Anuncio
Share

Crece polémica por la Universidad Trump

El candidato republicano a la presidencia, Donald Trump, fue multado por 2 mil 500 dólares por el Servicio de Rentas Internas (IRS, por sus siglas en inglés) por no haber notificado al fisco una donación.

El candidato republicano a la presidencia, Donald Trump, fue multado por 2 mil 500 dólares por el Servicio de Rentas Internas (IRS, por sus siglas en inglés) por no haber notificado al fisco una donación.

(agencia reforma)

El candidato republicano a la presidencia, Donald Trump, fue multado por 2 mil 500 dólares por el Servicio de Rentas Internas (IRS, por sus siglas en inglés) por no haber notificado al fisco una donación.

La cuestionada donación, por la que además debía haber pagado a las arcas públicas el 10por ciento de su valor, la realizó su fundación Trump en 2013 al comité de campaña de la fiscal general de Florida, Pam Bondi, quien estudiaba abrir una investigación por fraude a la Universidad Trump.

El caso ha revivido el escándalo por la polémica universidad, publicó hoy The Washington Post.

En un acto de campaña ayer, Trump hizo referencia al caso, rechazando la controversia.

“Nunca hablé con ella sobre ello, nunca”, enfatizó.

En junio, Marc Reichelderfer, quien trabajó como asesor de Bondi, contó a una agencia noticiosa que fue la fiscal la que pidió personalmente la contribución al magnate.

Según la versión de Reichelderfer, la fiscal no sabía en ese momento de las acusaciones de fraude contra la Universidad, aunque el cronograma no está claro.

Antiguos alumnos de la Universidad Trump acusan a la institución de hacer falsas promesas y de realizar campañas agresivas de mercadeo para captar nuevos estudiantes.

El equipo de Bondi asegura que pasaron varias semanas desde la petición de financiación hasta el anuncio de que su oficina estaba considerando unirse a la investigación del estado de Nueva York, y que fue después cuando la organización que apoyaba su candidatura “And Justice for All” recibió los 25 mil dólares de la fundación del magnate.

No obstante, la fundación cometió otras irregularidades -que atribuyeron a un error sin mala intención- al no declarar la donación a la campaña de Bondi como una contribución polÌtica.

El Washington Post reveló que la fundación había indicado al IRS que esa cantidad de dinero era para una organización sin ánimo de lucro de Kansas, con un nombre similar al comité de apoyo de Bondi.

La fundación reconoció su error después de que el Centro para la Responsabilidad y la ética, con sede en Washington, presentara una reclamación ante IRS en su contra, puesto que las donaciones políticas por organizaciones benéficas están prohibidas.

“And Justice for All” indicó que trató de devolver el dinero, pero la Fundación Trump declinó el ofrecimiento.

Bondi fue una de las primeras funcionarias electas de Florida, un estado clave en las próximas presidenciales, que mostró su respaldo a Trump y habló a favor del empresario durante la Convención Nacional Republicana el pasado julio en Cleveland, Ohio.


Anuncio