¿Estaba realmente ebrio Luis Miguel durante su concierto de Tucson, y es esto un síntoma de un problema del pasado?

El pasado 6 de mayo, asistimos a la presentación que ofreció Luis Miguel en el Hollywood Bowl de Los Ángeles, y como lo demuestra la reseña que les ofrecimos en ese momento, no salimos encantados con todo su repertorio, sobre todo en lo que respecta a las canciones más bailables y comerciales; pero hubo algo que se mantuvo a lo largo de la presentación y que nos dejó francamente impresionados: la calidad de su voz.

Sin fallar una sola nota y manteniendo el micrófono a una distancia considerable de sus labios debido a la enorme potencia de su garganta, el divo que se encuentra ahora mismo en boca de todos debido a su reveladora serie biográfica demostró que sigue siendo uno de los mejores vocalistas con los que contamos.

Es por eso que nos causa tanta extrañeza el video que ha venido circulando sobre su presentación del miércoles 16 de mayo en Tucson, Arizona, donde se le muestra en la parte final del show correspondiente a la gira actual, que incluye la recordada pieza “La chica del bikini azul”. En ese momento, se nota claramente que pierde la entonación, que falla en el registro alto y, lo que es peor, que masculla la letra, lo que según muchos de los comentarios realizados parece deberse a un estado de embriaguez.

Hay quienes lo defienden diciendo que estaba probablemente jugando, aunque, en honor a la verdad, sus devaneos parecen propios del exceso de bebidas alcohólicas; pero lo cierto es que esto sucedió ya al final del recital, y los otros videos que hemos encontrado en YouTube sobre la misma fecha (que no son muchos) lo muestran en cambio en estado óptimo, por lo que es razonable pensar que, a último momento, se le pasó la mano con las bebidas que según uno de los asistentes se colocaban para él en una mesita del escenario.

En todo caso, nadie dijo nunca que Luis Miguel fuera un abstemio ni mucho menos un santo; pese a que la serie no lo ha mostrado todavía tomando ni consumiendo drogas, se insinuó en algunos momentos de su vida que podría haber caído en ciertos vicios, y hay unos cuantos videos en YouTube que van justamente por ese lado, aunque se encuentran lejos de dar pruebas contundentes de lo que pregonan.

En todo caso, nadie dijo nunca que Luis Miguel fuera un abstemio ni mucho menos un santo; pese a que la serie no lo ha mostrado todavía tomando ni consumiendo drogas, se insinuó en algunos momentos de su vida que podría haber caído en ciertos vicios, y hay unos cuantos videos en YouTube que van justamente por ese lado, aunque se encuentran lejos de dar pruebas contundentes de lo que pregonan.

Uno de ellos, fechado en 1992, lo muestra hablando con una reportera argentina muy coqueta a la que termina besando en la boca; en este caso, parece que estuviera sedado, aunque él mismo menciona que se encuentra atravesando circunstancias difíciles que podrían relacionarse a la muerte de su padre -producida en diciembre del mismo año- y que podrían haberlo llevado a usar alguna clase de calmante.

Hay otro clip mucho más reciente, del 2015, donde el encargado de un concierto frustrado en el Coliseo de Yucatán aparece ante el público debido al retraso del artista en aparecer en la tarima para asegurar que Luis Miguel se encontraba “en su cuarto [de hotel] emborrachándose y drogándose”, lo que obligó a que se cancelara la actuación.

Finalmente, a principios de este año, Sergio Reisenberg, exdirector del afamado Festival de Viña del Mar, aseguró que Luisito Rey, el cuestionado padre del ídolo, le daba cocaína a los 14 años para que pudiera soportar la exigente agenda a la que lo sometía. Reisenberg afirma incluso que encontró rastros de la sustancia dentro de la habitación de la estrella, aunque esta pudo ser usada por Luisito.

Lo único que podemos decir para terminar nuestra nota es que “El Sol” siempre ha sido muy cauteloso con su vida privada, lo que pudo haberle permitido ocultar esta clase de hechos, en el caso de que se hayan producido; habrá que ver si la serie se anima a meterse en estos terrenos, pese a que se trata de detalles que podrían salirse completamente del marco legal.    

Copyright © 2019, Hoy Los Angeles, una publicación de Los Angeles Times Media Group
63°