Anuncio
Share

El valor del dólar hace que para los norteamericanos sea mas barato viajar

Para los estadunidenses, el planeta está en oferta. En gran parte del mundo, el dólar compra mucho mas hoy de lo que compraba hace un año

De las empresas estadounidenses que por lo menos hacen el 25% de sus ventas en el extranjero, dos tercios dicen que aumento del dólar les está haciendo daño

Los estadounidenses se han lamentado durante mucho tiempo de que el dólar ya no compra mucho más. De pronto, el problema del dólar es que compra demasiado — un cambio que tiene enormes implicaciones para la economía global, para los consumidores, las empresas, los inversionistas y los gobiernos.

El valor de la divisa estadounidense ha aumentado durante los últimos nueve meses. La última vez que se vio este fenómeno fue hace una década. Esto sucede cuando el dólar alcanza niveles inusitados frente algunas de las divisas mundiales. En Europa, para comprar un euro se necesita solo $1.09 de dólar, hace un año se necesitaba $1.37 y casi $1.50 hace cuatro años.

Para ponerlo de otra manera, con los mismos dólares, un turista estadunidense que se pasea por las calles de Paris puede comprar 25% más croissants, cafe au laits o mini torres Eiffel que el año pasado.

El avance del billete verde ha sido aún más dramático contra algunos de sus rivales. En este momento, un dólar compra 30% más coronas suecas que un año atrás, 40% más reales brasileños y 61% más rublos rusos.

La amplitud de la fuerte revaluación ha tomado a Wall Street por sorpresa. El dólar “ha ganado terreno frente a cada moneda principal y en las divisas de los mercados emergentes”, dijo Camilla Sutton, un estratega de divisas en Scotiabank, en Toronto.

La explicación esencial para el retorno del todopoderoso dólar es que la economía estadounidense está en mejor forma que en el resto del mundo, atrayendo inversiones y aumentando la demanda de dólares. Una suposición estándar del capitalismo es que el dinero irá a donde reciba mejor trato — digamos, por ejemplo, el crecimiento económico más fuerte, o las tasas de interés más atractivas.

Pero la rápida devaluación de otras monedas frente al dólar está siendo favorecida por los gobiernos extranjeros y sus bancos centrales.

En una economía global que está luchando por crecer, una nación que permite que su moneda se hunda, se pone a la venta a sí misma. Eso, a su vez, puede ayudar a reactivar su crecimiento reduciendo drásticamente los precios de las exportaciones del país y haciendo que sus acciones, bienes raíces y otros valores sean relativamente baratos para los inversionistas extranjeros.

“Los países están luchando por una pedazo del mercado”, dijo Richard Bernstein, director de una empresa de gestión de dinero, Richard Bernstein Advisors, en Nueva York. "¿Cómo lo logras? Haciendo tu moneda más barata”.

El peligro es que esto tiene el potencial de llegar a convertirse en una espiral descendente, con cada país tratando de devaluar su moneda más que los demás. Algunos expertos temen que la ola de devaluaciones podría llevarnos a una nueva crisis financiera.

Y para que la devaluación funcione como los países tienen la esperanza de que suceda, depende que los Estados Unidos participe en el papel del hombre fuerte y solitario – poniendo a las empresas estadounidenses en lo podría ser una serie desventaja económica.

Por ahora, los efectos del auge del dólar están apareciendo rápidamente en la economía real. Aquí le damos un vistazo a los ganadores y perdedores entre los consumidores, las empresas, los inversionistas y los gobiernos:

Consumidores

CAPTIONEl mundo en venta para los estadounidenses

Anatoly Maltsev / European Pressphoto Agency

Las crecientes tensiones políticas con el oeste y el desplome de los precios del petróleo han derrotado el valor del rublo ruso. Un dólar ahora vale 56.77 rublos, lo que significa un impresionante 61% de hace 35.32 de hace un año.

Para los estadounidenses, el planeta está en venta para su compra. En gran parte del mundo, el dólar compra significativamente más que hace un año.

Europa occidental recibe mucha publicidad porque la posición del euro es la más débil desde 2003. De un año a la fecha, el dólar ha aumentado en un 22% en Polonia, 20% en Marruecos, 14% en México y 12% en África del sur.

Esto está causando que los planes vacacionales sean reconsiderados. “La gente dice, ‘Tal vez deberíamos considerar Europa otra vez’, cuando en el pasado lo tenían descartado”, dijo Wido Schaefer, jefe de la Agencia de viajes TravelStore, que cuenta con 10 localidades en California.

Además, los turistas están eligiendo hoteles extranjeros de mayor calidad porque les cuesta menos dólares conseguir una buena oferta, dijo.

Si desea leer esta nota en inglés, haga clic aquí


Anuncio