Anuncio

Mark Wahlberg refuerza su aspecto ‘duro’ para ponerse al mando de ‘Mile 22’

Mark Wahlberg interpreta a un agente especial de la CIA en una escena de la cinta "Mile 22".

Mark Wahlberg interpreta a un agente especial de la CIA en una escena de la cinta “Mile 22".

(STXfilms )

En “Mile 22”, Mark Wahlberg interpreta a James Silva, un agente estadounidense de operaciones encubiertas que se involucra en una peligrosa misión destinada a proteger a un disidente asiático dispuesto a revelar información relacionada a un ataque radioactivo de consecuencias impredecibles.

“Partimos revisando a personajes del cine que nos gustaban y que tenían trabajos parecidos, como el de Tommy Lee Jones en ‘The Fugitive’, un tipo al que no le importaba nada fuera de su trabajo”, nos dijo recientemente el astro de Hollywood. “Tras eso, empezamos a hablar del pasado de Silva, del modo en que perdió a su familia; y lo único que tuve que hacer después es encontrar la manera de mantenerme en estado permanente de alerta mientras lo interpretaba, porque yo soy un tipo mucho más relajado”.

“Mile 22” es una cinta particularmente violenta, incluso para la norma habitual del cine de acción. “Para mí, la película perfecta de acción no tiene solo bombas, explosiones y violencia gratuita, sino también personajes interesantes, giros narrativos y detalles inesperados”, prosiguió el actor. “Me gustaba la idea de hacer de un tipo que hace un trabajo del que no sabemos mucho, que tiene luz verde para decidir quién vive y quién muere, y que se enfrenta de repente a algo que se vuelve personal, cuando su meta es evitar justamente esa clase de sentimientos”.

“Es evidente que esta es una película para una audiencia específica, pero no limitada; si un hombre quiere llevar a su esposa a verla un viernes por la noche, por ejemplo, no estará mal, porque esta es una historia que tiene también a personajes femeninos fuertes y que ofrece igualmente algo para las mujeres”, prosiguió. “No es para niños, eso sí”.

En septiembre del 2015, Wahlberg tuvo la oportunidad de reunirse con el Papa Francisco en un evento público, y aprovechó el discurso que le tocó dar para hacer una broma relacionada a sus fuertes creencias católicas.

“Como artista, me gusta tener la libertad de poder elegir los proyectos que me interesan, pero de todos modos, en ese momento, se me ocurrió decir que ojalá que Jesús sea fan del cine, y que si no lo es, que me perdone, porque el niño que cantó para el Papa, y que tenía una voz absolutamente angelical, acababa de decirme emocionado que le encantó ‘Fred’, aunque era muy chico para haberla visto”, recordó nuestro entrevistado, aludiendo al filme sobre un osito vulgar y obsesionado con el sexo.

“No leo un guion pensando en lo que diría Dios, pero tengo conciencia, porque soy además un padre y un esposo, y todo eso tiene que ver de algún modo con las decisiones de trabajo que tomo, aunque no son factores decisivos”, prosiguió.

Por otro lado, Wahlberg manifestó su admiración por Francisco. “Es una persona increíble; está tratando de llevar a la Iglesia al siglo XIX”, enfatizó. “Es algo que se necesita mucho; me encantaría poder ver a curas que se casan y otras cosas”.

Antes de retirarnos, nos pareció adecuado preguntarle por la violencia y el odio que no corresponden a la pantalla y que se viven actualmente en este país, tomando en cuenta que él mismo tuvo problemas de agresividad que involucraban actitudes racistas cuando era un jovencito y de los que se ha arrepentido abiertamente.

“Tenemos que hacer que la gente se una”, insistió. “Es algo que estaba empezando a mejorar hasta la llegada de [Donald] Trump; las cosas que dijo sobre la inmigración hicieron que se desataran muchas tensiones. Necesitamos realmente que la gente se entienda, y lo que amo del Santo Padre es que, cuando lo vi en Filadelfia, había ido a verlo gente de todo tipo, y eso me dio esperanzas por el futuro”.


Anuncio