo a HOY.

Aunque admite que ya es momento de hacer algo para cambiar el sistema político actual, enfatiza que: “ El Sr. [Trump]no es la persona correcta [para la presidencia]”.

De La Fuente de 61 años , completamente bilingüe, con gran sentido del humor y gran presencia, subraya que de llegar a la presidencia no cobrará un centavo hasta que logre cuatro de sus principales objetivos.

“Reducir a la mitad el número de indigentes en las calles, generar un millón de nuevos empleos, construir cien nuevos parques y erradicar la idea de un muro fronterizo entre México y Estados Unidos, el cual “nunca ha sido una solución”, aseguró.

Otros de sus temas de enfoque en su campaña es crear empleos que dependan de la energía renovable y se deje de depender tanto del petróleo; además de luchar por una reforma migratoria que incluya a los 11 millones de supuestos migrantes que se cree viven en Estados Unidos en forma irregular.

Asegura que después de casi nueve meses en la contienda, ha logrado confirmar del por qué la comunidad en general, tanto demócrata y republicana, están enojados con el sistema electoral que ahora prevalece y se resisten a votar por un candidato del establecimiento político.

Particularmente del lado demócrata, De La Fuente indica, que El Partido le ha robado votos y no quieren que su nombre florezca ya que se cree que Hillary Clinton es la dueña del voto latino. Ellos [el Partido Demócrata] piensan que cualquier número de votos a favor de De La Fuente serían votos menos para Clinton, subraya.

Por otro lado, indica que al candidato Bernie Sanders le ha jugado muy ‘chueco’ el mismo Partido Demócrata, porque no quieren que llegue a Convención de Filadelfia fortalecido; incluso enfatiza que Sanders debería de haber sido simplemente un escalón de la ex Primera Dama; pero nadie pensó que alcanzaría el arrastre que ha tenido.

Cuando De La Fuente habla de jugar ‘chueco’ se refiere desde al robo de votos hasta cambios de reglas o modificaciones a último minuto; e inclusive una influencia apabullante por parte de funcionarios a todos niveles a favor de Clinton.

“Todo esto está formulado para que Hillary gane, pero ni así puede ganar todavía”, expresó.

Aunque pareciera que el nombre de Roque De La Fuente no ha sido muy sonado en la contienda, este aparece en Google en casi 17 mil artículos, tiene 250 mil seguidores en Twitter y 170 mil en Facebook; además de tener su página de campaña rocky2016.com donde delínea su plataforma en ingles y español.

No obstante, el precandidato demócrata subraya que el mantenerse como candidato no ha sido fácil, particularmente con los medios de comunicación que parecen no tener más cámaras que para Trump y Clinton; y en ocasiones para Sanders, gracias al movimiento que ha generado.

“Los medios de comunicación nacionales están haciendo todo lo posible para que me vuelva invisible”, expresó.

Sin embargo, De La Fuente se presenta como la opción al cambio, al enojo, porque sabe perfectamente que mucha gente republicana no quiere votar por Trump, y muchos demócratas tampoco por Hillary, y es precisamente donde De La Fuente quiere entrar.

“Quiero ser presidente de Estados Unidos, pero también quiero contribuir para que Trump no llegue a la Casa Blanca”, enfatizó, no sin antes mandar un mensaje al electorado californiano del que espera tener apoyo.

“Recuerden que todos los demócratas y los independientes, todos pueden votar por mí; inclusive los republicanos pueden escribir mi nombre abajo de la boleta de votación”, subrayó el precandidato, quien también estará en las boletas en Puerto Rico este 5 de junio.


Anuncio