Anuncio
Share

Massacre trasciende las fronteras argentinas con sus dos nominaciones al Latin Grammy y sus ímpetus rockeros

Las dos nominaciones para Massacre le abren de algún modo las puertas de Estados Unidos a la banda argentina, que es extremadamente popular en su país.

Las dos nominaciones para Massacre le abren de algún modo las puertas de Estados Unidos a la banda argentina, que es extremadamente popular en su país.

(Cortesía)

Pese a que cuenta ya con treinta años de existencia y a que muchos en su país consideran que es el mejor grupo actual de rock en Argentina, Massacre no ha gozado nunca de una difusión internacional muy fuerte, por lo que llama la atención que tenga ahora dos nominaciones (Mejor Álbum de Rock y Mejor Canción de Rock) para la ceremonia del Latin Grammy que se lleva a cabo este jueves en Las Vegas.

Y esa impresión no se ve precisamente reducida al conversar con su vocalista Guillermo “Wallas” Cidade, quien empezó a hablar con HOY de la banda que encabeza de una manera muy particular. “Nosotros apostamos cien por ciento por el surrealismo; estamos en conflicto con la realidad occidental, que no nos hizo demasiados felices, y es por eso que preferimos la psicodelia”, nos dijo el cantante cuando le preguntamos por el estilo de su música y las misteriosas letras que lo acompañan.

El mismo “Wallas” aseguró que sus dos referentes esenciales son Sumo -que posee todavía un carácter de culto en Sudamérica- y Soda Stereo -que, por supuesto, llegó mucho más lejos-. “Somos sus pichones, sus discípulos”, dijo. “Estamos muy contentos de que lo nuestro, que es tan poco convencional y tan poco comercial, haya llegado a un evento ‘mainstream’ tan importante como el del Latin Grammy; no sé quiénes son los que votan en esto, pero se los agradezco”.

Massacre compite en los dos rubros con Los Fabulosos Cadillacs, una banda mucho más conocida pero también atípica que, de hecho, ha colaborado varias veces con la agrupación de nuestro entrevistado, lo que genera en él sensaciones ambivalentes. “Somos casi hermanos, y ellos siempre nos apadrinaron”, retomó “Wallas”. “Es un poco raro, pero si el asunto estuviera entre los dos, el premio se iría de todos modos al mismo barrio, a la misma familia”.

Portada del disco más reciente de Massacre, que viene a coronar tres décadas de carrera musical.

Portada del disco más reciente de Massacre, que viene a coronar tres décadas de carrera musical.

(Cortesía)

Pese al nombre que lleva el combo, y que podría remitir a una inclemente banda de metal, Massacre tiene actualmente un estilo cercano al rock alternativo y bastante melódico. “Lo curioso es que cuando empezamos nos llamábamos Massacre Palestina, porque nos gustaban las bandas de punk y buscamos un nombre de choque; pero lo acortamos ya en el primer álbum, lo que nos llevó a asumir de hecho un nombre más tonto”, afirmó “Wallas”. “Ya no hay forma de cambiar eso, claro”.

Sea como sea, las letras de Massacre no son abiertamente políticas. “Hablan normalmente de psicología, de estados de ánimo; y puntualmente, este disco [‘Biblia Ovni’] habla de religiones y de los nuevos dioses que están empezando a aparecer a través de las redes sociales, relacionados al fenómeno paranormal y extraterrestre”, agregó el cantante. “Yo estoy obsesionado con el tema, con la historia de la Humanidad, con ruinas de civilizaciones que tenían tecnologías avanzadas y que tienen 15 mil años de antigüedad pese a que nos dijeron que no hubo nada semejante antes de los sumerios”.

“Es difícil, pero va a tener que haber un cambio con el modo en que se nos cuenta la Historia, porque estamos viviendo un periodo transicional con más luces en el cielo, en el que están apareciendo nuestros verdaderos hermanos mayores”, afirmó el músico responsable de escribir la letra de “Niña Dios” -nominada en el rubro de Mejor Canción de Rock-, que cuenta con un video en el que, justamente, aparecen platillos voladores en medio de discusiones entre creacionistas y evolucionistas.

“También es una parodia, una burla a los medios de comunicación, y a diferencia de otros videos de Massacre -que son muchos-, no aparecen directamente los miembros del grupo como tales, lo que lo hace más original”, comentó el rockero, quien admite influencias de Michael Stipe de R.E.M. y Robert Smith de The Cure. “La verdad es que nunca fuimos una banda punk ni mucho menos hardcore; me parece que estamos entre el clasicismo y la vanguardia, porque nos gustan tanto The Who y Led Zeppelin como Sonic Youth y Pixies”.


Anuncio