Anuncio
Share

Mientras El Niño juega, California enfrenta días de clima peligroso

Un rayo divide el cielo sobre el centro de Los Ángeles el 18 de julio de 2015. En los próximos días podríamos tener más tormentas.

Un rayo divide el cielo sobre el centro de Los Ángeles el 18 de julio de 2015. En los próximos días podríamos tener más tormentas.

(Harry Chandler / Para Los Angeles Times)

Calor extremo y humedad, junto con la posibilidad de rayos, truenos, tormentas eléctricas y fuertes lluvias son la novedad por el nuevo flujo monzónico, resultado de la influencia de El Niño que se mueve en el área.

Los oficiales advierten que las tormentas podrían causar inundaciones repentinas y que las temperaturas pueden ser perjudiciales para aquellas personas expuestas al calor.

He aquí un desglose de lo que podemos esperar.

CALOR

Las temperaturas subirán 90 y por encima de los 100 grados Fahrenheit durante el fin de semana, junto con un aumento importante de humedad.

“La combinación de las altas temperaturas y con la humedad en aumento, puede causar que algunas áreas alcancen niveles de calor excesivo, especialmente el jueves y el viernes. Durante este tiempo, las personas con riesgo de enfermedades relacionadas con el calor debe ser extremadamente prudentes y buscar refugio en el aire acondicionado si es posible”. Así lo comunicó el Servicio Meteorológico Nacional en un boletín.

TORMENTAS

Es más probable que las tormentas eléctricas se desarrollen en las montañas, en los valles interiores y en las áreas desérticas, pero las áreas costeras podrían desarrollarlas también, de acuerdo al National Weather Service.

“Las tormentas que para el jueves se desarrollen serán capaces de producir aguaceros, así como peligrosos rayos de nube a tierra, fuertes ráfagas de vientos e inundaciones tempestivas”, dijo el National Weather Service.

RIEGOS A LA SALUD

El calor y la humedad ponen a las personas frágiles en riesgo, especialmente durante este jueves y el viernes, que se espera serán los días más calurosos.

“Mientras dure este clima, las personas con riesgo de enfermedades relacionadas con el calor debe ser extremadamente prudentes y buscar, si es posible, refugio en el aire acondicionado”. dice el NWS.

LA CONEXION CON NIÑO

Los climatólogos creen que la lluvia es el resultado de El Niño, un fenómeno caracterizado por el calentamiento de las aguas del océano Pacífico al oeste de Perú, que provoca cambios en la atmósfera y puede alterar dramáticamente el clima en todo el mundo.

Las destructivas lluvias de la semana pasada vinieron del remanente de huracán Dolores. Las temperaturas más cálidas del mar permitieron que el ex huracán hiciera recalada en California, con más humedad y fuerza que cuando el océano está tan frío como normalmente lo está.

La fuente de las tormentas esperadas para la semana es un sistema de monzones centrado sobre Arizona y Texas procedente de México, dijeron los analistas.

Las aguas inusualmente cálidas en el Pacífico están comportándose como una sirena de alarma por los huracanes fuera de México como Dolores, que atrajo aire húmedo y tempestades de truenos castigadoras al norte de California, donde golpeó frontalmente con las condiciones de sequía del estado, los analistas explicaron.

Por ahora, sólo hay una posibilidad de 50-50 de una temporada de lluvias más mojada que el promedio de lluvias que recibe el norte de San Francisco, donde mucho del suministro de agua del estado es recogido y almacenado en gigantescos depósitos. California necesita la lluvia y la nieve allí. La nieve que se derrite lentamente en las montañas es esencial para recargar las presas cuando llegue la primavera.

Si desea leer esta nota en inglés, haga clic aquí


Anuncio