Anuncio
Share

Lockheed Martin entregará al Pentágono 90 cazas F-35 por 728 millones menos

Lockheed Martin anunció hoy un acuerdo con el Departamento de Defensa para fabricar 90 cazas F-35 por 8.500 millones de dólares, un ahorro de 728 millones a las arcas públicas tras las críticas del presidente Donald Trump al programa. EFE/ARCHIVO

Lockheed Martin anunció hoy un acuerdo con el Departamento de Defensa para fabricar 90 cazas F-35 por 8.500 millones de dólares, un ahorro de 728 millones a las arcas públicas tras las críticas del presidente Donald Trump al programa. EFE/ARCHIVO

Lockheed Martin anunció hoy un acuerdo con el Departamento de Defensa para fabricar 90 cazas F-35 por 8.500 millones de dólares, un ahorro de 728 millones a las arcas públicas tras las críticas del presidente Donald Trump al programa.

“El acuerdo representa un ahorro de 728 millones de dólares y casi un 8 % en la reducción del precio con respecto al anterior contrato”, detalló la empresa en un comunicado, en el que señaló que el coste menor se debe al pedido de un mayor número de unidades.

“El incremento en el número de aviones nos permite reducir el costo al sacar beneficio de la economía de escala y una producción más efectiva”, agregó Lockheed Martin.

La reducción en el precio de estos cazas, que por primera vez costarán menos de 100 millones de dólares, se produce después de que Trump criticara el pasado mes de diciembre su elevado coste, al asegurar que el programa F-35 estaba “fuera de control”.

“Miles de millones de dólares pueden y serán ahorrados en gastos militares y de otro tipo”, dijo el entonces presidente electo.

Desde entonces, y tras una importante caída de las acciones de la empresa en bolsa, la compañía, uno de los principales contratistas de defensa del Gobierno estadounidense, anunció su disposición a que el programa F-35 fuera “más asequible”.

“La implicación personal del presidente Trump en el programa F-35 aceleró las negociaciones y afiló nuestro objetivo en la reducción del precio”, argumentó hoy Lockheed Martin.

“Este es un buen trato para el contribuyente americano, para nuestro país, nuestra compañía y nuestro proveedor”, aseveró.

Por su parte, el portavoz de la Casa Blanca, Sean Spicer, confirmó el acuerdo con Lockheed Martin, que describió como “otra victoria que ha conseguido el presidente para los contribuyentes”.


Anuncio