Anuncio

Se jacta Presidente de su presión a empresas

Donald Trump, presumió ayer su presión a empresas como Carrier para dejar de invertir en México.

Donald Trump, presumió ayer su presión a empresas como Carrier para dejar de invertir en México.

(Evan Vucci / AP)

Donald Trump, presumió ayer su presión a empresas como Carrier para dejar de invertir en México.

En una primera reunión en la Casa Blanca ante los presidentes de doce de los más importantes consorcios de Estados Unidos, como Lokheed Martin y Ford, el Presidente reiteró su amenaza de imponer un impuesto a aquellos productores que decidan trasladar parte de su producción desde Estados Unidos al extranjero.

“SÌ se van a otro país y deciden que van a cerrar y despedir a 2 mil o 5 mil personas, vamos a imponer un muy alto impuesto en la frontera sobre el producto cuando ingrese a Estados Unidos. Lo que me parece es justo, es justo”, amenazó Trump en declaraciones a la prensa en el Salón Roosevelt.

Ante empresarios, entre los que también se contaban los presidentes de Dow Chemical y Whirlpool, el Mandatario puso como ejemplo la presión tras su victoria en la elección presidencial de noviembre, cuando logró que United Technologies cancelara el traslado de unos mil 100 empleos a México.

“United Technologies fue un ejemplo con Carrier. Y eso que yo me involucré dos años después de que fue anunciado. Así que, con todo respeto, fue duro. United Technolgies fue fantástico y trajeron de regreso muchos de esos empleos”, dijo el Presidente.

Hoy, la agenda de Trump incluye un desayuno con los tres grandes productores de automóviles de EU -Ford, General Motors y Fiat-Chrysler-, a los que también había amenazado con imponerles impuestos por su producción en el extranjero.


Anuncio