Claudia Brant celebra su inesperado Grammy y destaca su experiencia

No es precisamente una recién llegada al mundo de la música, pero es evidente que no es todavía una estrella en lo que respecta al área interpretativa, por lo que era natural que causara sorpresa su victoria en el rubro de Mejor Álbum de Pop Latino (con su trabajo “Sincera”) por encima de figuras tan conocidas como Carlos Vives y Natalia Lafourcade en la ceremonia del Grammy.

“He trabajado con toda clase de artistas durante los últimos 25 años, y antes de eso yo misma era una artista, hasta que decidí tomar un largo descanso”, dijo la argentina en la sala de prensa del evento. “Decidí hacer este disco a los 50 años, y me siento orgullosa de él, porque lo hice debido al amor que siento por la música”.

“Es algo que va a cambiar seguramente mi carrera, porque es el reconocimiento más grande que he recibido; pero mañana  tengo una sesión con otro artista, en unos días viajo a Argentina para presentarme en el Teatro Colón al lado de Antonio Carmona -quien participó en el álbum- y en medio de todo eso tengo que seguir criando a mis hijos, porque soy una madre trabajadora”, precisó.

Preguntada por la popularidad que tiene en estos momentos la música latina dentro del universo anglosajón, Brant afirmó que la ha visto “evolucionar pero también retroceder, porque hay que tener cuidado con lo que cruza al otro lado. A mí me interesa mantener la calidad, y creo que esa es la clave”.

“Ninguno de mis mensajes va en contra de nadie y yo no estoy en contra de ningún género”, aseguró más adelante cuando se le preguntó si lo que había dicho aludía al reggaetón. “Lo que sí es cierto es que tengo 4 mil seguidores en Instagram, lo que es poquísimo, pero tengo un Grammy; y eso se justifica porque este es un buen disco que ha resonado en los corazones de los votantes de este evento”.

Copyright © 2019, Hoy Los Angeles, una publicación de Los Angeles Times Media Group
69°