Anuncio
Share

Republicanos lucen optimistas tras tropiezos de Rubio; Demócratas, en una batalla de géneros

El senador republicano por Florida Marco Rubio, aspirante a la candidatura republicana a la presidencia de EE.UU., responde a una pregunta durante un debate previo a las primarias republicanas de New Hampshire organizado por ABC News en el St. Anselm College. el sábado 6 de febrero de 2016, en Manchester, New Hampshire. (AP Foto/David Goldman)

El senador republicano por Florida Marco Rubio, aspirante a la candidatura republicana a la presidencia de EE.UU., responde a una pregunta durante un debate previo a las primarias republicanas de New Hampshire organizado por ABC News en el St. Anselm College. el sábado 6 de febrero de 2016, en Manchester, New Hampshire. (AP Foto/David Goldman)

(David Goldman / AP)

Luego de los tropiezos mostrados por Marco Rubio, sus rivales por la candidatura presidencial republicana lucieron muy positivos el lunes, un día antes de las primarias de New Hampshire. En el bando demócrata, la rivalidad entre Hillary Clinton y Bernie Sanders parecía asumir tintes de una batalla entre géneros.

Donald Trump aumentó su protagonismo en el estado donde según las encuestas es el favorito para ganar esta primaria tras llegar en segundo lugar en Iowa. El magnate inmobiliario parecía confiado en ganar.

Mientras otros republicanos se atacaban entre sí, Trump y Jeb Bush intercambiaron comentarios mordaces en sendas entrevistas televisivas. Bush reiteró sus denuncias de que Trump expropió viviendas de gente pobre para concretar sus acuerdos de negocios y calificó a Trump de “perdedor”.

Por su parte, Trump tildó a Bush de “una vergüenza para su familia. Creo que está al borde un ataque de nervios, es una lástima lo que está pasando allí".

La contienda entre Clinton y Sanders asumió otro matiz luego que partidarios de Clinton criticaron a las mujeres que apoyan a Sanders, pues estarían en votando en contra de quien podría ser la primera mujer presidenta de Estados Unidos.

La ex secretaria de Estado Madeleine Albright afirmó: “hay un infierno especial” para aquellas mujeres que se niegan a apoyar a otras mujeres, mientras que la reconocida feminista Gloria Steinem insinuó que las chicas que apoyan a Sanders lo hacen solo para buscar pareja.

Encima de todo esto, el ex presidente Bill Clinton acusó a los partidarios de Sanders de lanzar ataques “profanos” y “sexistas” contra su esposa en internet. El ex mandatario se mostró más conciliatorio el lunes por la mañana en un acto de campaña en Manchester, aunque se le notó cierta frustración por la manera que Sanders está atrayendo a los votantes jóvenes.

Cuando un votante felicitó a Clinton por los logros alcanzados bajo su presidencia, el ex presidente lamentó: “qué lástima que toda este gente joven no se recuerda de esa época”.

Sanders, favorito para ganar en New Hampshire, se negó a hablar de esa controversia el lunes. Con el fin de evitar algún desliz de último minuto, se aferró a su acostumbrado discurso al hablar ante partidarios en Nashua.

"¡Mucho hemos logrado en estos nueve meses!”, exclamó Sanders.

Trump está siendo criticado ahora por expresarse a favor de torturar a prisioneros extranjeros. La técnica del ahogamiento simulado, que fue usada por militares estadounidenses, “no es nada” comparado con lo que hace el grupo Estado Islámico, dijo Trump.

“Esa técnica está bien, incluso técnicas más duras están bien”, dijo Trump. “Cuando se trata de estos animales no podemos ser débiles como lo son nuestros actuales gobernantes”.

El senador republicano John McCain, quien fue torturado cuando fue prisionero de guerra en Vietnam, rechazó esos comentarios.

“Nuestra nación necesita un presidente que pueda recordarle a nuestros luchadores que están defendiendo ideales sagrados”, dijo McCain.


Anuncio