Anuncio
Share

Da China incentivos a Apple por planta

Se trata de un vasto y acaudalado centro aduanero en el corazón de China, construida hace varios años para servir a un único exportador mundial: Apple, la ahora empresa más valiosa del mundo y una de las principales minoristas de China.

Se trata de un vasto y acaudalado centro aduanero en el corazón de China, construida hace varios años para servir a un único exportador mundial: Apple, la ahora empresa más valiosa del mundo y una de las principales minoristas de China.

(Mark Lennihan / AP)

Funcionarios de Gobierno, con uniformes impecablemente planchados, corren de un lado a otro en un laberinto de contenedores de mercancía pesando, escaneando y aprobando envíos.

Hileras de camiones que se extienden por algunos kilómetros esperan al próximo carguero que los llevar· a Beijing, Nueva York, Londres y decenas de otros destinos.

Se trata de un vasto y acaudalado centro aduanero en el corazón de China, construida hace varios años para servir a un único exportador mundial: Apple, la ahora empresa más valiosa del mundo y una de las principales minoristas de China.

Pero detrás de las operaciones cotidianas en el centro aduanero se esconde un entramado de beneficios, subsidios fiscales y otras ayudas que ha aportado el Gobierno chino a la fábrica de iPhone más grande del mundo, que se encuentra en esa ciudad.

De acuerdo con una investigación de The New York Times, el Gobierno local de Zhengzhou, una ciudad empobrecida de seis millones de habitantes, repartió más de mil 500 millones de dólares a Foxconn, socia de fabricación de Apple, para construir grandes secciones de la fábrica y viviendas cercanas para los empleados.

También pavimentó caminos y construyó plantas eléctricas, ayudó con el costo de la energía y transporte para la operación, reclutó a los trabajadores y hasta pagó bonos para cumplir con los objetivos de exportación.

La planta de Zhengzhou puede producir unos 500 mil iPhones al día, y es conocida como “Ciudad del iPhone”.


Anuncio