Olvida las casas de las estrellas. Estos tours te llevarán por los plantíos domésticos de marihuana y con los fabricantes de 'bongs'

Olvida las casas de las estrellas. Estos tours te llevaran por los plantíos domésticos de marihuana

En Napa y Sonoma, los operadores de autobuses turísticos transportan a los enófilos entre las salas de degustación y los viñedos. En Hollywood y sus alrededores, conducen a los fanáticos de las estrellas por las casas de los ricos y famosos.

Pero ahora le están dando a los clientes una nueva opción en una de las industrias en expansión de Los Ángeles: la marihuana.

Desde que el uso recreativo de la marihuana se volvió legal hace un año, ha surgido un negocio de turismo que lleva a los visitantes detrás de la escena de la industria de cannabis estimada en $7 mil millones en California.

“Cada dos días parece que otra compañía de tours está apareciendo”, dijo Lauren Jones, propietaria de Weedology, una compañía de tours de cannabis con sede en Los Ángeles. “Es como una fiebre del oro”.

Cada compañía de excursiones de marihuana tiene sus propios puntos de interés, que generalmente incluyen un centro de cultivo, un fabricante de bongs o pipas de agua o minoristas de accesorios y un dispensario de marihuana, donde los visitantes pueden recibir clases sobre como enrollar un porro. Espere descuentos en productos, pero no cosas gratis. Y algunos tours permiten fumar a bordo, para aquellos que lo quieran hacer.

Los tours tienen un precio de entre $40 y $200 por persona, dependiendo de la duración del viaje, las paradas y otras características.

A partir de enero, Green Tours, con sede en Los Ángeles, está agregando un itinerario que incluye una sesión de fumar marihuana con la leyenda de las películas de los años 70 y amante de la marihuana, Tommy Chong. Ese tour tiene un precio de $149 por persona, dijo el propietario Gene Grozovskiy.

El padre de Grozovskiy pensó que su hijo estaba loco cuando anunció planes de renunciar a su trabajo de tiempo completo como coordinador de colocación de pacientes en un gran hospital de Los Ángeles para iniciar una empresa de tours de marihuana.

“Al principio, mi papá dijo: ¿Quieres hacer qué tipo de tours?”, recordó Grozovskiy, de 35 años. “Pensó que solo estaba diciendo tonterías”.

Otros propietarios de compañías de turismo también vienen con pedigríes respetables y quieren saltar a lo que ven como un futuro rentable en el cannabis recreativo.

Jones, que trabaja como especialista de recursos en el Distrito Escolar Unificado de Los Ángeles, puso en marcha excursiones de Weedology en febrero como un trabajo a tiempo parcial que espera que eventualmente pueda convertirse en un trabajo de tiempo completo.

Ed Legarda es un consultor de la industria tecnológica que inició Green Line Trips en enero. Principalmente ofrece tours los fines de semana, pero también espera que se amplíe a operaciones diarias.

El turismo de cannabis también se ha popularizado en otros lugares donde la marihuana es legal, como Colorado y Nevada. Es parte de una gran cantidad de empresas auxiliares que conforman la industria de la marihuana, incluidos los consultores de cumplimiento, laboratorios de pruebas de cannabis, instaladores de iluminación ultravioleta, servicios de seguridad y transporte.

La Asociación Nacional de la Industria del Cannabis, un grupo comercial con sede en Colorado, tiene cerca de 2,000 empresas como miembros, con alrededor del 60% al 70% de las compañías prestando servicios que no implican la venta de marihuana, dijo el portavoz Morgan Fox.

“Hemos visto una explosión de negocios relacionados con el cannabis”, expresó.

En todo el país, la venta de cannabis directa o indirectamente empleó a aproximadamente 170,000 trabajadores a tiempo completo en 2017, según un estudio realizado por Arcview Group, una firma con sede en Oakland para inversionistas en la industria de la marihuana. Se espera que ese número crezca a más de 467,000 trabajadores a tiempo completo en 2022, según la firma.

Una excursión con Green Tours en una tarde de sábado en diciembre, comenzó en un estacionamiento al lado de la estación de metro de Universal City. Los invitados, en su mayoría periodistas que querían saber más sobre el tour, se subieron en una camioneta Mercedes-Benz negra.

El viaje fue dirigido por un guía joven y sociable, Ryan Lance, que estaba en la parte delantera de la camioneta, explicando el programa y relatando la historia legal del cannabis en los videos de música Reggae de los Estados Unidos, emitidos desde una pantalla de televisión.

A los invitados no se les permitió fumar cannabis en la camioneta para evitar poner al conductor bajo la influencia. Otras compañías turísticas, como Green Line Trips, permiten fumar en la camioneta porque la cabina en esos vehículos está separada del área de pasajeros.

La primera parada para Green Tours fue una instalación de cultivo y un dispensario en Vineland Boulevard en North Hollywood, llamado MMD, dirigido por Michael Ashbel, un ex agente de bienes raíces, y su hermano Steve, el ex copropietario de una instalación de cuidado diurno para adultos.

Los hermanos Ashbel llevaron a los invitados a una habitación grande en la planta superior donde pequeñas plantas de marihuana, que no medían más de 2 pies de altura, crecían de recipientes hidropónicos, alimentadas 24 horas al día con halógenos y luces UV.

A continuación, el grupo fue escoltado a otra sala expansiva donde las plantas de marihuana crecían de 4 a 5 pies de altura. La iluminación, la temperatura e incluso la brisa de los ventiladores eléctricos se controlaban durante todo el día.

En esta sala, los gerentes de cultivo engañan a las plantas para que piensen que su ciclo de vida está terminando al reducir la iluminación a solo 12 horas al día. Esto hace que las plantas comiencen a florecer, produciendo brotes con glándulas de resina pegajosa o tricomas que contienen los ingredientes psicoactivos que crean la sensación eufórica para las personas que fuman o ingieren la marihuana.

Una vez que las plantas están llenas de brotes, las ramas se cortan y se cuelgan boca abajo en otra habitación para que puedan secarse y curarse antes de que un equipo de hombres y mujeres usen tijeras de podar para cosechar los brotes.

La mayoría de las plantas producidas por MMD son una variación de la popular variedad de cannabis llamada “OG Skywalker” o “OG Kush”, que es conocida por su alto contenido de tetrahidrocannabinol (THC), dijo Ashbel.

Después de visitar el dispensario, donde se les ofrece a los invitados descuentos en productos y accesorios de cannabis, la camioneta se dirigió a lo largo de Tampa Avenue en Reseda hasta American Made Glass, un pequeño fabricante de pipas y bongs de vidrio.

En la pequeña y abarrotada tienda propiedad de Pazit Tsoar, los invitados observaron al soplador de vidrio Iván Domínguez hacer un bong o pipa de agua de tres cámaras usando un gran torno que hacía girar largos tubos de vidrio mientras empuñaba un soplete para calentar y dar forma al vidrio.

Al otro lado de la calle de la compañía de vidrio, los invitados visitaron el punto de venta de la compañía, que estaba lleno de estantes, forrados con bongs y pipas en forma de caballos, cerdos, loros, pandas, cohetes y monstruos, entre otros diseños.

Después de un recorrido por la tienda, los integrantes del tour fueron invitados a una mesa de picnic en un área de patio trasero detrás de la tienda para lecciones sobre como enrollar un porro, con montículos de orégano sustituidos por marihuana real. El día terminó con un concurso de enrollado de porro, con el ganador recibiendo frascos de vidrio herméticos, con el logo de Green Tours en el exterior, perfectos para almacenar marihuana.

Una de las mayores sorpresas para los operadores turísticos de cannabis es que los clientes no se han limitado a los locales jóvenes y amantes de la marihuana.

En cambio, la mayoría de las personas que reservan tours son Baby Boomers de fuera de la ciudad, que están aburridos con las típicas excursiones turísticas. Los emprendedores interesados en participar en el negocio del cannabis también son visitantes frecuentes de los tours de cannabis.

“Nuestra demografía es totalmente diferente de lo que esperábamos”, dijo Grozovskiy, señalando que recientemente realizó una excursión a un grupo de médicos de la UCLA que querían aprender más sobre el cannabis.

Carol Mulligan, una empleada de farmacia jubilada de Merritt Island, Florida, y su esposo Bob, un asesor de inversiones retirado, tomaron un tour de cannabis con Green Tours hace unos cinco meses durante una parada en Los Ángeles en un viaje por carretera en su vehículo recreativo.

“Lo tomé porque tenía curiosidad”, dijo Carol Mulligan. “Era algo nuevo que hacer”.

La pareja no compró ningún producto de cannabis, a pesar de que los invitados del tour obtienen un descuento cuando visitan un dispensario. Pero Mulligan dijo que estuvo tentada de comprar una pipa de agua durante una visita a una tienda de soplado de vidrio, un recuerdo inusual para compartir con su familia y amigos.

“Quería porque eran tan únicas”, dijo. 

Al igual que muchas empresas relacionadas con la marihuana, los operadores turísticos de cannabis han enfrentado desafíos únicos.

Las compañías de turismo de cannabis han tenido que atraer clientes sin la ayuda de sitios web de reserva de viajes establecidos, como Expedia, que se muestran reacios a aceptar anuncios de cualquier negocio relacionado con el cannabis, incluso si no venden marihuana.

“Debido al panorama desafiante con leyes variadas e inconsistentes relacionadas con el cannabis en todo Estados Unidos, Expedia actualmente no incluye tours o actividades relacionadas con el cannabis”, dijo un representante de Expedia en un comunicado.

Como resultado, los operadores turísticos dicen que dependen de la distribución de folletos, publicidad de boca en boca o sitios de viajes con sede en Europa que tienen políticas más liberales hacia los negocios relacionados con la marihuana.

Getyourguide.com, un sitio de viajes en línea con sede en Berlín, anuncia Green Tours, pero los administradores del sitio dicen que solo agregarán otras excursiones de cannabis una vez que hayan sido evaluadas y se haya demostrado que son tours legítimos.

“No tenemos ningún problema con promocionar estos tours de cannabis siempre y cuando no estén anunciando directamente la venta de cannabis”, dijo Andy Hunter, gerente de destino de Getyourguide.com en California y Nevada.

Otra alternativa publicitaria para los tours de cannabis ha sido Groupon, el mercado en línea para productos y servicios con descuento.

Legarda de Green Lines Trips dijo que su negocio estuvo teniendo dificultades hasta que comenzó a publicitarse en Groupon.

“Salió en Groupon”, dijo, “y las ventas se dispararon”.

Si quiere leer este artículo en inglés, haga clic aquí.

Copyright © 2019, Hoy Los Angeles, una publicación de Los Angeles Times Media Group
56°