Anuncio
Share

Ramón Ayala desafía a Paquita, pero apoya a Hillary

El afamado acordeonista Ramón Ayala se presentará este sábado por primera vez en el Microsoft Theater.

El afamado acordeonista Ramón Ayala se presentará este sábado por primera vez en el Microsoft Theater.

(Cortesía)

Se ha presentado en el Sur de California muchas más veces de las que puede contar, porque vive desde hace casi medio siglo en Hidalgo, Texas; en los años anteriores, su escenario favorito por estos lares fue el desaparecido Gibson Amphitheater.

Pero siempre hay ocasión de hacer algo nuevo, y de ese modo, Ramón Ayala hará su debut en el Microsoft Theater de Los Ángeles este sábado, acompañado por sus inseparables Bravos del Norte, con los que viene tocando desde hace 45 años.

“Estaremos además con mi hijo Ramón Ayala Jr., quien nos está acompañando en California, que es donde él trabaja”, le dijo a HOY el maestro del acordeón regional mexicano. “Lo acompañamos con nuestros instrumentos y canta unas cinco o seis canciones. Me parece que también va a haber un mariachi para dos canciones que fueron éxitos de mi época con Cornelio Reyna”.

Ayala regresa a nuestras costas con un nuevo disco bajo el brazo, “Como el topo”, que según sus palabras es el número 113 de su extensa carrera, y que viene representado por el sencillo del mismo nombre, donde asume el papel de un tipo mujeriego y que podría incluso ser considerado como machista, pero que se hizo con una intención específica.

“Es una canción ‘chusca’ que compusimos con el fin de que más adelante hagamos un dueto con Paquita la del Barrio, y a la gente le ha gustado mucho”, explicó el mismo veterano, aludiendo con ello a las conocidas proclamas contra los hombres que incluye la señora en sus letras.

La colaboración con Paquita será parte de un proyecto de gran envergadura que Ayala espera grabar pronto: un álbum de homenaje a su trayectoria, con 20 canciones extraídas de su repertorio habitual, pero realzadas con la colaboración de toda clase de artistas.

Ayala durante una presentación del 2010 en el Gibson Amphitheatre.

Ayala durante una presentación del 2010 en el Gibson Amphitheatre.

(DDPixels)

“Van a ser 19 los que van a cantar con nosotros, desde Pepe Aguilar hasta la ‘chamaca’ que toca el acordeón, Julieta Venegas, pasando por Daddy Yankee, con quien hemos querido hacer algo desde hace cinco años”, enumeró el vocalista e instrumentista. “Serán artistas de otros géneros y también de la música norteña que representamos, como Intocable, el Grupo Pesado y mi hijo”.

Es un proyecto que está tardándose debido a las agendas de los invitados y a las negociaciones que se han hecho con Sony México, ya que si bien nuestro entrevistado lanza ahora por su cuenta las producciones discográficas que realiza, el tributo referido necesitará de un alto nivel de promoción y distribución para compensar sus costos y llegar a todos lados.

Por el momento, Ayala promociona “Como el topo”, que publicó justamente con su propia compañía, Accordion King Records, y que además de inclinarse por el estilo de costumbre, incluye coqueteos con géneros como la cumbia y el rocanrol.

“La idea era hacer algunas canciones de los ‘60, [época] donde funcionaba bastante el rock; era algo que ya habíamos hecho de jovencitos”, explicó el artista. “Ese es por el ejemplo el caso de ‘Con el tiempo y un ganchito’, que fue popularizada inicialmente por Pedro Infante”.

Ayala no piensa dejar de lado los corridos, “pero eso va a tener que venir en otro disco, porque en México ahora mismo por lo regular no te dejan que los toques, debido a que hubo una corriente que habla de drogas y todo ese asunto. Nosotros hemos grabado corridos, pero son blancos; no hablan de esos temas”.

Pese a que el acordeonista y cantante oriundo de Monterrey no le puso reparos a ninguna de nuestras preguntas, es bien sabido que, en diciembre del 2009, atravesó probablemente la experiencia más complicada de su vida al ser detenido en el estado de Morelos junto a sus músicos mientras actuaba en una posada en la que se encontraban integrantes del crimen organizado.

Pese a que salió libre de cualquier cargo, lo sucedido lo llevó a alejarse temporalmente de México, donde cuenta con una inmensa cantidad de seguidores; pero el regreso ya se ha producido.

“Volvimos a partir del 2014; el año pasado estuvimos en muchos lugares y ahora vamos a estar en Tecate, Tijuana, Zacatecas, Culiacán, Monterrey y Guadalajara, lo que quiere decir que tenemos mucho trabajo, gracias a Dios”, precisó. “La gente nos recibe con los brazos abiertos”.

Al lado de los Bravos del Norte, con quienes se presenta desde 1971.

Al lado de los Bravos del Norte, con quienes se presenta desde 1971.

(Mario Guzman/ EFE)

Según él, no siente temor al pisar nuevamente esos terrenos. “Solamente tenemos precaución; no viajamos ya por tierra, sino por avión, y tenemos seguridad privada todo el tiempo”, detalló. “Vamos del aeropuerto al trabajo y del trabajo al aeropuerto. La gente que te va a ver lo hace porque le gusta tu música y quiere pasarla bien, no por otras razones”.

Ayala tiene sus papeles en regla desde hace tiempo, pero eso no impide que se solidarice con la gente mexicana y trabajadora de este país, ya que él mismo trabajó como jornalero en los campos de algodón de Tamaulipas.

“Después de eso, mi papá y yo nos íbamos a las cantinas cercabas a tocar algunas canciones para obtener dinero”, recordó. “Grabé por primera vez en Reynosa, pero donde más pegamos fue en Estados Unidos, por lo que nos fuimos a tocar a California, Washington, Colorado, Chicago y La Florida; trabajamos en todas partes, todavía como los Relámpagos del Norte”.

Pese a que Ayala siempre tuvo una visa de trabajo, sabe que muchos de sus seguidores en Estados Unidos son indocumentados, por lo que le preocupa la posibilidad de que Donald Trump se convierta en el mandatario de esta nación.

“Al presidente actual [Barack Obama] no lo dejaron trabajar y él tenía proyectos muy buenos para toda la gente, como darles los papeles para que estuvieran aquí legalmente; pero los republicanos y hasta los demócratas nunca le dieron la oportunidad [de hacerlo], y ahora la cosa está difícil”, enfatizó. “Yo puedo votar y creo que lo haré por la Sra. Clinton, porque la economía estaba muy bien durante el gobierno de su esposo; después, con los republicanos, llegaron las guerras y todo se fue para abajo”.

Ayala cumplió 70 años en el mes de diciembre, por lo que no le resulta fácil seguir de gira; pero no planea todavía retirarse. “Nací para ser músico, y gracias a Dios, tengo éxito en esto, por lo que no puedo desaprovecharlo; pero la verdad es que ando un poquito enfermo porque tengo diabetes”, reconoció. “Eso sí, me controlo siempre y tomo mis pastillas, porque hay que seguir adelante”.

--

EN VIVO

Cuándo: 30 de julio, 8 p.m.

Dónde: Microsoft Theater. 777 Chick Hearn Ct., Los Ángeles, CA 90015

Admisión: $49-$250

Inf.: axs.com


Anuncio