Reportaje Especial

Si Trump ordena cerrar la frontera, la economía de la región sufriría pérdidas catastróficas

La crisis de la caravana migrante que llevó el domingo a un cierre de cinco horas en ambas direcciones del puerto de entrada de San Ysidro destacó el impacto económico de gran alcance que tales interrupciones pueden tener en la región de San Diego, desde una posible escasez de mano de obra hasta pérdidas sustanciales de negocios para los comerciantes.

Las tiendas de San Ysidro perdieron un estimado de 5,3 millones de dólares en ventas como resultado del cierre temporal, y algunos temen que cualquier cierre futuro los ponga fuera del negocio.

Si bien existen múltiples puertos de entrada a lo largo de la frontera entre Estados Unidos y México, San Ysidro es el cruce fronterizo terrestre más transitado del hemisferio occidental. Cerca de 70 mil vehículos y 25 mil peatones se mueven entre los dos países cada día.

El cierre del domingo ocurrió después de que cientos de migrantes se apresuraron a llegar a la frontera y fueron recibidos por las autoridades estadounidenses que desplegaron gas lacrimógeno en un intento de dispersar a la multitud.

El presidente Donald Trump envió un tweet el lunes amenazando con cerrar la frontera. Sus comentarios han aumentado los temores de futuros cierres que amenazan con perturbar la economía transfronteriza.

Esto es lo que sabemos sobre cómo se ve afectada la economía local cuando hay interrupciones y retrasos en la frontera.

¿Cuánto negocio fluye a través de la frontera?

"Toda la frontera, tiene más de 1 millón de cruces por día, 1.6 mil millones de dólares en transacciones de doble vía todos los días", dijo Duncan Wood, director del Instituto de México en el Wilson Center con sede en Washington, D.C. 

"Entonces, si lo viste, ya que Trump amenazó esta mañana con que cerraría permanentemente la frontera entre México y Estados Unidos, estarías viendo pérdidas catastróficas y desastrosas en ambos lados de la frontera".

Diariamente, el intercambio comercial entre San Diego y Tijuana en sectores desde el turismo hasta la manufactura es estimado en 2.1 millones de dólares.

Antes de una expansión de 741 millones de dólares el año pasado en el puerto de entrada de San Ysidro, la Asociación de Gobiernos de San Diego pronosticó una aumento del 87 por ciento en el tráfico de vehículos para 2030 en el área de San Ysidro.

¿Qué tipos de bienes y servicios llegan a través de la frontera?

Además de los productos agrícolas, la región de San Diego-Baja California es un gigante industrial, con casi 600 plantas de fabricación de exportación y 50 opciones de fabricación por contrato dentro de un radio de 15 millas al sur del puerto de entrada de San Ysidro. 

Se estima que cada año se importan y exportan productos por un valor de 42 mil millones de dólares en Otay Mesa, según la Smart Border Coalition.

La fabricación de componentes y equipos en sectores tales como dispositivos médicos, electrónica, automotriz, plásticos, aeroespacial, construcción naval y productos farmacéuticos se encuentra regularmente cruzando la frontera.

De acuerdo a Jock O'Connell, asesor de comercio internacional para Beacon Economics, una firma de investigación y consultoría con sede en Los Ángeles, la mayoría del comercio entre México y los Estados Unidos se realiza a través de Texas, pero el impacto en todo el estado es considerable.

"En California, México es nuestro principal mercado de exportación, por mucho", dijo O'Connell, citando que en los primeros nueve meses de este año, el comercio con México representó el 17.3 por ciento de todas las exportaciones de California. "Entonces, California tiene una fuerte necesidad de mantener las fronteras funcionando de manera eficiente".

¿Qué empresas son las más vulnerables?

Solo en San Ysidro, el Cámara de Comercio Cuenta con 650 empresas en su código postal, la mayoría de ellas pequeñas.

"Una gran mayoría de negocios familiares hacen la mayor parte de sus ganancias entre el 20 de noviembre y el 5 de enero", dijo Jason Wells, director ejecutivo de la cámara.

Wells estimó que alrededor del 75 por ciento de las empresas de San Ysidro, incluido el popular centro comercial Las Américas Premium Outlets, decidió cerrar el domingo.

"Fue una decisión que no tomaron a la ligera", dijo Wells. “El perímetro de su estacionamiento es el muro fronterizo, por lo que cualquier cosa que ocurra en la frontera puede afectar a los clientes y empleados... Tengo muchos negocios que no sobrevivirían dos días más de esto. Es eso crítico".

Las tiendas volvieron a abrir el lunes, pero Wells dijo que el tráfico peatonal a primera hora de la tarde era más lento de lo normal. Incluso antes del cierre del fin de semana, las ventas bajaron un 35 por ciento, ya que muchos de los carriles en San Ysidro se cerraron en previsión de la llegada de inmigrantes centroamericanos.

"Nadie quiere cruzar y (preocuparse) de que mientras estoy allí, cierren la frontera", dijo Wells.

Los comercios de construcción, empresas de paisajismo y negocios de hostelería, incluidos hoteles y restaurantes, se ven afectados cuando hay retrasos graves en la frontera porque muchos tienen empleados que viven en Tijuana.

¿Cuántos trabajadores cruzan la frontera para llegar a su empleo en San Diego?

Es difícil cuantificar cuántos trabajadores cruzan la frontera cada día. Una estimación es que alrededor de un tercio de los que llegan en automóvil y a pie tienen un empleo en San Diego.

Unite Here, el sindicato que representa a los trabajadores de hoteles y hospitalidad, estima que al menos el 15 por ciento de sus miembros cruzan la frontera para trabajar en San Diego.

"La economía del turismo quedaría devastada si se produjera un cierre total", dijo la presidenta del Local 30 de Unite Here Local, Brigette Browning. "Estos son los trabajos que los no inmigrantes no realizarán, los más difíciles, como los de limpieza y los lavaplatos".

¿Cómo están haciendo frente las empresas en San Diego?

Al igual que otros hoteles, el Loews Coronado Bay Resort se vio afectado por el cierre del domingo cuando algunos empleados se ausentaron del trabajo.

"Tenemos miembros del equipo que viven en Tijuana y trabajan legalmente en Loews Coronado Bay Resort", dijo el director gerente del hotel, Sean Clancy.

“Los cierres de la frontera obviamente han provocado algunos retrasos y algunas ausencias laborales. Los tiempos de viaje se han alargado, y en el caso del cierre de la frontera del domingo, varios de los miembros de nuestro equipo estaban preocupados por cómo llegarían a casa. Algunos... se quedaron en el hotel la noche anterior para evitar la frontera por completo".

Clarke Ramsey, presidente de LePerv Landscape Inc. en San Diego, también dijo que el cierre de la frontera dio lugar a algunas llegadas tardías y ausencias al trabajo. Alrededor del 20 por ciento de sus 30 empleados viven en Tijuana, dijo.

"Definitivamente nos duele", dijo Ramsey. "Lo primero que tuve que hacer fue enviar correos electrónicos diciendo que no estaríamos en sus propiedades. La gente lo entiende porque lo ha visto en las noticias". 

"Ya estoy tratando de encontrar soluciones, como si tuviéramos un lugar para alquilar una casa para cuatro o cinco personas que necesiten pasar la noche".

El San Diego Convention Center Corp., que tiene aproximadamente 50 empleados de tiempo completo y de medio tiempo que cruzan la frontera, tiene una sala de descanso con cómodos asientos tipo puf para aquellos trabajadores que llegan temprano y necesitan un lugar para relajarse antes de que su turno comience o si necesitan esperar antes de regresar a casa al otro lado de la frontera.

"Muchos de nuestros empleados también han establecido conexiones con aquellos que viven aquí en San Diego para que puedan alojarse aquí si lo necesitan", dijo la portavoz de la corporación Bárbara Moreno.

¿Qué pasa con los camiones de carga? ¿A dónde irá todo ese tráfico?

El cruce en Otay Mesa es la puerta de entrada más grande para camiones comerciales que se mueven a través de California y México y es el segundo puerto de camiones más grande a lo largo de la frontera de los Estados Unidos con México.

En el año 2017 acumuló 32.2 millones de cruces de pasajeros y peatones, el puerto de entrada de Otay Mesa registró 9.27 millones de cruces de vehículos hacia el norte y 17 millones de cruces que incluyeron pasajeros y peatones.

Pero la instalación de Otay Mesa es considerablemente más pequeña que el puerto de San Ysidro.

Eso significa que si San Ysidro está cerrado por un período prolongado de tiempo, los viajeros no podrían simplemente conducir al este a Otay Mesa para cruzar la frontera sin experimentar retrasos significativos.

"Otay no puede manejar el tráfico de San Ysidro", dijo Paola Ávila, vicepresidenta de asuntos comerciales internacionales en la Cámara de Comercio Regional de San Diego. "Sabemos que los tiempos de espera en la frontera por sí solos cuestan miles de millones de dólares a nuestra economía".

¿Qué pasa con el turismo de México?

"Los visitantes de México impulsan una economía turística que beneficia a todos los californianos", dijo Caroline Beteta, presidenta y directora ejecutiva de Visit California, la oficina de turismo del estado.

"México es, con diferencia, el principal mercado internacional de California, responsable de más del 40 por ciento del volumen de visitantes internacionales de California y 3,1 mil millones de dólares en gastos de visitantes cada año".

El año pasado, San Diego recibió a más de 4.7 millones de visitantes de día y de noche de México. Gastaron un estimado de 360.4 millones de dólares mientras estaban aquí, según Warren L. Skip Hull, vicepresidente de CIC Research.

¿Y ahora qué?

Representantes de diversas industrias, agencias gubernamentales y grupos empresariales ya se están reuniendo y comunicándose entre sí regularmente para prepararse en caso de más interrupciones en la frontera.

 La semana pasada, la Cámara de Comercio Regional de San Diego organizó una reunión de este tipo para abordar cómo minimizar el impacto en la fuerza laboral y compartir ideas.

El alcalde de San Diego, Kevin Faulconer, se encuentra en Washington reuniéndose con la Oficina de Asuntos Intergubernamentales de la Casa Blanca, la Agencia de Protección Ambiental y otros funcionarios federales sobre relaciones transfronterizas.

En un correo electrónico a The San Diego Union-Tribune, Faulconer dijo que instará a "nuestros líderes a trabajar más en colaboración con México para ayudar a resolver este problema de la manera más rápida y humanitaria posible al proporcionar más personal fronterizo y más recursos para procesar a aquellos que realmente buscan asilo".

Nikolewski y Weisberg escriben para el U-T. Con información de la reportera de Los Angeles Times, Margot Roosevelt.

Copyright © 2018, Hoy Los Angeles, una publicación de Los Angeles Times Media Group
57°