Anuncio
Share

Grupo ecológico dice que Ciudad del Futuro amenaza panteras y osos en Florida

El grupo South Florida Wildlands señaló hoy que el proyecto de energía solar "La ciudad del futuro, en el sur de Florida (EE.UU.) "es trágico" para la pantera, el oso negro, la serpiente del índigo y el pájaro carpintero. En la imagen un cachorro de oso negro permanece sobre un árbol en una reserva natural en California (EEUU). EFE/ARCHIVO

El grupo South Florida Wildlands señaló hoy que el proyecto de energía solar “La ciudad del futuro, en el sur de Florida (EE.UU.) “es trágico” para la pantera, el oso negro, la serpiente del índigo y el pájaro carpintero. En la imagen un cachorro de oso negro permanece sobre un árbol en una reserva natural en California (EEUU). EFE/ARCHIVO

El grupo South Florida Wildlands señaló hoy que el proyecto de energía solar “La ciudad del futuro, en el sur de Florida (EE.UU.) “es trágico” para la pantera, el oso negro, la serpiente del índigo y el pájaro carpintero.

El hábitat de esta vida silvestre se ha visto afectado no solo por la construcción del Rancho Babcock, conocido como una “Ciudad del futuro”, sino por el desarrollo urbano que este traerá a las zonas aledañas, aseguró Matthew Schwartz, director del grupo ecológico.

“Ellos (los desarrolladores del proyecto) dicen que sólo están usando tierra que antes estaba perturbada, pero otras tierras privadas cercanas también se desarrollarán una vez que la gente empiece a mudarse”, señaló Schwartz.

“La gente querrá cines y centros comerciales, todas las cosas que son parte de la expansión urbana. Este proyecto está haciendo que los hábitats poco desarrollados a su alrededor sean mucho más vulnerables”, agregó.

Explicó que la pantera de la Florida es una especie en peligro de extinción y que el desarrollo las está “acorralando en un área pequeña”.

“Las muertes en las carreteras y la pérdida de hábitat está destruyendo a la población porque no tiene dónde expandirse”, agregó.

El Rancho Babcock es una comunidad planeada de unos 17.000 acres (68 kilómetros cuadrados) que se está desarrollando en el suroeste de Florida, aprobado como parte de una estrategia público-privada con el estado de Florida y los gobiernos locales.

Eventualmente, el rancho será hogar de unas 50.000 personas.

“Los encargados del desarrollo no necesitaban entrar en un hábitat sin explotar para iniciar un proyecto solar, hay un montón de comunidades que podrían haberse adaptado a solar”, se lamentó Schwartz.

En noviembre pasado las autoridades ambientales de Florida aprobaron un plan para garantizar la supervivencia de por los menos 57 especies en peligro, entre ellas 57 especies, que incluyen 8 mamíferos, 21 pájaros, 12 reptiles, 4 anfibios, 9 peces y 3 invertebrados.


Anuncio