El Senado, controlado por republicanos, echa por tierra la declaración de emergencia nacional de Trump

El Senado, controlado por los republicanos, echa por tierra la declaración de emergencia nacional de Trump

Los senadores republicanos se unieron este jueves a los demócratas para votar en contra de la declaración de emergencia fronteriza del presidente Trump, en lo que constituyó un fuerte revés a la decisión de la Casa Blanca de eludir al Congreso para cumplir con la promesa de campaña del presidente de construir un muro.

Doce republicanos votaron junto a los demócratas en apoyo a una resolución para terminar con la declaración del presidente.

Horas antes de la votación, Trump repitió su amenaza de emitir un veto, el primero de su administración. Calificó a la inmigración ilegal como una amenaza para la seguridad nacional y una crisis humanitaria.

La votación estuvo muy por debajo de los 67 votos que se necesitarían para anular el veto del presidente.

El golpe llegó después de un largo esfuerzo por parte de los republicanos del Senado para convencer a la Casa Blanca de que retirara la resolución y recurriera a otros medios para construir el muro fronterizo. Pero en los últimos días, los senadores republicanos comenzaron a retirarse, sugiriendo que la resolución sería aprobada.

El senador Lamar Alexander (R-Tenn.) instó públicamente a la administración a buscar dinero en otras partes, advirtiendo que la resolución es "un precedente peligroso" que los futuros presidentes demócratas usarán para promulgar otras prioridades, como el control de armas y el cambio climático.

El senador Mike Lee (republicano de Utah) trató de que se llegara a un compromiso por medio de una resolución para limitar el poder del presidente al promulgar declaraciones de emergencia. La Casa Blanca rechazó ambas ideas.

Tanto Alexander como Lee, votaron con los demócratas para rescindir la declaración del presidente.

Los legisladores de ambos partidos consideraron que la declaración de emergencia de Trump, era el fin de la autoridad constitucional del Congreso para determinar cómo el gobierno federal gasta el dinero. Hace apenas unos meses, el Congreso votó para financiar al gobierno, que no tenía fondos, para la construcción del muro fronterizo.

"Este es un voto por la Constitución y por el equilibrio de poderes", dijo el senador Mitt Romney (republicano de Utah), uno de los republicanos que votó en contra del presidente. "Que la rama ejecutiva anule una ley aprobada por el Congreso la convertiría en el poder supremo en lugar de un poder de equilibrio".

Otros republicanos que votaron con los demócratas incluyen a los senadores Roy Blunt de Missouri, Susan Collins de Maine, Jerry Moran de Kansas, Lisa Murkowski de Alaska, Rand Paul de Kentucky, Rob Portman de Ohio, Marco Rubio de Florida, Pat Toomey de Pennsylvania y Roger Wicker de Mississippi.

El senador Thom Tillis, republicano que se postula para la reelección en Carolina del Norte el próximo año, dijo el mes pasado que apoyaría la medida, pero el pasado jueves estuvo en problemas bajo un intenso cabildeo de la Casa Blanca.

Dijo que cambió de opinión porque él y otros legisladores estaban trabajando en una medida más amplia para limitar la autoridad del presidente bajo la Ley Nacional de Emergencias.

Muchos de los desertores republicanos se cuidaron de enfatizar que estaban de acuerdo en aumentar los fondos para la seguridad fronteriza - un tema prominente de la campaña de Trump en 2016 y potencialmente un factor en la carrera de 2020.

"Creo que la crisis en nuestra frontera sur es real", dijo Alexander en el Senado. "La Aduana y la Patrulla Fronteriza de EE.UU arrestaron a más de 66.000 extranjeros ilegales en febrero de 2019, la cifra más alta en un mes, desde marzo de 2009".

La mayoría de los republicanos se pusieron del lado del presidente.

"Hemos fallado en proteger nuestra frontera como debe hacerlo cualquier nación soberana y nuestro pueblo está muriendo por ello", dijo el senador Tom Cotton (R-Ark.). "Los esfuerzos sensatos y largamente esperados de la administración, para asegurar la frontera, sólo han sido satisfechos por los gritos de indignación del Partido Demócrata".

Para leer esta nota en inglés, haga clic aquí

Copyright © 2019, Hoy Los Angeles, una publicación de Los Angeles Times Media Group
68°