Escenario de denuncias en la alfombra de los Premios Fénix

La alfombra roja de la quinta entrega de los Premios Fénix se caracterizó por ser un evento de denuncia, al menos para algunas actrices como Sophie Alexander y Joana Murillo, quienes portaron un paliacate verde apoyando la iniciativa de sus colegas argentinos luego de que fuera legalizado el aborto por la Cámara de Diputados de ese país.

"Para mí es un tema fundamental y no puedo creer que a estas alturas de esta vida que a estas alturas de la vida sigamos pidiendo que sea derecho nuestro decidir sobre nuestro cuerpo y además que sería una causa que pararía algo que no va a parar sea legal o ilegal.

"Es triste la cantidad de mujeres que mueren diariamente por practicar el aborto de forma ilegal, hay que detener eso", afirmó Murillo en entrevista, quien acudió a la gala únicamente para apoyar a sus colegas y el evento en general.

Verónica Castro, Marimar Vega, Sergio Mayer, Adriana Louvier, Tenoch Huerta, Gael García, entre otros más fueron algunas de las nominados y figuras que agradecieron la invitación a la gala para apoyar a los premiados, en el encarpetado que montó la producción a las afueras del Teatro De la Ciudad, Esperanza Iris, la tarde de este miércoles.

"Es una noche de celebración, quiero compartir qué es mi primera vez en México, pude llegar el 3 de noviembre y pude presenciar la celebración de Día de muertos, fue para mí extraordinario poder encontrarme con una cultura realmente impresionante", expresó Ana Ivannova.

El Premio Iberoamericano de Cine Fénix reconoce y destaca la labor cinematográfica de los artistas con el fin de promover y fortalecer este género a nivel mundial.

Copyright © 2018, Hoy Los Angeles, una publicación de Los Angeles Times Media Group
67°