Víctor Manuelle celebra los dos primeros Latin Grammys en su carrera

Llevando encima los dos gramófonos que acababa de recibir en la ceremonia principal del Latin Grammy que se lleva a cabo en estos momentos en el MGM de Las Vegas, Víctor Manuelle no podía lucir más contento.

“Son 25 años de carrera, y es muy emocionante que me sigan sucediendo cosas así”,  dijo. “Yo pensaba que el ‘boom’ mío ya había pasado, y miren lo que pasó. Dediqué el triunfo a mi padre, que se me fue en enero; cada vez que hablo de él se me hace un nudo en la garganta, pero estoy seguro de que él tiene que ver con esto; debe haber tenido a Dios loco pidiéndole por mí desde que llegó al cielo”.

Uno de los premios le correspondió al rubro de Mejor Álbum de Salsa, ya que su bien su disco “25/7” cuenta con varios colaboradores de diferentes géneros, él considera que se mantiene fiel a los preceptos de la escuela original. “Representa a la salsa pese a todas esas colaboraciones con  Yandel, Bad Bunny y Farruko, a quienes puse a cantar mi género aunque mantuvieron su estilo”, comentó el sonero.

“Eso hace que este triunfo sea doblemente satisfactorio y que sirva además para que la juventud vea que la salsa continúa siendo atractiva”, agregó el cantante, que momentos antes, se había adjudicado también el galardón a la Mejor Canción Tropical (al lado de Juan Luis Guerra) por “Quiero tiempo” durante el segmento no televisado del evento.

Copyright © 2019, Hoy Los Angeles, una publicación de Los Angeles Times Media Group
65°