Caen rendidos ante Caifanes

Lo que hace única a la banda Caifanes es el poder de sus letras, su estilo musical... y su talento para poner a cantar a miles.

Al pie de la letra, siete mil de sus seguidores (cifra proporcionada por los organizadores), ovacionaron a la banda que anoche se presentó en el Auditorio Citibanamex.

Apenas acaban de festejar sus 30 años, recientemente grabaron un nuevo disco en Nashville, y en junio cautivaron a los regios estelarizando el cartel del Machaca Fest.

Pero sus canciones, que ya son clásicas del rock mexicano, fueron coreadas y aplaudidas desde las 21:41 horas de ayer, cuando los músicos abrieron su tocada con sus éxitos ochenteros "¿Será por Eso?" y "Viento", inmortalizada por varios que grabaron con sus celulares.

Estaban Saúl Hernández (voz), Sabo Romo (bajo), Alfonso André (batería), Diego Herrera (teclado y saxofón) y Rodrigo Baills (guitarra).
El tema de los noventa, "Afuera", de inmediato se convirtió en un himno. Apenas sonó, a todos emocionó.

Fue entonces qué Saúl saludó a sus fieles seguidores e invitó a ponerse de pie antes de "Para que no Digas que No Pienso en Ti" y "Nubes", que los congregados cantaron a todo pulmón, ya fuera en su butaca o mientras estaban comprando sus bebidas a la entrada del auditorio.

"Siempre que hay momentos extraños, oscuros, estamos conviviendo con sombras", reflexionó Saúl, causando gritos en el público.

"Lo más curioso de todo es que la luz que tienes adentro es la que ilumina todo el universo".

El vocalista después advirtió que su ochentera "Nunca Me Voy a Transformar en Ti" es una de las que casi no tocan, y se notó en la poca participación de sus miles de coristas, que se reanimaron en "Hasta Morir".

"En países como el nuestro la corrupción genera muchas cosas de la ching... Hay medios de comunicación que son honestos, trabajadores. Pero hay otros que falsean las notas porque reciben dinero", opinó Saúl antes de tocar "Comunicador" y "Cuéntame".

"Les invitamos a que apoyen a esos periodistas serios. Lo otro es un simple morbo; déjalos ser, pero no les hagas caso. Los otros sí son un medio de justicia".

Se tenía previsto que el concierto terminara alrededor de la medianoche con "La Negra Tomasa" -esto de acuerdo con el setlist-, la cual ya era esperada por un sinnúmero de seguidores que seguían cantando de manera prendida hasta pasadas las 23:15 horas.

Copyright © 2018, Hoy Los Angeles, una publicación de Los Angeles Times Media Group
55°