Los números apoyan a Francia como dominadores; enfrentan a una ‘cansada’ Croacia en la final

Pregúntenle a Didier Quillot a quién está apoyando en la Copa del Mundo y el jefe ejecutivo de la  primera división de la liga francesa se detiene por un momento para responder de manera apropiada a la pregunta obvia. 

“¿A quién le voy? A Francia, claro”, él eventualmente dijo “soy francés, entonces apoyo a mi país”.

La respuesta no fue realmente tan obvia porque la liga de Quillot tuvo 19 jugadores distribuidos en nóminas de seis de los ocho equipos en los cuartos de final del torneo. Quienes fueron los líderes anotadores de Uruguay, y Francia que jugará la final, juegan en la Ligue 1.

El portero Danijel Subasic, el héroe de la victoria de Croacia en la ronda de 16, juega en Francia. También lo hace Neymar, de Brasil, de los mejores jugadores que quedaba en la ronda de cuartos. 

En el juego entre Uruguay y Francia que se jugó en Nizhny Novgorod, además de Brasil que jugó en Kazan, todos llegaron a la ronda de Cuartos de Final de manera invicta.

“Ligue 1 es ahora claramente el tercer mejor campeonato del mundo después de la Liga Premier de Inglaterra y La Liga de España”, dijo Quillot.  “En términos de un país, Francia es muy por alto el país número 1 en cuestión de talento”.

Quillot mezcla naranjas y manzanas porque en la Ligue 1, como cualquier otra liga, puede firmar jugadores sin consideración de nacionalidad. En años recientes ha firmado algunos extraordinarios, incluyendo a Neymar, el jugador más caro en la historia, y el sueco Zlatan Ibrahimovic, el que más habla.

El poderío de estrellas ha ayudado a Quillot negociar un contrato récord de derechos de televisión por cuatro años por $1.2 mil millones, un incremento del 60% sobre el acuerdo del año pasado y uno que permitirá a los clubes tener más para gastar. 

Pero el talento francés no se detiene a nivel de clubes, el país ha tenido más éxito al obtener jugadores nativos de la media docena de colonias que hicieron parte alguna vez del país. 

Según un exhaustivo estudio conducido por Darko Dukic, un exprofesor sociólogo deportivo en la Universidad Victoria de Melbourne, Australia, Francia ha enviado más jugadores a la Copa del Mundo este siglo –más de 200- que cualquier otra nación. En Rusia, 50 jugadores de nacionalidad francesa han participado, jugando para Francia, Senegal, Marruecos, Portugal, Argentina y Túnez.

“Definitivamente me sorprendí al ver lo que encontré”, dijo Dukic, cuyo estudio se puede encontrar en https://runrepeat.com/most-football-talent-france. “Espero ver a Río de Janeiro, Sao Paulo o Buenos Aires al tope de la lista de ciudades que proveen la mayoría de jugadores en un Mundial. Creo entonces que no es un secreto que París produce algunos de los mejores jugadores del mundo.  Pero de que la gran mayoría de jugadores de calidad viene de París, realmente me sorprende”.

“Consideramos a Francia como el país número uno del mundo por el desarrollo”, dijo. “Las academias, el talento de scouts para descubrirlos y desarrollarlos en grandes jugadores, es claramente parte de nuestro ADN”.

Pero recuerde, él es francés.

Si Francia tiene cantidad, entonces le hace falta más calidad, a pesar de que las ventajas que tiene la Ligue 1 en cuestión de talentos, es el único en Europa, de las mejores seis ligas, que no ha ganado una Liga de Campeones este siglo.  El equipo nacional de Francia ha hecho las cosas mejores, alcanzando la final del Mundial en 2006 y la final de la Euro dos años después.

Y ahora está de regreso en una final del Mundial desde haber quedado segundo en Alemania, su tercera final en 20 años.

Francia tuvo algunos problemas para encontrar su andar en la fase de grupos, luego goleó de manera convincente a Argentina, en octavos, remontando el marcador en contra de 2-1 para anotar tres en la segunda mitad.  Dos de esos goles llegaron por medio del parisino Kylian Mbappe, de 19 años, convirtiéndolo en el primer adolescente en marcar dos goles en un Mundial desde que el brasileño Pelé lo hizo en 1958.  

“En una Copa del Mundo tienes a los mejores jugadores del mundo”, dijo Mbappe, quien nació el año en que Francia ganó su única Copa Mundial.  “Es una oportunidad para demostrar qué puedes hacer y cuáles son tus habilidades”. 

Ante Uruguay ganaron casi que sin problemas con un gran juego de Mbappe aunque no anotó. Raphael Varane y Antoine Griezmann fueron los encargados de anotar. Mientras que ante Bélgica, Samuel Umtiti fue el héroe con el único gol del juego.

----------------------------------

¿Croacia sin gas?

En una final sin precedentes, Croacia despachó, el miércoles en el Luzhniki Stadium de Moscú, a Inglaterra en un partido que se tuvo que exigir nuevamente en el alargue por tercera vez consecutiva en la ronda de eliminaciones. Jamás un equipo había jugador tres partidos consecutivos y los ganó para llegar a la final del Mundial.

Los croatas tuvieron que jugar los 90 minutos más los 30 adicional (15 minutos en cada tiempo), además de los penales ante Dinamarca y Rusia. 

Con una Francia descansada, pues en sus tres juegos de eliminación no jugó tiempos extras más un día más de descanso, Croacia tendrá quizá el partido más difícil de este Mundial.

Lo más lejos que los croatas habían llegado en un Mundial fue en las semifinales del 1998 cuando cayó ante quien celebraría como campeón, Francia.  

-JAD EL REDA
MOSCÚ, RUSIA

TERCER PUESTO
Sábado

Bélgica vs. Inglaterra
7 a.m., Telemundo/FS1

GRAN FINAL
Domingo

Francia vs. Croacia
8 a.m., Telemundo/FS1

Copyright © 2019, Hoy Los Angeles, una publicación de Los Angeles Times Media Group
54°