Anuncio
Share

Karla Souza estrena nueva comedia romántica y cuestiona la falta de latinos en Hollywood

La actriz mexicana Karla Souza en una escena de "Todos queremos a alguien", que se encuentra ya en la cartelera local.

La actriz mexicana Karla Souza en una escena de “Todos queremos a alguien”, que se encuentra ya en la cartelera local.

(Cortesía Pantelion)

La entrevista que nos dio se produjo el 14 de febrero, pese a que ella misma se casó hace cerca de tres años y, evidentemente, preferiría haberse tomado el día para celebrar con su esposo, el banquero Marshall Trenkmann.

“La gente tiene que trabajar, y tú debes saberlo más que nadie”, nos comentó Karla Souza cuando le hablamos de esta circunstancia; pero no lo hizo con un suspiro de resignación, porque se encontraba promocionando el estreno de “Todos queremos a alguien” (“Everybody Loves Somebody”), una comedia romántica que se estrenó ayer en salas estadounidenses y que la tiene muy entusiasmada.

En ella, la actriz nacida en Ciudad de México pero radicada en Los Ángeles interpreta a Clara, una mujer sumamente exitosa en el plano profesional (tiene su propio consultorio médico) pero desafortunada en el romance y muy inclinada a las aventuras de una noche.

“La dejaron hace años y no quiere saber nada del amor, pero es porque tiene miedo de que la vuelvan a lastimar y rechaza por eso el compromiso”, retomó la intérprete. “La familia metiche -como buena familia mexicana- opina mucho y le exige que conozca a alguien de una vez, y finalmente, cuando decide darle una oportunidad a un nuevo pretendiente, regresa su ex emblemático y le revuelve muchísimas emociones”.

En la película, el pretendiente de la protagonista, Asher, es un anglosajón interpretado por Ben O’Toole, mientras que el ex, Daniel, es un mexicano puesto en las manos de José María Yazpik; y curiosamente, en la vida real, Karla terminó casada con un ‘gringo’, pese a que no dudamos de que haya conocido a muchos latinos conquistadores.

“Al vivir en Los Ángeles, he andado con franceses, norteamericanos, mexicanos y brasileros; he estado relacionada a diferentes nacionalidades, pero yo no elijo a una pareja por su origen, sino por su corazón y su mentalidad”, aseguró. “Acabé con la persona con la que acabé no por el lugar donde nació, sino por su forma de ver el mundo, por aceptarme con todos los defectos que tengo y por alentarme con mi sueño, algo que pocos hombres habían hecho”.

“Además, era un hombre de fe, lo que yo estaba buscado, y Dios lo puso en mi camino; yo no había planeado que fuera norteamericano, pero así es el amor a veces”, agregó la actriz, que se dio a conocer en el mercado latino de Estados Unidos con su participación en las exitosa cinta “Nosotros los Nobles”, pero que ahora mismo destaca en el mercado de la televisión estadounidense debido a su papel en la celebrada serie “How to Get Away With Murder”.

Volviendo a la película, como ya lo dijimos, se trata de una comedia, sí, pero de una que trata de apartarse de la superficialidad absoluta que se aprecia a veces en el género para presentar una propuesta bilingüe y multicultural, ya que Clara trabaja en L.A., pero sus padres (a los que visita frecuentemente) radican en Ensenada, Baja California.

“Estábamos buscando una película que uniera lo que vemos ahora dividido por la política, para construir ese puente que es el activismo artístico”, dijo la mexicana, quien fue la productora ejecutiva del filme. “Además, nos interesaba presentar una historia que retratara a una familia latina de una manera digna”.

Karla Souza al lado de Ben O'Toole, quien interpreta a un australiano que se enamora del conflictivo personaje interpretado por la actriz mexicana.

Karla Souza al lado de Ben O’Toole, quien interpreta a un australiano que se enamora del conflictivo personaje interpretado por la actriz mexicana.

(Cortesía Pantelion)

Por una voz latina

“Todos queremos a alguien” aboga de algún modo por la diversidad, porque, como ya lo señalamos, no se centra en una sola cultura ni en un solo idioma, sino que muestra una de esas sociedades diversas y vibrantes que tanto parecen molestarse a muchos de los que se encuentran actualmente en el poder.

“Me preocupa la discriminación que vivimos sistemáticamente, y en lo que me corresponde, yo la noto por ejemplo en la premiación de los Oscars; en realidad, no ves a suficientes latinos retratados en sus vidas cotidianas, y como somos una ‘mayoría minorizada’, eso se me hace bastante problemático”, enfatizó Karla. “La comunidad afroamericana se unió mucho y los resultados ya se están viendo, pero los latinos se mantienen prácticamente invisibles por miedo a ser deportados o a perder sus trabajos”.

“Es peligroso, porque si no nos unimos y tenemos una voz, se mantendrán los estereotipos que ya estamos cansados de ver”, añadió. “Me tomo en serio que se abra esa posibilidad, porque cuando nos retraten de manera digna y no como una estadística, los latinos sentiremos finalmente que somos queridos en este país, que formamos realmente parte de él”.

Una buena parte de esta comedia se filmó en Ensenada, Baja California, aprovechando las bellezas naturales de esa región.

Una buena parte de esta comedia se filmó en Ensenada, Baja California, aprovechando las bellezas naturales de esa región.

(Cortesía Pantelion)

Karla está consciente de la nominación actual de Rodrigo Prieto por su labor de fotografía en “Silence” y de lo ocurrido anteriormente con Alejandro G. Iñárritu y Alfonso Cuarón, pero se refiere a la falta de nominaciones para hispanos frente a las cámaras. “Es que ni siquiera se están contando nuestras historias”, reclamó. “Es tiempo de que nos unamos no solo en el ámbito artístico, sino en todos los aspectos, para lograr un espacio al que tenemos derecho, tal y como se lo dan a otra gente”.

En todo caso, parece haber más apertura en la televisión, donde ella misma tiene un papel importante en una serie tan celebrada como “How to Get Away With Murder”, donde Viola Davis interpreta el rol principal. “Es una buena vitrina, sí, pero sigo viendo una falta de oportunidades si no puedes pasar por norteamericano; mi tez es más clara, pero yo espero que le den espacio a todo tipo de mexicanos, no solo si eres una mujer bellísima con las cualidades que les gusta destacar”, reflexionó Karla. “Necesitamos ver todo tipo de sabores y de cuerpos, porque nos quieren meter en una caja”.

De todos modos, y a pesar de que esta actriz podría pasar fácilmente por una anglosajona, el personaje que ella misma hace en la serie, y que se llama Laurel Castillo, es latino. “Claro; la quisimos hacer así pero sin caer en estereotipos, porque eso no es lo que la define”, comentó. “Está hecha de muchas contradicciones y de muchos ‘layers’ [capas], y eso tiene que ver con la escritora mexicana que contrataron este año, Fernanda Coppel, quien defiende la causa de representarnos de manera realista; necesitamos más escritores de nuestra comunidad para que esto sea posible”.


Anuncio