Anuncio
Share

Hacen “campaña negra” desde gobierno del Estado

TIJUANA BC 4 DE NOVIEMBRE DE 2016 (AFN).- Las periodistas Dora Elena Cortés Juárez, directora de Agencia Fronteriza de Noticias (AFN) y Adela Navarro Bello co-directora del semanario Zeta de Tijuana, denunciaron la intención de funcionarios del gobierno del Estado de Baja California de poner en marcha “campañas negras” en contra de ellas, por la publicación de temas críticos que molestan a la administración de Francisco Vega de Lamadrid.

Ambas fueron alertadas sobre esta intención, por fuentes cercanas al propio gobierno estatal, y esto se confirmó cuando el pasado dos de este mes el periodista mexicalense Gerardo Fragoso reveló en la columna que publica en el periódico “El Mexicano” de circulación regional, que fue contactado por un individuo, el cual no identificó, pero que le propuso a cambio de una importante cantidad de dinero que escribiera “infamias” en contra de la codirectora del semanario Zeta, aceptando al mismo tiempo que el material que le entregaría no estaba confirmado, sino que se trataba de hacer pasar “una mentira, como una verdad” dijo el periodista.

Al respecto, Cortés Juárez –de AFN- dijo que el día 1 de este mes notificó al director de Comunicación Social del gobierno de Baja California, Roberto Karlo López Páez, que había recibido informaciones muy precisas sobre la intención del “director de imagen” de esa administración -que teóricamente depende de su oficina- Jorge Cornejo Manzo, de emprender “campañas sucias” en contra de Navarro Bello y de ella misma, y recibió como respuesta que se “revisaría” el asunto.

Sin embargo, la maquinación siguió caminando, según se evidenció con la publicación del periodista Fragoso, sin que hubiese una explicación del gobierno del Estado. A raíz de estas denuncias, varios medios y periodistas han retomado el tema y se han solidarizado con los comunicadores, lo mismo que políticos y representantes de organismos públicos y privados, Sin que hasta la fecha exista una respuesta del gobernador de la entidad.

La titular de la Comisión Estatal de Derechos Humanos de Baja California Melba Adriana Olvera ordenó que se abriera una investigación al respecto, tras señalar que “las campañas de difamación atentan contra la moral de los comunicadores, y tienen la intención de inhibirlos y restarles credibilidad”.

También la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) a través del Quinto Visitador Nacional, se comunicó con las periodistas para incluir este caso dentro del Mecanismo Nacional de Protección a Periodistas.


Anuncio