Anuncio
Share

Grabaciones de Marlon Brando muestran la historia de un hombre atormentado

“Escúchame, Marlon... Esta es una parte de ti mismo hablándole a otra parte de ti mismo. Escucha el sonido de mi voz y confía en mí. Sabes que en mi corazón quiero lo mejor para ti”.

— Extracto de una cinta de auto hipnosis grabada en 1996 por Marlon Brando

Por donde se vea, Marlon Brando fue uno de los actores más importantes, de mayor influencia en la historia del cine.

Su poderoso estilo de actuación y su innegable carisma han fascinado a generaciones de espectadores, con papeles inolvidables en películas tales como “On the Water Front”, “A Streetcar Named Desire” y “The Godfather”. Una generación de actores americanos estudió — si es que no copió — cada uno de sus movimientos en la pantalla. El fue como nadie más.

Pero un nuevo documental, “Listen to Me Marlon”, que abre el 31 de Julio y que se exhibirá este año en Showtime, muestra otra faceta de Brando, un hombre atormentado por los recuerdos de una madre alcohólica y un padre abusivo, que carecía de autoestima, que luchó contra la soledad y a través de sus tragedias personales, incluyendo el suicidio de su hija Cheyenne y el asesinato del amante de ella a manos del hijo de Brandon, Christian, y quien se declaró culpable de homicidio voluntario.

“Listen to Me Marlon” está grabado en la propia voz del finado Brando, sacados de casi 300 horas de audio grabaciones que el actor hizo durante décadas. Intercalados entre los fragmentos de las grabaciones hay clips de sus películas, material histórico de archivo y una fantasmal e inquietante versión digitalizada de Brando creada a partir de escaneos digitales hechos por un amigo en los años ochenta, Scott Billups, el supervisor de VFX. Una copia de las habitaciones de su mansión en Mulholland Drive– ahora demolida - fue recreada para la producción.

El director británico del documental, Stevan Riley (“Everything or Nothing "), cree que Brando fue un “prisionero de su propia fama”.

"Él estaba atrapado”, agregó el director, “pero no estoy totalmente seguro de que habría abandonado la fama si hubiera tenido la opción”.

Cuando Riley comenzó a escuchar un puñado de las cintas, dijo que él pensó, "'¿Qué tal si toda la historia fuera dicha en las propias palabras de Brando?’ Fue un poco como dar un golpe a ciegas”.

El productor británico John Battsek (“Searching for Sugar Man”), dijo que el público podrá escuchar a Brando luchando consigo mismo y reconociendo sus propias fallas en las cintas.

“No era un hombre malo, pero hizo un embrollo de tantas cosas”, dijo Battsek. "Él sabía que estaba haciendo un embrollo. Él era muy crítico de sí mismo, pero él no podía detenerse a sí mismo”.

Si desea leer esta nota en inglés, haga clic aquí


Anuncio