Anuncio
Share
Espectáculos

Tempo golpea de nuevo y dice que este es solo el primer round en su pelea con Residente

Tempo

El rapero boricua Tempo no niega que la controversia generada por sus disputas con Residente resulte finalmente beneficiosa para ambas partes y hasta para la prensa.

(Cortesía)

Esta semana, la noticia más difundida con respecto a la música latina ha sido sin duda la que habla del enfrentamiento entre Residente (el conocido cantante que se dio a conocer con Calle 13) y Tempo (un veterano del género urbano en Puerto Rico).

Todo saltó a la vista pública luego de que el segundo lanzara “Calle sin salida”, un duro tema en el que cuestionaba las palabras del primero en relación al reggaetón, y que fue casi de inmediato sucedido por “Mis disculpas”, una canción de Residente que responde incluso con mayor rudeza las acusaciones de su distanciado colega.

En busca de respuestas, HOY Los Ángeles decidió comunicarse con Tempo a través de una conexión telefónica con la ciudad de Miami, en la que él se encontraba de visita, para empezar preguntándole por qué decidió emprender una acción semejante en este momento (esperamos tener la oportunidad de que Residente nos dé su versión de los hechos).

Anuncio

“Desafortunadamente, en el lapso de tiempo en que Residente estuvo haciendo su carrera con Calle 13, yo estuve en prisión, pero antes de eso, había un fenómeno grande de Tempo”, fue lo primero que nos dijo el ‘rapero’ nacido bajo el nombre de David Sánchez Badillo. “Al caer en la cárcel, mi carrera hizo una pausa, pero al salir encontré que Residente se estaba desligando del género; ese no era el problema, sino que en cualquier oportunidad que se le daba un foro abierto, sea en los Grammy, los Billboard o Villa Del Mar, atacaba fuertemente al reggaetón y trataba de boicotearnos en esas plataformas tan importantes, pese a que fue la música que inicialmente lo hizo, que le abrió las puertas de las emisoras”.

Según Tempo, lo primero que hizo fue contactar a Residente a través de Instagram para pedirle explicaciones por las cosas que había dicho. “Él había declarado que lo que dijo no fue sobre el género, pero claro que fue sobre el género, porque ha estado tirándonos fango todo el tiempo, y eso se prueba en [los ‘samplers’ presentes en] la introducción de mi canción”, insistió.

“Le escribí ‘si a mí me da la gana tú no vas a entrar a Puerto Rico’, y ahí se asustó, se puso nervioso, empezó a llamar gente y la gente me llamó a mí; entonces, yo respondí ‘tranquilo, no va a pasar nada, esto es solo música. Retráctate de lo que dijiste, y si no lo haces en 72 horas, te voy a tirar”, recordó el ‘rapero’ de 39 años.

Anuncio

“Se supone que es un tipo muy inteligente que nos tilda a nosotros de brutos, quizás porque no tuvimos las oportunidades que él tuvo para estudiar, porque su familia fue un poco más pudiente que las de nosotros”, agregó. “Pero si estás bajando al nivel de un bruto para tirarme, me pones en una posición privilegiada y demuestras que el bruto eres tú, porque todo el mundo está diciendo que soy el único que se atrevió a enfrentarte y a desenmascararte”.

Duelo conveniente

En medio de esta controversia y de las posiciones adoptadas por cada uno de los involucrados, no han faltado los que consideran que esto se ha dado simplemente como una estrategia para vender, aunque hay que recordar que estos dimes y diretes musicales entre artistas (que en español se describen como “tiradera”) son un fenómeno común en el universo general del hip-hop.

“Venimos de un género que es bien competitivo, siempre y cuando se quede en lo musical; pero las dos partes están haciendo un marketing y a las dos partes les ha funcionado”, admitió Tempo. “Él tiene un disco [nuevo] y yo voy a lanzar otro, pero aquí no hay nada planeado, porque vino de un sentir de mi parte donde yo considero que él es una persona sumamente hipócrita que se defendió [tras lo que le dije], pero que sacó la ‘tiradera’ de contexto, porque [en su canción de respuesta’] me tira un minuto y el resto es de política y de temas sociales, entre los que incluye menciones muy cuestionables a niños con problemas de autismo, a personas con síndrome de Down y a los que son ciegos”.

Tempo

Este cantante tuvo que interrumpir su carrera por un largo tiempo debido a una condena carcelaria cuya responsabilidad no niega.

(Cortesía)

Sea como sea, a quien le podría convenir más toda esta publicidad es a Tempo, no a Residente, quien es uno de los artistas más conocidos (y reconocidos) de la escena hispana. “Quizá lo puedan decir; yo no tengo ningún problema con eso, porque a estas alturas, no tengo nada que perder, debido a que perdí literalmente mi vida [sic] y el crecimiento de mis hijas”, retomó el entrevistado.

“¿Pero qué te hace pensar que soy un enemigo pequeño si él me está prestando tanta atención?”, contraatacó. “Lo que le dije le dolió, y eso es porque la verdad siempre duele. Además, yo me considero una figura internacional; acabo de regresar de una gira en Europa, he ido a Chile, a Colombia y a Ecuador, y también he cantado en Los Ángeles; y lo que está pasando ahora es una noticia mundial, por lo que yo también podría convertirme en una figura mundial”.

Dentro de todo, Tempo admite que lo peor que pasó en su vida fue exclusivamente culpa suya. “Ya pagué mi precio; me extraditaron de Puerto Rico a prisiones federales y la primera sentencia fue de 25 años. Cuando llevaba 9 años [de encierro], perdí mi primera apelación, y un año después, me pasaron a una prisión de máxima seguridad por cosas que no se pueden hablar”, retomó.

Anuncio

“Después hice otra apelación porque mis abogados me representaron mal; me volvieron a mandar a Puerto Rico y ahí me dieron un nuevo ‘deal’”, prosiguió. “Me quisieron dar 17 años y terminé cogiendo 15, aunque al final hice 12”.

Pasado y presente

En vista de lo dicho, valía la pena preguntarle si está siendo más cuidadoso en la actualidad, tomando en cuenta que uno de sus éxitos mayores en el pasado se titulaba “Narcohampón” y lucía casi como una declaración de principios.

“En los términos de supervisión cuando me soltaron hay varias restricciones, porque esa canción que mencionas fue incluso usada en la corte en mi contra”, explicó. “Cuando empezó todo eso lo negué, porque ese es un derecho que tienes; pero después me di cuenta de que tenía que pelear los 12 rounds y terminé aceptando que estuve involucrado en el narcotráfico de heroína”.

Como ha tenido un pasado delictivo que no niega, era también razonable preguntarle si la línea de “Calle sin salida” en la que le dice a Residente “si te cojo te reviento” no podría ser interpretada como una amenaza real, ante lo que soltó la risa.

“Si conoces la naturaleza de todo lo que ha estado pasando con esto desde los ‘90, sabrás que la ‘tiradera’  es así; muchos la consideramos como un deporte”, detalló. “Pero lo importante de un deporte es jugar limpio, y él ha jugado sucio, con todo lo que ha puesto en su canción, que está generando ya un boicot contra su música en la isla”.

En medio de una disputa que lo tiene bastante entusiasmado (“todos los días son de pesca, pero no todos los días pescas al más grande”, dijo), Tempo ultima los detalles de la que será su primera producción en ocho años (hizo una grabación estando en la prisión). Se titulará “Back to the Game” y no tiene todavía fecha específica de salida, pero contará con colaboraciones de eminencias urbanas como Daddy Yankee y Wisin.

Sin embargo, los líos con Residente ocuparán probablemente su atención por un tiempo más, ya que él mismo ha declarado que este es solo el primer round del combate. “Gracias a Dios, yo nací sin miedo; creo que soy hasta extraterrestre”, concluyó. “Nos hemos sacado sangre; esto ha sido como la pelea entre Marvin Hagler y Sugar Ray Leonard.  Claro que, al final del día, todos comemos de esto, incluyendo a los medios  de comunicación”.

Anuncio


Anuncio