Anuncio
Share

Las escuelas charter Magnolia seguirán funcionando

Caprice Young, directora general de Magnolia Public School, afirmó que la Junta de Educación del condado de Los Ángeles le concedió una audiencia imparcial antes de la votación para renovar las licencias de sus escuelas.

Caprice Young, directora general de Magnolia Public School, afirmó que la Junta de Educación del condado de Los Ángeles le concedió una audiencia imparcial antes de la votación para renovar las licencias de sus escuelas.

(Luis Sinco / Los Angeles Times)

Una poco conocida junta del condado desautorizó a su propio personal y al poderoso Distrito Escolar Unificado de Los Ángeles (LAUSD) y permitió que tres escuelas charter, que se encontraban bajo investigación, permanezcan abiertas.

La suspensión representa un cambio completo para Magnolia Public School, la cual se enfrentaba al cierre de sus planteles después de que el LAUSD así lo detrminara en octubre pasado.

La Junta del LAUSD votó 6 a 0 en favor de clausurar las escuelas al final del año escolar actual. Sin embargo, el grupo charter tenía la opción de apelar ante una junta del Consejo de la Oficina de Educación del Condado de Los Ángeles.. Después de tres horas de testimonios y discusiones, el organismo llegó a una decisión diferente, con una votación de 4 a 1 a favor.

Como resultado, Magnolia Science Academy 1, en Reseda; Magnolia Science Academy 2, en Van Nuys, y Magnolia Science Academy 3, en Carson, permanecerán abiertas.

Las escuelas charter trabajan de forma independiente y están exentas de algunas de las normas que rigen a los campus tradicionales, pero deben ser autorizadas por el sistema escolar local, el condado o el estado. Cuando el LAUSD rechazó la oferta de Magnolia para mantener las escuelas abiertas, el condado era la siguiente agencia con autoridad suficiente para intervenir.

El informe del personal del condado coincidió con las preocupaciones del distrito escolar y concluyó, entre otras cosas, que Magnolia no proporcionó de manera oportuna los documentos solicitados por los investigadores, auditores y supervisores financieros, después de años de mala administración fiscal.

El equipo de revisión del condado también sostuvo que la charter estaba sobrecargada en su dirección, tuvo un índice de deserción estudiantil alto y programaba reuniones del consejo en horarios que eran de difícil participación para el público.

José Cole-Gutiérrez, jefe de la división de escuelas charter del LAUSD, también compareció ante el condado para plantear el caso. La oficina de educación del condado es dirigida por Debra Duardo, quien hasta hace poco se desempeñaba como administradora de alto cargo del LAUSD.

Pero una parte mayoritaria de la Junta fue persuadida por el historial académico razonablemente sólido de Magnolia, y las pruebas de la nueva y mejorada administración.

A Caprice Young, directora ejecutiva de Magnolia y exmiembro de la Junta Escolar del LAUSD, se le permitió presentar su caso y responder a las preguntas de los miembros de la Junta. “El proceso fue mucho más justo de lo que experimenté en el LAUSD”, aseveró Young.

Los miembros de la Junta de Educación del condado son nombrados por los supervisores electos del condado. Los miembros de la Junta Escolar del LAUSD son seleccionados directamente por los votantes.

Desde el principio, la investigación de Magnolia Public Schools no se trató solamente acerca de una gestión adecuada o el rendimiento académico. Magnolia fue objeto de un escrutinio generalizado después de que el gobierno turco la acusara, junto con otras charter con consejos directivos turcos y con sede en los Estados Unidos, de haber ayudado a fomentar un fallido golpe de estado en Turquía en julio de 2016. Los líderes de las escuelas negaron cualquier implicación en el tema.

Una preocupación más directa para el LAUSD era la práctica de Magnolia -la cual el grupo charter ahora afirma haber finalizado- de traer al país a ciudadanos turcos y sus familias para ejercer la docencia y otros puestos de trabajo.

Pero ninguna de las cuestiones vinculadas con Turquía fueron citadas como una razón oficial para el cierre de las tres escuelas durante la presentación ante el LAUSD para su audiencia habitual de renovación de licencia. Esas cuestiones tampoco surgieron ante el condado el martes pasado.

Por todo ello, el condado autorizó ahora a las tres escuelas charter Magnolia a funcionar, y proporcionará supervisión para ellas. Cinco escuelas charter Magnolia permanecen bajo la jurisdicción del LAUSD, y Magnolia también cuenta con campus en San Diego y Santa Ana.

En la reunión de octubre, en la cual el LAUSD rechazó el funcionamiento de estas escuelas, también negó la renovación de licencia para dos campus a cargo de Celerity Schools. El condado nunca actuó a favor de la apelación de Celerity, que en cambio avanzará en 2017 sobre una apelación final ante la Junta de Educación del estado.

Traducción: Diana Cervantes

Para leer esta historia en inglés haga clic aquí


Anuncio