Anuncio

Emily Blunt está todavía sorprendida por su victoria en los Premios del SAG

Emily Blunt posa en la sala de prensa tras ganar el Premio SAG a la mejor actriz de reparto por "A Quiet Place".

Emily Blunt posa en la sala de prensa tras ganar el Premio SAG a la mejor actriz de reparto por “A Quiet Place”.

(Invision/AP)

No esperaba llevarse el galardón como Mejor Actriz Secundaria en los Premios del SAG, pero se encontraba sin duda agradecida de haberlo hecho por su papel en la aterradora “A Quiet Place”, que le dio además la oportunidad de trabajar con su esposo John Krasinski, quien dirigió y protagonizó la cinta.

“Es sin duda una película que al ser vista da mucho miedo, pero cuando la estás haciendo, no lo sientes del mismo modo, porque estás metida en la dinámica del proceso”, dijo la inglesa en la sala de prensa del evento. “Pero actuar en ella fue todo el tiempo emocionante y conmovedor”.

Blunt no pudo esquivar las preguntas sobre su marido, quien no pareció reaccionar de manera demasiado vivaz al anunciarse el triunfo en el Auditorio Shrine. “Es que realmente no esperábamos que esto sucediera”, aseguró la intérprete. “Voy a esperar a que pase todo esto para ver cómo se encuentra de verdad”.

Ella misma admitió que trabajar con Krasinski fue todo un reto. “No sabía lo que iba a pasar; hubo incluso gente que me dijo que íbamos a terminar divorciados”, comentó. “Pero fue todo lo contrario. La experiencia nos unió incluso más que antes”.


Anuncio