Anuncio
Share

Julio Reyes Copello ha producido y hasta creado algunos de los éxitos más grandes y recientes del pop latino

El colombiano Julio Reyes Copello, que vive en Miami, es un colaborador permanente y amigo cercano del cantante Marc Anthony.

El colombiano Julio Reyes Copello, que vive en Miami, es un colaborador permanente y amigo cercano del cantante Marc Anthony.

Aunque nació y se crió en Bogotá, Colombia, Julio Reyes Copello vive en la ciudad de Miami desde 1998, cuando se inscribió en la universidad local para darle carácter profesional a sus estudios de música.

En “Meet los Producers”, el nuevo espacio gratuito de Spotify que le dedica un episodio entero, él mismo manifiesta que lo primero que lo trajo a este universo artístico fue una pieza de Chopin, por lo que tenía sentido que su primer trabajo en La Florida le correspondiera al área de orquestaciones de una serie de discos lanzados por Plácido Domingo.

Pero lo cierto es que Copello -ganador de tres Grammy y tres Latin Grammy- es ahora mundialmente conocido por lo que ha hecho en el campo del pop comercial de largo alcance, como lo demuestran sus exitosas colaboraciones con artistas como Marc Anthony, Ricky Martin, Jennifer López y Alejandro Sanz.

“Una de las satisfacciones más grandes que me ha dado la vida es poder traspasar fronteras y trabajar en diferentes géneros”, le dijo el productor a HOY a través de una conexión telefónica con la ciudad del sol. “Yo crecí en el entorno de la música clásica, pero asociaba también la rumba colombiana con la música guapachosa de la época; era como que cada cosa despertaba emociones distintas sin que una fuera en contra de la otra”.

De ese modo, el bogotano se graduó como compositor de música clásica y como pianista también clásico, pero sintió pronto la necesidad de acercarse más al público masivo. “Lo que pasa es que la audiencia de la música clásica me pareció un poco aburridita, un poco snob, y yo sentía que la música le tenía que llegar a más gente; pero agradezco mucho la formación que tuve, porque te hace más longevo, menos perecedero, como le pasó a George Martin, quien terminó dándole arreglos de lo más interesantes a los Beatles”, afirmó Copello.

Él hace pop comercial, sí, pero el suyo suele ser elegante y bien trabajado. “He tratado de hacerlo con muy buen gusto, aunque he sentido la arrogancia de músicos de otros estilos y, por el otro lado, la intolerancia [de algunos artistas del pop] a hacer acordes más complejos o buscar otra clase de armonías; he sido casi como la OEA [Organización de Estados Americanos] de la música, tratando de conciliar los mundos”, comentó con una risa. “Y lo hago sobre todo porque tengo mucho respeto por el poder que tiene la música para transformar nuestras vidas con un lenguaje que no es racional, sino absolutamente espiritual”.

El cantante neoyorquino de origen puertorriqueño Marc Anthony se ha visto beneficiado por las habilidades del productor y compositor colombiano Julio Reyes Copello.

El cantante neoyorquino de origen puertorriqueño Marc Anthony se ha visto beneficiado por las habilidades del productor y compositor colombiano Julio Reyes Copello.

(ALF / EFE)

Copello no se limita a producir y a crear arreglos, sino que es también compositor. “Aprendí a escribir canciones con [su compatriota] Estéfano, que fue mi primer mentor; pese a que él es un músico intuitivo que no sabe ni siquiera dónde está el do en un piano, es un genio, y nuestras maneras de trabajar se combinan muy bien”, aseguró.

Este sudamericano no participa siempre en la parte compositiva de los artistas con los que colabora, pero cuando lo hace, los resultados pueden ser deslumbrantes, como ocurrió con “Ahora quién”, la canción interpretada por Marc Anthony que fue su primera creación original y es prácticamente un clásico moderno del desgarro amoroso.

“Uno de los mejores regalos que he tenido es pararme en un semáforo y ver al conductor de al lado cantando el pedazo de la letra que dice ‘me miro en el espejo y me siento estúpido’ mientras se miraba al espejo de su propio carro”, recordó nuestro entrevistado, maravillado. “Eso es una prueba de que la música se convierte en una catarsis que te permite de algún modo darle un cierre a tus problemas”.

---

CON LOS GRANDES AL LADO

-Marc Anthony: “Él es un ‘entertainer’ por naturaleza y quiere hacer que la pases bien todo el tiempo. Que una persona con tanto talento tuviera la generosidad de confiar tanto en mí cambió completamente mi vida. Llevamos 13 años de amistad y, aunque no lo veo todo el tiempo ni compongo todas las canciones que hace ahora, siempre soy su productor vocal”.

-Jennifer López: “La separación entre ella y Marc [Anthony] fue súper civilizada, por lo que no hay ningún problema con que yo siga trabajando con los dos. Acabo de grabar con Jennifer una canción original que es un dueto con Jennifer Nettles, una artista [anglosajona] de country; se llama ‘My House’”.

-Ricky Martin: “Ricky es un tipo súper especial que trae consigo un mensaje de tolerancia muy necesario para toda la gente que se siente marginada, así como para toda la comunidad gay. Es una luz de aceptación; de hecho, cuando sales de uno de sus conciertos, sientes que nadie te debe juzgar por tu aspecto o por tu raza”.

EL PAPEL DEL POP ‘SERIO’

“Ahora la parte más ‘mainstream’ del pop es el reggaetón, y creo que eso está dejando de lado a un sector muy grande de la población que es más sensible y quiere escuchar a los compositores que no son predecibles y no hacen necesariamente música para bailar. No sé qué va a pasar cuando Alejando Sanz decida retirarse, porque tiene 15 millones de seguidores. Esa es una de las razones por la que he fundado mi propia compañía discográfica, The Miami Art House, con la que estoy tratando de llenar esa necesidad”.


Anuncio