Anuncio
Share

Empieza la cuenta regresiva para el cierre de Sábado Gigante

Mario Kreutzberger, better known by his stage name Don Francisco, hosting "Sabado Gigante."

Mario Kreutzberger, better known by his stage name Don Francisco, hosting “Sabado Gigante.”

(Getty Images)

Quedan sólo tres episodios antes de que las luces se apaguen en "Sábado Gigante", el programa más antiguo de la televisión en español de Estados Unidos.

Después de 53 años en el aire, el programa está terminando su carrera este 19 de septiembre. Y nosotros tuvimos la oportunidad de hablar con su conductor y creador, el estrafalario Mario Kreutzberger - quien es más conocido por su nombre artístico Don Francisco.

Estas son algunas de las cosas que hemos aprendido junto a él:

—Nos encontramos con Kreutzberger en su casa en Indian Creek Village, una comunidad privada en una isla en Bahía de Biscayne, una de las zonas más exclusivas de Miami. Su casa es básicamente una réplica/museo de "Sábado Gigante y Don Francisco", todo rodeado de fotos de pared a pared de Kreutzberger con estrellas como Michelle Obama y el Papa Juan Pablo II, así como numerosos premios y certificados que ha recibido a lo largo de su carrera dentro del espectáculo.

—Kreutzberger no utiliza chofer para ir a trabajar. De 74-años de edad, Don Francisco conduce por sí mismo. Aparte del bocinazo ocasional por lo general el conduce en una marcha suave. Incluso se las arregla para hacer una entrevista telefónica (a través de sistema de teléfono manos libres de su auto) con relativa facilidad.

—Hablando de teléfonos, Kreutzberger tiene tres. Y él no puede estar sin un teléfono en la mano. Su apego al teléfono es difícil de ignorar - como cuando va al baño, y lleva uno presionado a su oído; o cuando está a punto de subir al escenario, y escribe textos y correos electrónicos.

—Él Trae su propio almuerzo al trabajo. ("Tengo que cuidar mi figura".)

—Kreutzberger no es tan ruidoso y bulliciosos fuera de cámara como su personaje de Don Francisco. En medio del ruido de las camaras durante la grabación de "Ritmo dieta", un concurso de pérdida de peso para el programa que se emitirá este sábado, Kreutzberger se ve serio y con cara de piedra. Pero cuando la luz roja se enciende en las camaras y se prenden las luces, el vozarrón y el lenguaje corporal de Don Francisco toman el control, deslumbrando al público en el estudio que se anima y aplaude.

Si desea leer esta nota en inglés, haga clic aquí


Anuncio