Anuncio
Share

León Larregui se aleja de la onda astral para ofrecer una producción en la que no falta la crítica social

El cantante mexicano León Larregui está gozando de un éxito impresionante a pesar de que su propuesta como solista se encuentra lejos de ser comercial.

El cantante mexicano León Larregui está gozando de un éxito impresionante a pesar de que su propuesta como solista se encuentra lejos de ser comercial.

(Cortesía)

El cantante atendió a HOY apenas llegado a Los Ángeles, pero muy metido ya en una ambiciosa gira de cerca de 60 conciertos que lo han tenido en muchos lugares de México, que han ocupado ya cuatro ciudades de Texas y que, luego de cuatro presentaciones en California, lo llevarán a la Costa Oeste y, posteriormente, a Sudamérica.

Aunque no se trata precisamente de un desconocido, no deja de sorprender que León Larregui esté teniendo tanto éxito en su carrera como solista, paralela a la que desarrolla con Zoé. “El motivo para mí no es nunca el triunfo comercial, sino que lo hago por razones artísticas”, nos explicó. “Pero que me vaya tan bien es de todos modos algo que me llena de alegría”.

Lo interesante aquí es que no estamos hablando de una figurita del pop ni de la escena abiertamente ‘mainstream’, sino de un artista que, incluso más que con Zoé, elabora de modo individual una música de sabor particularmente ‘indie’ e intimista, como queda plasmado en el nuevo álbum “Voluma”, el mismo que, fuera del engañoso sencillo de orientación pop “Locos”, se enmarca en atmósferas tan apacibles como psicodélicas.

“Yo creo que esta aceptación tiene que ver con todos los años de carrera de Zoé y con que ya hay un ‘fan base’ sólido”, nos comentó. “También ayuda la presencia actual de las redes sociales, claro, porque la inmediatez de la comunicación te permite dar a conocer masivamente propuestas a las que anteriormente no se tenía acceso”.

Eso no quiere decir que Larregui adore todo lo moderno; de hecho, el disco tiene un tema llamado “Zombies” en el que se cuestiona la adicción a los celulares y a las mismas redes. “Es que tuve una novia que andaba completamente pegada a todo eso”, recordó el cantante con una risa. “No me duró mucho, obviamente”.

Pero el centro de la placa es su hijo Lucián, ahora de 1 año y tres meses de edad, cuyo llanto aparece incluso en algún momento y que inspiró directamente varias de las letras. “Él es la razón principal detrás de la producción entera, pero traté de evitar los mensajes cursis, porque me di cuenta de que a algunos otros músicos en situaciones similares se les había ido la mano con el asunto”, enfatizó el vocalista. “No quería hacer canciones de cuna”.

Claro que Lucián no lo es todo; hay también piezas en las que se habla de los placeres de la Naturaleza, de la conexión entre los seres humanos y hasta de la situación actual de México, es decir, un tópico que nadie espera escuchar de la boca de Zoé.

La nueva producción de León Larregui, "Voluma", será presentada este viernes en el Teatro Belasco de Los Ángeles.

La nueva producción de León Larregui, “Voluma”, será presentada este viernes en el Teatro Belasco de Los Ángeles.

(Cortesía)

“Mi primer disco como solista trataba completamente de una relación de pareja, con sus subidas y sus bajadas; pero en este caso, a raíz de mi hijo, me puse a pensar lo que pasaba por mi cabeza, como el mundo que él va a heredar, qué onda conmigo como persona, qué onda con mi país, qué onda con el lado espiritual”, detalló Larregui.

De ese modo, hay un sentido de realidad que no era necesariamente predecible en un tipo que se ha hecho conocido por su obsesión lírica con el cosmos. “Con Zoé trazamos la línea de no hacer música de protesta, pero como mexicano que soy, me di cuenta de que tengo a gente que me escucha y a la que debo también transmitirle lo que siento sobre la situación”, respondió el rockero en referencia a “Luna llena”. “En este caso, cada canción tiene una historia detrás”.

Por su lado, “Mar” cuestiona a la jungla de asfalto y pregona el retorno a lo natural. “Vivir en las urbes puede ser muy nocivo; en el caso de la Ciudad de México, el aire es muy malo, al igual que el agua”, afirmó el entrevistado. “Pero hay opciones, y ahora que tengo un hijo, trato de pasar la mitad de mi tiempo más cerca de la costa”.

Por el lado del sentido de espiritualidad que se filtra en varias de las composiciones, Larregui afirmó haber estado en búsqueda de respuestas desde que era muy joven, lo que lo ha llevado a diferentes lugares y momentos. “No me refiero a religiones, sino a lecturas, meditaciones y estudios”, precisó el cantante, quien fue bautizado y criado como católico. “No soy muy adepto a los credos pero no me interesa imponer mis ideas, por lo que me gustaría que Lucián tuviera la oportunidad de decidir”.

A pesar de todo el éxito del que goza, Larregui sigue siendo ignorado por algunos de los medios de comunicación más poderosos, que solo hablan de él cuando se trata de escándalos, como el arresto que tuvo en diciembre del 2014 y los ‘tuits’ que mandó una madrugada (aparentemente de copas) para criticar duramente a Beto Cuevas por la publicación de un libro supuestamente artístico.

“Hay reporteros que únicamente buscan lo amarillista y lo más doloroso y eso a mí me parece de mal gusto, pero cada quien con lo suyo”, dijo el vocalista sin mayor enojo, empleando ese tono relajado para hablar que se plasma también en una voz de intérprete que ha sido tan adorada como cuestionada. “He cantado así desde el principio; si a alguien le desagrada, es como en todo: depende de los gustos”.

Y los fans de Zoé no deben preocuparse, porque Larregui regresará a su agrupación de origen muy pronto. “Ya estaba planeado que nos juntaríamos entre agosto y septiembre para empezar a hacer un disco nuevo que saldrá en el 2017y que coincidirá con los 20 años del grupo”, determinó el capitalino. “A veces me canso, sí, pero esto es lo que amo”.

--

EN VIVO

Cuándo: 17 de junio, 7 p.m.

Dónde: Belasco Theater. 1050 South Hill St., Los Ángeles, CA

Admisión: $30

Inf.: leonlarregui.com¿


Anuncio