Una noche de sorpresas en los Golden Globe añade giros a la carrera por los Oscar

Una noche de sorpresas en los Golden Globe añade giros a la carrera por los Oscar

La copresentadora de los Golden Globe, Sandra Oh, se atragantó al ver la diversidad de caras en el salón del Beverly Hilton. Una película de Netflix ganó un Golden Globe por primera vez, y Christian Bale le agradeció a Satanás en su discurso de aceptación.

Así que, sí, los 76º Golden Globe, celebrados este 6 de enero, demostraron ser una noche de inclusión, de primeras veces históricas, y una mezcla mayormente agradable de ese humor borracho y poder de las estrellas que le han ayudado a aventajar a los Oscar en los últimos años como una noche de televisión entretenida que vale la pena mirar.

Mientras que la votación para los Oscar comienza este lunes 7, la ceremonia brindó a los ganadores un podio para presentar su caso a los miembros de la Academia de Cine, y varios de los honrados por la Asociación de la Prensa Extranjera de Hollywood (HFPA, por sus siglas en inglés): aprovecharon esa oportunidad Glenn Close, Regina King y el antedicho Bale —que cómicamente agradeció a Satán por su inspiración para interpretar al exvicepresidente Dick Cheney en "Vice"—.

Votados por los 88 miembros activos de la HFPA, los Golden Globe a menudo difieren de los Oscar en muchas categorías clave, incluida la de Mejor Película. En 2018, por ejemplo, el eventual ganador del Oscar "The Shape of Water" perdió el Golden Globe a la Mejor Película de Drama ante "Three Billboards Outside Ebbing, Missouri". "Birdman" es otra película reciente que se quedó corta con la HFPA, pero ganó el máximo premio de la Academia de Artes y Ciencias Cinematográficas.

Esa historia podría proporcionar un cierto consuelo a "A Star Is Born", la reversión dirigida por Bradley Cooper de la consabida historia sobre la creación de mitos del mundo del espectáculo. Nominada a cinco Golden Globes —incluido Mejor Película de Drama, y con nominaciones a Cooper como Mejor Actor y Mejor Director— el éxito comercial ganó solo por su canción, "Shallow", coescrita por Lady Gaga, quien protagoniza el film junto con Cooper.

Los grandes ganadores de la noche: "Roma", "Green Book" y, de manera improbable, el éxito de taquilla "Bohemian Rhapsody", que recibió pobres criticas, obtuvieron un impulso definitivo en la ceremonia del domingo al ganar varios trofeos, y dividieron aún más la carrera del Oscar a la Mejor Película que hasta ahora no tiene un favorito, una situación con pocas chances de cambiar antes de que se entreguen los Premios de la Academia, el 24 de febrero.

"Roma", de Alfonso Cuarón, un drama glorioso e íntimo, que combina el talento del cineasta para la poesía visual con una historia delicada, misteriosa y llena de sorpresas, ganó como Mejor Película en Idioma Extranjero, además de un premio para su director. Distribuida por Netflix, "Roma" proporcionó a la empresa de transmisión online sus primeras victorias en los Golden Globes.

Ahora con estos galardones, más un grupo de reconocimientos de críticos y una nominación al premio Gremio de Productores, "Roma" parece estar segura de poder darle a Netflix su primera nominación al Oscar en la categoría de Mejor Película.

"Green Book", el film de Peter Farrelly sobre el viaje de un rudo e ingenioso estafador (Viggo Mortensen) contratado como chofer de Don Shirley, un pianista negro y culto (Mahershala Ali), durante una gira de conciertos por el sur profundo, en 1962, fue premiada el domingo en las categorías de Mejor Película de Comedia/Musical, Mejor Actor de Reparto (Ali) y Mejor Guion Cinematográfico.

La alegre cinta ganó el premio popular o People’s Choice en el Festival de Cine de Toronto, estableciendo su buena recepción para el público, que ha demorado en traducirse a la taquilla, aunque las victorias de los Golden Globes podrían impulsar sus perspectivas comerciales. "Green Book" también fue criticada por la familia de Shirley por la forma en que fue representado en la película.

"Mi trabajo es siempre el mismo", dijo Ali a los reporteros, respondiendo a las quejas de los parientes. "Tengo que observar lo que soy responsable de hacer. Todas las alabanzas y la energía... No soy una persona que necesariamente arroje todo eso sobre cosas que no controlo. Tengo un trabajo que hacer y debo seguir haciéndolo. Yo respeto a la familia. Les deseo lo mejor".

"La historia... me dio esperanza, y quise compartir esa esperanza con ustedes", afirmó Farrelly al aceptar el premio, "porque vivimos en tiempos divididos, tal vez más que nunca".

La mayor sorpresa de la noche llegó al final, cuando la película biográfica de Queen, "Bohemian Rhapsody", se llevó el premio a la Mejor Película de Drama, imponiéndose por sobre "A Star Is Born", "Black Panther", "BlackkKlansman" e "If Beale Street Could Talk". Momentos antes, su protagonista, Rami Malek —quien encarna al cantante de Queen, Freddie Mercury— había ganado el Golden Globe al Mejor Actor Principal de Drama, un reconocimiento que lo coloca —junto con el ganador en el renglón de Comedia/Musial, Christian Bale— como favorito del Oscar.

Posiblemente fue la primera vez que una película gana los máximos premios en los Golden Globes sin una sola mención sobre su director, en este caso Bryan Singer, quien fue despedido antes de la finalización del largometraje, aunque retuvo el crédito como único director. Ni Malek ni los productores del film citaron a Singer desde el escenario.

"Bohemian Rhapsody", largamente gestada, recaudó casi $750 millones de dólares en todo el mundo, pero recibió críticas mayormente negativas por su trama, apegada a una fórmula y, a veces, ficticia. Si logra obtener una nominación al Oscar a la Mejor Película sería una cuestión dudosa, y no solo porque fue dirigida por Singer, quien fue acusado de agredir sexualmente a un chico de 17 años en una demanda reciente (Singer negó dichas acusaciones).

Con un puntaje de 49 en Metacritic, el sitio web de reseñas de películas, sería uno de los films con las calificaciones más bajas en obtener una nominación al premio.

Entre los ganadores de la noche, nadie pudo haber maximizado su causa más que Close, quien pareció sorprenderse cuando se llevó el galardón a la Mejor Actriz Principal de Drama, por su interpretación matizada en "The Wife".

Con lágrimas, Close, de 71 años, pronunció un discurso entusiasta y rindió homenaje a su madre, hablando sobre la inequidad de género y generando en la audiencia una ovación de pie.

"Pienso en mi madre, que realmente se sublimó con mi padre toda la vida, y a sus 80 años me dijo: 'Siento que no he logrado nada'; lo cual era tan incorrecto", dijo Close. "Lo que he aprendido a través de toda esta experiencia es que las mujeres somos cuidadoras, eso es lo que se espera de nosotras. Tenemos a nuestros hijos y a nuestros esposos, si tenemos esa suerte, y tenemos a nuestros compañeros. Pero tenemos que encontrar la realización personal. Tenemos que seguir nuestros sueños. Debemos decir 'yo puedo hacer eso y se me debería permitir hacerlo'".

Con seis nominaciones —"The World According to Garp" (1982), "The Big Chill" (1983), "The Natural" (1984), "Fatal Attraction" (1987), "Dangerous Liaisons" (1988) y, más recientemente, "Albert Nobbs" (2011)— Close es la actriz viva más nominada, que nunca ganó un Oscar. Su trabajo en "The Wife" debería concederle una séptima candidatura y, posiblemente, su primer trofeo.

Otra victoria del domingo parece apuntar hacia la eventual gloria en los Oscar. En el renglón animado, "Spider-Man: Into the Spider-Verse" continúa una carrera extraordinaria para la exitosa película de Sony Pictures Animation, una renovación alegre, inventiva e inclusiva del género de películas de superhéroes.

"Spider-Man" anteriormente ganó prestigiosos trofeos de grupos de críticos en Los Ángeles y Nueva York, y el Golden Globe le da una ventaja firme sobre el favorito anterior, la secuela "Incredibles 2", de Pixar.

"Cualquier persona puede estar detrás de la máscara", afirmó el codirector Peter Ramsey, quien creció en el distrito de Crenshaw, refiriéndose, entre otras cosas, al Spidey central de la película, un adolescente negro-latino.

En una noche llena de sorpresas e inclusión, sirvió como un apropiado sentimiento.

La reportera de planta Yvonne Villarreal contribuyó con este artículo.

Para leer esta nota en inglés, haga clic aquí.

Copyright © 2019, Hoy Los Angeles, una publicación de Los Angeles Times Media Group
71°