Anuncio
Share

Yuyachkani, de Perú, impuso su impactante comentario social en L.A. como parte de Pacific Standard Time

Los miembros del grupo Yuyachkani durante una de las escenas culminantes del montaje que presentaron en el Sur de California.

Los miembros del grupo Yuyachkani durante una de las escenas culminantes del montaje que presentaron en el Sur de California.

(Facebook del artista)

La maratónica serie de eventos relacionados a Pacific Standard Time: LA/LA llega pronto a su fin, pero deja a su paso varias sorpresas inolvidables en el plano teatral, como el ciclo internacional que se desarrolló desde inicios del 2018 en diversos escenarios locales y en el que se incluyó un impresionante montaje de Yuyachkani, renombrada compañía independiente peruana que, a lo largo de sus 46 años de existencia, se ha empeñado en exhibir obras de creación colectiva profundamente vinculadas a la realidad de su país.

Lo interesante es que, además de su valor artístico, “Discurso de promoción”, la pieza en cuestión, presentada a lo largo de tres funciones en el REDCAT, resulta sumamente ambiciosa para una propuesta de su tipo debido a la abundancia de elementos agregados (recurriendo a la modalidad del “objeto encontrado”, ya existente y con carga histórica) y el uso de dos espacios completamente distintos, porque si bien la mayor parte de lo mostrado se desarrolló dentro del teatro, el primer acto se apoderó de la sala de entrada del mismo, que es normalmente una simple zona de tránsito.

Recurriendo a artilugios limitados pero pertinentes, los artistas limeños transformaron esta zona de acceso en una escuela típica de la nación andina en la que se desarrolla una kermesse con la participación de alumnos, profesores y padres de familia, enfrascados en números de canto bajo el acompañamiento en vivo de un grupo acústico que rescata géneros populares de aquellas latitudes, como la música criolla y el huayno.

La inesperada apertura festiva hizo que varios de los asistentes se animaran al baile y tuvo un tono indudablemente nostálgico para quienes extrañan este tipo de melodías, pero poseyó también un llamativo aire de ironía al recuperar letras que presentan una imagen idílica de un territorio que tiene muchos problemas que resolver, como lo dejó en claro la segunda parte, emplazada dentro del local y dueña de un tono mucho más oscuro, mucho menos narrativo y ciertamente experimental, aunque matizada también por incursiones instrumentales ahora eléctricas y con referencias al rock, la cumbia y el hip hop.

Incluso bajo esas condiciones, la búsqueda por romper los confines habituales hizo que las acciones se desplazaran constantemente, forzando al público a hacer lo mismo y prolongando la interacción. Solo había por ahí unas cuantas sillas, por lo que estuvimos sentados y parados de manera alternativa, recibiendo en una ocasión una de esas banderitas que sirven para propósitos patrióticos (y patrioteros) y, en otra, un cuaderno cuyo contenido daba de manera didáctica pero contundente información relacionada al proceso de esterilizaciones forzadas implementado por el gobierno de Alberto Fujimori, quien acaba de ver interrumpida su pena carcelaria por crímenes de gravedad gracias a un indulto firmado por el actual mandatario Pedro Pablo Kuckzynski que ha despertado protestas a nivel mundial.

“Yuyachkani siempre ha trabajado con los temas del Perú, construyendo un teatro que tiene que ver con nuestros personajes y con nuestra Historia para generar una dramaturgia propia”, nos dijo luego Miguel Ángel Rubio, director desde hace casi cuatro décadas de un grupo con un nombre de origen quechua que significa “Estoy pensando, estoy recordando”.

La obra recrea en su primera parte el ambiente de una escuela peruana que lleva a cabo un evento pro fondos.

La obra recrea en su primera parte el ambiente de una escuela peruana que lleva a cabo un evento pro fondos.

(Facebook del artista)

Para Rubio, “Discurso de promoción” es “una mirada crítica a la celebración del Bicentenario de la Independencia, que se dará el 2021. La idea es analizar lo que significa esa conmemoración desde el lado de lo que nos debe la República en nuestra condición de ciudadanos, partiendo del famoso cuadro de San Martín de Juan Lepiani que hizo invisibles las rebeliones previas de los indígenas. ¿Tenemos razones para celebrar?”

Como lo insinúa el cuestionamiento a las esterilizaciones forzadas en un montaje que se estrenó originalmente meses antes de que Fujimori fuera indultado, los miembros de esta compañía no se encuentran precisamente felices con lo que ha venido sucediendo en su terruño durante las últimas semanas.

“No estamos en contra de un indulto humanitario, pero eso ha sido una negociación política plagada de mentiras, amañada y sin ningún respeto por las víctimas [del régimen fujimorista], con argumentos falsos como que el señor está enfermo”, enfatizó Rubio. “El Perú está indignado; estamos pasando por un momento de desgobierno tremendo”.

“Discurso de promoción” cuenta con muchos matices críticos.

“Discurso de promoción” cuenta con muchos matices críticos.

(Facebook del artista)

Pese a esto, él mismo ve con optimismo el futuro del arte en su país, porque considera que, además de que hay muchos jóvenes conscientes que han salido a las calles para mostrar su desacuerdo con los malos manejos del poder, existen propuestas sumamente interesantes en relación a la ‘performance’, las artes visuales y las tablas.

“Yuyachkani no es una excepción, sino parte de un movimiento; creo que el arte no le ha dado la espalda a los momentos más gravitantes de nuestra realidad, incluso en las etapas más duras del conflicto armado. Y lo que se produce ahora es solo una prolongación de todo eso”, afirmó.


Anuncio